Los “jalapatierra” son más dañinos que las Arrastradoras

De niño, en mi natal Punta de Piedras, veía los trenes “jalapatierra”. Era algo normal, cotidiano pues. Incluso me encantaba el vocerío de la gente “jalando el tren”. Obvio nunca imaginé lo dañino que era y sigue siendo esa herramienta pesquera considerada por los pescadores artesanales como una maldición. En ese entonces los echaban en la orillita. ¡Claro! Había pescado por carajazo. Hoy me entero que los echan en Cuagua, a las dos de la mañana y lo jalan completo a las 10 del mediodía para Punta de Piedras. ¡De bola! Acabaron con los alevines. Y no acaban con los huevos porque los corales rompen los trenes.

Se pensaba que con la muerte de las Rastropescas acabaría el daño ecológico a la fauna marina. Pero resulta que el copo , es decir la malla de los “jalapatierra”es mucho más pequeña que la de la Rastropesca lo que empeora la selección de la captura y en consecuencia es más grande la perversidad ecológica.

Conozco a fondo el problema porque provengo de familia de pescadores artesanales. Los Jalapatierra son más perversos que las Rastropescas mil veces. Lo que significa que hay que aplicarles la misma medicina de las Arrastradoras. ¿Sabrá eso Chávez?

Lo doloroso es que las autoridades conocen ese peo y, hasta ahora se han hecho las locas. Es más. Me entero que hay un informe y una reunión de los pescadores con estas y no ha pasado nada. Una de dos; o les importa un comino o son unos flojazos. Aunque sin ánimo de caer en especulaciones la gente dice en la calle que hay engrase. A todas estas ¿porque el Gobernador Morel no le mete el pecho a esa sinverguenzura? Lo mismo que las autoridades militares, municipales y los entes nacionales del Poder Central que activan en Laisla.

Un tren “jalapatierra” es una Rastropescadora más. La diferencia es que el “jalapatierra! Es halado por dos lanchones hasta “orille e playa”. Mientras que la Rastropesca lo aborda a la cubierta del barco. Lo más arriechi es que los “jalapatierra” lo “jalan” ante la vista de todo el mundo y hasta ahora ninguna autoridad ha dicho esta boca es mía.

Como consecuencia del daño ecológico causado a la fauna marina neoespartana cada día se le hace más difícil al pescador artesanal llevar la comida a casa. Me cuentan que en Punta de Piedras hay trabajadores del mar que deben hasta el modo de caminar pues la pesca no les alcanza a veces ni para comprar combustible. Mucho menos para mantener el motor y el casco del botecito.

TINTERO

Me duele en lo más profundo de mi corazón la repentina muerte del Secretario General de Gobierno de Vargas, Coronel y colega José Manuel Ruiz, uno de los hombres más inteligentes del gabinete del Gobernador Carneiro. José Manuel, así le llamaba, era un buen tipo, talentoso, y tranquilo y frío en los momentos difíciles. Serio y trabajador. Enemigo el pantallerismo y del quítate tú pa ponerme yo. Leal al Gobernador Carneiro hasta los tuétanos y amigo de los amigos. Con su ida al más allá Vargas pierde una pieza muy importante en su devenir histórico. En lo personal me siento muy mal porque en vida me mostró un cariño muy especial desde el día en que lo conocí en el Club Militar de Mamo, cuando éramos cuatro gatos allá por agosto de 2007 y comenzaba la historia del cambio positivo que hoy experimenta Vargas. Paz a sus restos y resignación a sus familiares, demás seres queridos y amigos especialmente al Gobernador Carneiro, quien le apreció y lo apreciará siempre.

americoarcadio@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2635 veces.



Américo Hernández


Visite el perfil de Américo Hernández para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: