Pelea de perros

"Es mejor que los traidores se le sumen a los otros y que estos vean qué hacen con ese nido de pirañas"

No hay nada más feo que la traición, porque quien contraría lo que fueron sus principios va contra sí mismo, se desdibuja y termina convirtiéndose en una conveniencia, en un sujeto útil. La lealtad, al revés, es un atributo que no genera ganancias, pero permite a la persona sentirse bien consigo misma.

El regreso del ex gobernador de Aragua y sus demoledoras declaraciones contra su compañero de partido, aquel que el 11 de abril instaba a Chávez a permanecer en Palacio y "resistir", y al poco tiempo brincó para el otro lado y hasta programa en Globovisión tiene, o tuvo, no sabemos, es una expresión de lo que mencionamos al principio. Quien no haya visto una pelea de perros no sabe el horrendo espectáculo que es una guerra de colmillos sedientos de sangre.

Ya una vez nos preguntamos cuántos votos podría aportar "Podemos" a la MUD y cuánta confianza generaría entre los factores de la derecha ver coleados en sus filas a personajes que los habían insultado antes y habían defendido ardorosamente el proceso revolucionario. Ahí tienen, pues.

En una ocasión, Chávez, en una jugada que nos pareció muy audaz, invitó a los que tuviesen vocación de traidores a saltar la talanquera de una vez, para quedarse trabajando con los que verdaderamente estuviesen resteados con su proyecto. Confieso un tímido temor de que el hombre terminase solo, vista la endeble conciencia que parecieran tener algunos que se dicen revolucionarios.

Él tenía razón. Es mejor que los traidores se le sumen a los otros y que estos vean qué hacen con ese nido de pirañas. No es difícil imaginarse el asquito que le debe dar a un copeyano, si es que queda alguno, sentarse al lado de alguien de Bandera Roja, o el trago amargo de la Ramón Guillermo Aveledo para salir ahora en defensa de Ismael García, sin saber si es cierto aquello de que se lo acusa. Pero volvemos a la cantaleta de siempre.

Gente honesta de la MUD terminó por darle la bienvenida a todos los animales del bosque: zorros, ratas, tímidas palomas, hienas, monitos de manitas blancas, tigres con experiencia, si todos juntos ayudan a sacar a Chávez del coroto. Veamos si antes no se comen entre sí en el intento.

mlinar2004@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1855 veces.



Mariadela Linares


Visite el perfil de Mariadela Linares para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Mariadela Linares

Mariadela Linares

Más artículos de este autor