Camarada Nicolás Maduro, usted tiene el mando y el compromiso, haga cumplir las R/2

Bueno, al fin se juramentó, de ahora en adelante, al Presidente Nicolás Maduro, además de cuidarse en todos los terrenos, principalmente en la seguridad personal, no le queda otra alternativa que, entre muchas otras, garantizar la gobernabilidad, entendida esta como la plena capacidad del Estado para que el gobierno, sin detenerse en los intereses de privilegiados, oportunistas y vagabundos sin merecerlo, llegue con presencia efectiva a los que más lo necesitan.

Usted sabe que el Comandante Supremo, por mucho que se esforzó para corregir o combatir a los maulas, ineptos, viciosos y/o corruptos dentro del proceso, que aun hay unos cuantotes, valga el término, no consiguió el apoyo suficiente para vencerlos. Los opositores internos y externos, endógenos y exógenos, en su objetivo de acabar con la Revolución, se aprovecharon y se aprovechan de ello para crear las condiciones y ejecutar todas las acciones conocidas (y por conocer), que, aun cuando en definitiva no hayan triunfado, nos han hecho, y siguen haciendo, muchísimo daño.

Camarada, le sugiero que no se quede solo en los twiter o en los programas de VTV, nombre un equipo de confianza que le recojan y hagan llegarle las críticas publicadas en las páginas electrónicas como Aporrea, Rebelión y otras, para que se permita tener un conocimiento más amplio y objetivo de la realidad revolucionaria; no permita que los aduladores, que ya debe saber cómo actúan, le marquen pautas de la información recibida, pues es allí donde se colean los viciosos, corruptos y privilegiados.

No crea en funcionario que obliga a sus subalternos a asistir para engordar los eventos de la Revolución, sobre todo a los que, a todas luces, son opositores en pensamientos, como bien viene pasando desde hace bastante tiempo; pues, hay ministros, gobernadores, alcaldes, que haciendo alarde de poder de una convocatoria que no tienen, se presentan a los actos con un gentío, solo para ganar reconocimientos políticos, tal y como seguro pasó, en la concentración del cierre de campaña y las 7 avenidas en Caracas.

Recuerde, sé que Ud. lo sabe bastante bien, todavía existe una importante deuda con la moral y la ética reflejadas en las luchas, desprendimiento, sacrificio, nobleza y esperanza del Pueblo, deuda que el Comandante Chávez definió como la corrupción que carcome los tejidos construidos en 14 años de gobierno.

Igual es importante para su gobierno, que será el nuestro, traer y mantener en la memoria, la conseja lanzada por el Comandante Fidel, cuando se refirió a los 4 millones que no son oligarcas pero votan por ellos, así como tampoco debemos enjuiciar y condenar a priori que los otros 5 millones de venezolanos que esta vez votaron por Radonsky, como traidores, debemos entender que ese aumento se debe, entre otras razones, a las fallas del mismo gobierno y demás estructuras políticas de la Revolución, conformadas por hombres y mujeres con alta responsabilidad.

Para darnos cuenta ventilemos entre otras malignas fallas, las acciones fallidas o las omisiones en materia de ideología que se difunden por los medios de comunicación nuestros; asimismo, la debilidad en la difusión de los elementos que por ley nos permiten o facultan para llevar mensajes, doctrina e ideas, identificadas con los valores de liberación humana recogidos en el pensamiento y acción del Comandante Chávez, que contrastan radicalmente a los valores de la dominación que impone impunemente el sistema capitalista, y nos daremos cuenta, Ud. incluido, camarada Presidente, Maduro, que más ha sido y es, el no haber aplicado oportunamente, las revisiones, rectificaciones y los re-impulsos al cuadrado ordenados por el Líder Supremo, lo que empujó a much@s venezolan@s en estas recién elecciones nacionales, a la acera del frente.

Sin embargo, siendo optimistas, habiéndolo escuchado y visto, debemos afirmar que, seguro con Maduro, siendo Ud. el primer responsable designado por el Comandante Eterno, y nosotros en consecuencia asumiéndolo, todas estas desviaciones que empañan el camino a la felicidad popular, más temprano que tarde, tendrán su fin. Verdad, Presidente Nicolás Maduro?

gusclaret@hotmail.com
Abogado.
Valencia - Carabobo


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2299 veces.



Gustavo C Vásquez


Visite el perfil de Gustavo C Vásquez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a164047.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO