Vuelva Chávez

Para escucharlo nuevamente a viva voz. Con su tono grave y mirada aguda diciendo ¡comuna o nada!, ¡eficiencia o nada! Por su puesto, y vuelve con la pausa necesaria del convaleciente, pero con la vehemencia del líder que siempre es.

Vuelve, para hacer escuchar su palabra, a viva voz, a los acaparadores y especuladores, a todos, a esos que husmean los mercados donde llega la harina, el arroz, la leche o la azúcar, para luego revenderlos a sus semejantes en el barrio o la urbanización. Y a esos, sobre todo a ellos, que disfrutan con la zozobra del pueblo y sus ganancias exorbitantes. Esas grandes cadenas de producción y distribución de alimentos que han sido beneficiadas con el dólar oficial para importar sus insumos, y luego como por suerte de magia hacen desaparecer los productos aquí, y se consiguen allá; allá, en otro país con precios seis veces más altos…es un gran negocio. ¡Qué buen uso le dieron al dólar a 4.30, apátridas! Si a esto agregamos que la mayoría de estas cadenas son trasnacionales, como las empresas polar, tendríamos que preguntarnos, ¿por qué en otros países si abastecen el mercado con las mismas garantías que les ofrece el Estado venezolano, o menos?

Vuelve, para recalcar que detrás del revendedor común y corriente, hay un grave problema de conciencia social, problema ético, inoculado por la cultura perversa individualista que domina el mundo, y que debemos ayudar a emancipar. Y vuelve también para diseñar junto al pueblo militante, estrategias que frenen el complot de la burguesía criolla e internacional (al generar esta “crisis” de desabastecimiento) direccionado a generar las condiciones para un nuevo golpe de Estado. Así de sencillo.

Vuelve por tantas cosas más, entre ellas estas dos últimas. Para hacer escuchar su palabra ante los proceso comiciales locales venideros, con observaciones estratégicas apegándose a los interese libérrimos del soberano como siempre lo ha hecho. Así como también, para solicitar nuevamente a todos los ministerios y funcionarios, el apoyo a la construcción del Estado Comunal, y hacer entender a quien no lo haya entendido aún, militantes bolivarianos u opositores, que las Comunas son el vértice esencial del Socialismo del Siglo XXI. Y hacer entender otra vez a todos y todas, que la solicitud hecha al Vicepresidente hace sesenta y cuatro días hoy, cuando partía a la Habana, no era para que impulsara la creación de grandes consejos comunales o grandes asociaciones de vecinos (a la usanza cuarta republicana); y que por eso hay que estudiar, en este caso las leyes del Poder Popular que encarnan el espíritu transformador de nuestra revolución.

Vuelve Chávez, de ello esto seguro.


aquileonarvaez@hotmail.com

Aquileo Narváez Martínez



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1758 veces.



Aquileo Narváez Martínez


Visite el perfil de Aquileo Narvaez Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: