A cuatro días de celebrar un año más del nacimiento de Hugo Chávez

  Jorge Giordani dijo en febrero “… Cuando creas un sistema de administración de divisas, el otro polo (la gente que quiere burlarlo y sacar provecho) nace automáticamente. Puedes perseguirlos, pero siempre le buscan la vuelta: la sobrefacturación, los containers llenos de piedra… trucos para lograr su meta: comprar barato y vender caro…”, http://www.ciudadccs.info.ve/?p=386534

             Pensando la cosa, se nos ocurre que si no será que a estos sistemas de control de divisas (SITME, SICAD) les ha faltado el adjetivo de “revolucionario” para evitar lo que hasta ahora ha sido inevitable, su fracaso.

            Sistema Revolucionario para Entrega de Dólares a los Capitalistas (SIREDOCA), posiblemente fonéticamente no suene tan bien como los nombres que nuestros equipos técnicos le han puesto a sus sistemas de entrega de dólares, pero al menos nos parece que sería un nombre mucho más coherente con la función que a través de estos sistemas se viene cumpliendo.

            No nos llamemos a engaños, llamemos a las cosas por su nombre, tampoco este sistema evitará que la inflación a la que nos tienen sometidos los empresarios y comerciantes capitalistas se acabe. Muy por el contrario, tengamos presente que estamos en una guerra económica y que aunque quienes ¿nos oponemos a los capitalistas?, estamos en el gobierno, el poder económico lo tienen ellos y mantendrán su empeño en desplazarnos del poder político, empeño que posiblemente terminarán logrando, si seguimos como vamos.

            Cualquier lector acucioso podría señalar, bueno ¿ y Ud. que es lo que plantea entonces en cuánto al SICAD?. Nada, le respondería, que sólo se que se le está entregando recursos del pueblo a los capitalistas y que estos mismos recursos que se entregan son lo que sirven para financiar la campaña contra el gobierno. ¿A quien acusa la oposición de la inflación, de la escasez y de la “improductividad” de la empresa privada?. Al gobierno, por supuesto.

            El SITME, según lo denunció primero J. Giordani y un poco después Edmée Betancourt, Presidenta del BCV, sirvió para que cuantiosas sumas de dólares pasaran del patrimonio público al privado y que sirvieron para alimentar el dólar paralelo, desangrando con ello la renta petrolera que se capta y que administra el BCV. Hasta 20.000 millones de dólares fueron otorgados de manera irregular, sin que hasta la fecha no se haya publicado ni un solo nombre de las empresas que participaron en este “festín” y los funcionarios responsables de ello. (http://www.aporrea.org/contraloria/n229466.html)

             El Plan de la Patria (¿alguien del equipo económico del gobierno de Nicolás aún lo recordará?) plantea como su segundo gran objetivo histórico “Continuar construyendo el socialismo bolivariano del siglo XXI en Venezuela, como alternativa al modelo salvaje del capitalismo y con ello asegurar la “mayor suma de seguridad social, mayor suma de estabilidad política y la mayor suma de felicidad”, para nuestro pueblo”. ¿Qué tiene que ver el SICAD con esto?

            Bueno, vainas de uno que a propósito del cumpleaños del Comandante que se acerca, se le hace inevitable recordarlo y extrañarlo.

Carlos Luna.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1323 veces.



Carlos Luna Arvelo


Visite el perfil de Carlos Luna Arvelo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: