Pildoritas 05 (año 04)

EL SECRETO: ACTITUD

Lo que les copio a continuación, no sé quien lo escribió, llegó a mi correo de alguien que no conozco, estuve a punto de decidir que era correo no deseado, pero no sé por qué razón decidí abrirlo y me pareció tan interesante, que decidí darlo a conocer a través de mi columna.

Considero que esta reflexión no tiene desperdicio, pinta de una manera casi meridiana, un pais como el nuestro, en el que nos sobran las riquezas naturales por tantos años mal utilizadas o desaprovechadas, con las consecuencias que conocemos: un país del que los países llamados “desarrollados” se llevaban a precios irrisorios nuestras materias primas para devolvernos productos elaborados a precios altos, mientras nosotros seguimos rezagados en la meta por alcanzar el desarrollo por carencia de tecnología, que nos permita estar en capacidad de auto procesar esas materias primas, con las que especialmente Dios nos dotó.

Fueron muchísimos los años, en los que ningún gobierno hizo nada por revertir esta situación, hasta que llegó la revolución y por primera vez, comenzamos a oír decir al gobierno, que es absolutamente necesario, exigir a quienes se benefician de nuestras materias primas, nos transfieran tecnología y a quienes nos vendan equipos y maquinarias hagan lo propio si quieren que les compremos y les proveamos de esas materias primas.

Como sabemos quienes no hemos colocado en nuestros ojos lentes de cuero o hemos cerrado nuestros oídos a la verdad, tenemos que aceptar que ya hemos dado pasos tendentes a lograr de forma progresiva esas metas, como medio “si ne qua non”, para reducir la desigualdad y equilibrar la sociedad disminuyendo la brecha entre pobres y ricos, algo que solo se logra en socialismo, para así cumplir los deseos primarios de que habla el texto, o lo que es lo mismo lograr la mayor suma de felicidad posible.



He aquí el texto al que me refiero



“Los deseos primarios de todas las personas son:

1) Salud; 2) Dinero y 3) Amor.

Una forma (no la única, agrego yo y más si es en socialismo) de lograr estos objetivos es siendo rico y próspero. Así como hay personas pobres y personas ricas, hay países pobres y países ricos.

La diferencia entre países pobres y ricos no es su antigüedad, lo cual puede demostrarse colocando como ejemplo a países como India y Egipto que tienen más de mil años de antigüedad y son pobres, por el contrario hay países como Australia y Nueva Zelanda que hasta hace unos 150 años eran desconocidos y hoy son países desarrollados y ricos. La diferencia entre países pobres y ricos tampoco está en los recursos naturales de que se disponga, así por ejemplo Japón que tiene un territorio muy pequeño que no sirve para cultivar ni para la ganadería, sin embargo es la segunda potencia económica del mundo, su territorio es como una enorme fábrica que importa materia prima de todo el mundo, la procesa y luego exporta los productos resultantes a todo el orbe aumentando su riqueza.

También tenemos el caso de Suiza, sin océanos pero con una de las mayores flotas náuticas del mundo, que no tiene cacao pero sí el mejor chocolate del mundo, que en sus pocos kilómetros cuadrados cría ovejas y cultiva la tierra solo cuatro meses del año, pues los restantes son de invierno, que tiene los productos lácteos de mejor calidad de toda Europa; al igual que Japón carece de productos naturales pero da y exporta servicios con calidad muy difícil de superar, y es otro pais cuya seguridad, orden y trabajo lo convirtieron en la “caja fuerte” del mundo.

Tampoco es la inteligencia de las personas la que hace la diferencia y así lo demuestran estudiantes de países pobres que emigran a países ricos y logran resultados excelentes en su educación.

Otro ejemplo son los ejecutivos de países ricos que visitan nuestras fábricas y al hablar con ellos nos damos cuenta que no hay diferencia intelectual.

Finalmente tampoco podemos afirmar que la raza hace la diferencia, en los países europeos o Nórdicos, podemos ver como los “ociosos” (latinos o africanos) demuestran ser la fuerza productiva de esos países, entonces ¿Qué hace la diferencia?. LA ACTITUD, es la respuesta; al estudiar la conducta de las personas en los países ricos se descubre que la mayor parte de la población cumple las siguientes reglas (cuyo orden puede ser discutido): 1) Lo ético como principio básico; 2) El orden y la limpieza; 3) La integridad; 4) La puntualidad; 5) La Responsabilidad; 6) El deseo de superación; 7) El respeto a las leyes y reglamentos; 8) El respeto al derecho de los demás; 9) El amor al trabajo y 10) Su esfuerzo por la Economía y el acometimiento. ¿Necesitamos hacer más leyes?, ¿No sería suficiente cumplir y hacer cumplir estas simples reglas?: en los países pobres una mínima (casi ninguna) parte de la población sigue estas reglas en su vida diaria, no somos pobres porque a nuestro país le falten riquezas naturales(que no es nuestro caso) o porque la naturaleza haya sido cruel con nosotros, simplemente somos pobres por nuestra ACTITUD, nos falta carácter para cumplir estas premisas básicas de funcionamiento de la sociedad; qué bueno sería que la mayor cantidad de gente piense sobre este tema, si esperamos que papá gobierno solucione todos nuestros problemas podríamos esperar toda la vida. Un mayor empeño puesto en nuestros actos junto a un cambio de ACTITUD, puede significar la entrada de nuestro país en la senda de progreso y bienestar.

Estos valores animarán cada proceso de cambio que impulsemos, cada meta que alcancemos y sobre todo el estilo de vida que llevemos”-

Hasta aquí la reflexión que se puede resumir en una sola palabra: ACTITUD, vamos a buscarla, quienes la hayamos hallado, vamos a contagiársela a los demás y si es necesario vamos a luchar contra los que teniéndolo todo, en una actitud despreciable se desviven por evitar que quienes vienen empujando de abajo hacia arriba, con actitud, puedan llegar hasta donde ellos han llegado, no precisamente por una actitud plausible sino muchas veces a costa de esos que luchan con mente positiva por lograr la felicidad.

yuviliz40@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1527 veces.



Saúl Molina Z.


Visite el perfil de Saúl Molina para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: