Pildoritas 105 (año VI)

Más reflexiones

1.- El regreso de Eduardo Samán a la dirección del INDEPABIS, ha sido recibida con alborozo por un gran sector de venezolanos que estamos siendo víctimas de delincuentes del área comercial en todos los rubros, sobre todo de alimentos, medicamentos, respuestas, pinturas e insumos en general, así como servicios como los que prestan los estacionamientos auto lavados, plomeros y electricistas y no se diga lo que cuesta hoy, aquí en San Cristóbal, no sé si en el resto del país, una consulta médica que ya llegó a los 500 bolívares, por una atención de apenas minutos de lo cual si no se solicita factura, no la dan, lo que quiere decir que por esa vía se está estafando al fisco, pues son ganancias que no se declaran. Un servicio de plomería para simplemente cambiar una llave que gotea, ya cuesta 500 bolívares, lo cual es desde todo punto de vista abusivo.

Tuve la experiencia de hacer denuncias por escrito y nunca fueron atendidas, por ello soy uno de los tantos que celebra la anunciada reorganización de ese importante organismo, que al parecer había caído en manos de mafias enemigas de la Revolución.
2.-Es tan grande la falta de ética de los medios que controla la derecha que para nada informan. con verdad, sobre el hecho de que Venezuela haya sido uno de los pocos países que fue premiado por la ONU, a través de la FAO, por sus logros en la reducción del hambre y sus políticas de alimentación no sólo masiva, sino balanceada para la casi totalidad de los venezolanos, es una muestra más de la mezquindad, la falta de profesionalismo y la dependencia de esos medios a intereses de los enemigos de la Patria.
Al no lograr sus objetivos, como lo denuncia con frecuencia el primer mandatario, invisibilizan las acciones de gobierno y cuando se refieren a ellas es para tergiversarlas e incluso burlarse de de la manera más descarada y anti ética.-

3.- Los acuerdos a que el gobierno ha llegado con la mayoría de los sectores universitarios, han demostrado que las acciones de una minoría tarifada, de algunas universidades públicas, están y siguen estando, dirigidas a la desestabilización, como parte de las estrategias de la derecha en su empeño por derrocar, por cualquier vía, el gobierno del Presidente Maduro, más ahora cuando creen que la desaparición física del Comandante Supremo les facilita las cosas, en una nueva demostración de que no conocen al pueblo venezolano, que les ha dado lecciones ejemplarizantes, tanto en vida de su líder como en las nuevas arremetidas, con el desconocimiento de los resultados electorales del 14 de abril y sus consecuencias dolorosas que claman justicia, así como lo que ahora intentan a través de sectores universitarios apátridas.

4.- El que las cúpulas de la variopinta derecha, así como la llamada Conferencia Episcopal, y la nefasta Fedecamaras, entre otros, abiertamente opositores, sigan hablando de diálogo en un país en el cual vemos, casi todos los días, no sólo al Presidente sino a todos sus ministros, y funcionarios de alto rango, en la calle, dialogando con el pueblo y dándole solución a los problemas de las comunidades en todo el país, incluso a problemas individuales, lo que hace es confirmar que el diálogo que ellos desean es el que les permita regresar a la nefasta costumbre de la cuarta, en la que a espaldas del pueblo se llegaba a acuerdos para repartirse el país, como si fuese una torta, en la que por ejemplo los medios se llevaban una buena tajada, representada en cargos burocráticos, como ministerios, embajadas y posiciones en donde tuvieran la posibilidad de hacer grandes negocios con la mayor impunidad de los cuales es un caso emblemático quien hoy pretende erigirse en líder de la oposición venezolana y en tal intento lo que ha hecho es causarle daño al país y por su inmadurez e imprudencia convertirse en asesino intelectual de varia vidas y casi que llevar al país a una guerra civil.

5.- Se supone que con las 800 gandolas que ya comenzaron a llegar al país desde China, para el transporte de combustible a nivel nacional, uno de los graves problema que se solucionará tendrá que ser el de el inexplicable y descarado contrabando de gasolina y otros derivados del petróleo hacia Colombia, lo cual está manejado por mafias que al parecer tiene tanto poder que no ha habido manera de evitar el desaguadero de dólares que por esta vía deja de percibir el país, pues son productos que bien podrían exportase legalmente para beneficio de la patria y no como ahora sucede, cuando se está beneficiando la delincuencia organizada desde los más altos niveles, seguramente en ambos lados de la frontera.-


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1279 veces.



Saúl Molina


Visite el perfil de Saúl Molina para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: