Sentir Bolivariano

La maquinaria revolucionaria

Continuamos aceitando la maquinaria electoral – la maquinaria roja, bolivariana – del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV). El pasado sábado juramentamos las unidades de Batalla Bolívar – 200 (UBB-200) de todo el estado. Como sabemos, estas son equipos de trabajo electoral por cada centro de votación. Realizamos sendos actos para dicha juramentación; uno en el municipio capital con la participación de los miembros de las unidades de batalla del eje llanero y otro en Pedraza, con los del eje andino. Mucha alegría, participación, camaradería y solidaridad. Continuamos avanzando, sin duda, en el fortalecimiento de la unidad revolucionaria. Ahora bien, recordemos que previamente se designó el comando de campaña estadal – fuimos juramentados por el Comandante-Presidente en un acto en la capital de la República, junto al comando nacional y todos los estadales-; se constituyeron los comandos circuitales y continuamos ahora conformando y fortaleciendo las patrullas socialistas o patrullas operativas – una por cada mesa electoral-, las cuales estarán coordinadas por su respectiva UBB-200; todas éstas por su comando circuital y estos por el comando estadal, el cual coordina directamente con el comando nacional.

Ahí está, estructurada y organizada para una campaña electoral de contacto directo con el pueblo, donde patrulleros y patrulleras juegan un papel fundamental. Son los responsables de presentar, en visitas casa por casa, con la implementación del tradicional 1 X 10, los planes de gobierno, los logros de la Revolución, a los electores; teniendo muy presente que esta campaña, como todas las anteriores, es Revolucionaria, Transformadora; es decir, debe mantener como línea de acción fundamental, el trabajo en la calle para continuar fortaleciendo la Organización Popular y la elevación de la Conciencia del Deber Social, para seguir avanzando en la construcción socialista, con mayor y mejor Organización Comunal y Conciencia Revolucionaria, hacia la gran victoria de Septiembre.

Dicho de otra manera, las patrullas operativas del PSUV no deben cumplir solamente labores electorales, su trabajo diario y permanente debe servir, entre otras tareas importantísimas para, como plantea un editorial reciente del diario Vea, luchar en el seno de la administración pública “contra la corrupción y la burocratización, para desenmascarar los elementos descompuestos infiltrados en los despachos oficiales, combatir la quinta columna o neutralizarla, ejercer la vigilancia revolucionaria y elevar la disciplina y la productividad en el trabajo…”.

El mismo editorial plantea que “… las organizaciones del PSUV deben funcionar preferentemente en las empresas del Estado, en las nuevas empresas socialistas, en las empresas nacionalizadas, en las dependencias ministeriales, de las gobernaciones y alcaldías, a fin de garantizar la dirección política revolucionaria, la lucha contra la quinta columna y los escuálidos infiltrados, elevar la disciplina y la productividad en el trabajo, fortalecer la ideología y el aliento patriótico”. Interesante planteamiento, que pienso, debemos considerar, sin descuidar, por supuesto, la gran tarea que mencionamos arriba, en las visitas casa por casa en cada una de nuestras comunidades.

Por otra parte, sabiendo que no debemos caer en triunfalismos y que debemos seguir trabajando muy duro, cada día con mayor compromiso revolucionario, con mayor convicción socialista, me parece importante considerar para el debate las opiniones de Marciano, publicadas hace pocos días en el mismo diario Vea, sobre nuestra Maquinaria Revolucionaria. Escribe el Compatriota: “Es difícil que una maquinaria como la que tiene el chavismo pueda ser derrotada por el aparato de la oposición. La razón es bien simple: Mientras existe una estrecha relación entre maquinaria, chavismo y liderazgo de Chávez que permite llegar a por lo menos 60% de la población electoral, la estructura organizativa de la oposición, dadas las limitaciones que presenta, no tiene capacidad para conectarse con el antichavismo de la calle. Además, éste definitivamente no cree en partidos como AD, COPEI y menos en los reciclados con nombres y siglas diferentes. En otras palabras, mientras el chavismo se mueve orgánicamente, la oposición lo hace inorgánicamente. Mientras hay conexión real entre partido y liderazgo con el pueblo chavista, la desconexión, la falta de relación entre la conducción partidista de la oposición y el pueblo antichavista es evidente. Se observa a simple vista, y, además, la registran todas las encuestas”.

Vamos pues, a la gran batalla; hacia la gran victoria del 26 de Septiembre, recordando siempre que estamos construyendo Socialismo, que realizamos una Revolución dentro de la Revolución y que ésta no será real y verdadera sin una fuerte y disciplinada Organización y sin una sólida Conciencia Revolucionaria en colectivo…

Patria Socialista o Muerte!

Venceremos!!

Barinas, 14 de Junio de 2010

sentirbolivarianobarinas@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1965 veces.



Adán Chávez Frías


Visite el perfil de Adán Chávez Frías para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Adán Chávez Frías

Adán Chávez Frías

Más artículos de este autor