Facetas de una oposición que carece de neuronas

 A diario se escriben artículos firmados por gente de la oposición cuyos contenidos dan pena ajena y de veras que resulta muy importante darlos a conocer de manera íntegra para que quienes, sin importarnos de que puedan o no simpatizar con el gobierno de Hugo Chávez, pero que son personas pensantes y reflexivas,  se sorprendan y conozcan a todos esos sujetos que intentan convertirse en sus voceros mediáticos cotidianos, pues las falacias que escriben son de tal magnitud, que por sí mismas son más que suficientes, tanto para evaluar sus capacidades intelectuales y críticas, como la  moralidad y la ética de que hacen gala…

Aquí les traigo uno que ha salido en la edición de hoy 24/04 de El Universal, bajo el título “Encuentro amistoso”, de la señora Maruja Tarre Briceño, conocida como internacionalista y militante copeyana, referido al encuentro de Chávez-Obama, sobre el cual no vale la pena hacerle comentario alguno, pues su propio contenido se encarga de confirmar lo que decimos. Veamos:

“Ojalá Obama oiga cuando le digan que Chávez no escribe libros sino destruye bibliotecas.

Sabíamos, desde los primeros debates en la campaña presidencial, que Obama hablaría con Chávez. Pero la sorpresa de la Cumbre de Trinidad, que asombró a Chávez mismo, fue la extraordinaria calidez que Obama le otorgó a ese primer encuentro. No hubo un saludo formal y discreto sino risas, agarradas de mano, chistes y hasta el famoso "bye my friend" de la despedida.

Tanto el Washington Post en un reciente editorial, como el periodista afroamericano ganador del Pulitzer de este año, Eugene Robinson, le advirtieron claramente al Presidente de las consecuencias indeseables de legitimar las acciones de Chávez en este momento de particular represión. Con su arrogancia característica Obama respondió a las críticas, diciendo que puede conversar con Chávez porque el ejército venezolano no representa ninguna amenaza para EEUU. Esta respuesta absolutamente fuera de lugar demuestra que las violaciones recurrentes por parte de Chávez a la Carta Democrática de la OEA, no tienen ninguna trascendencia para EEUU, ni tampoco para los otros países igualmente signatarios del desdichado documento.

Para terminar de demostrar su superficial interés por América Latina, Obama al recibir el regalo de Chávez creyó que se trataba de uno de los libros escritos por nuestro caudillo ilustrado. Su ignorancia sobre Galeano es absolutamente perdonable, pero que a estas alturas un político de talla pueda creer que Chávez tiene una obra escrita, es demostrar que no tiene la más mínima idea del tiranuelo con quien está intimando. Ojalá oiga cuando le digan que Chávez no escribe libros sino destruye bibliotecas, que no es Robin Hood sino el jefe de uno de los gobiernos más corruptos del mundo, que no es un pobre perseguido sino que se dedica a perseguir a quienes no piensan como él.”

oliverr@cantv.net



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2045 veces.



Iván Oliver Rugeles


Visite el perfil de Iván Oliver Rugeles para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Iván Oliver Rugeles

Iván Oliver Rugeles

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /venezuelaexterior/a76717.htmlCd0NV CAC = Y co = US