Jubilados de Pdvsa Exigimos Justicia

Cuando se inicia el nuevo año 2018 el panorama no parece tan halagador, así hayamos implorado a los dioses e invocado la buena suerte al Santo Cristo de La Grita, para los retos que nos esperan en estos nuevos 365 días del año que comienza.

Desde luego que todos apostamos para que en nuestro país, la Revolución Bolivariana se consolide y encuentre la brújula que nos oriente; tanto en el campo económico como social y nos señalé la dirección esperada para el rendimiento de los pocos ingresos que se depositan en el bolsillo de todos los venezolanos.

Desde luego que para muchos, amparados como el Estado por la maquinita del tan codiciado dólar (no precisamente el dólar today), resulta una tabla de salvación para subsistir, en este justo paso del desierto, al cual nos conduce el heredero de Chávez, el Presidente Nicolás Maduro, por seguir la causa de un país soberano y libre de las ataduras del neoliberalismo y del capitalismo salvaje.

A medida que ha transcurrido el tiempo, la varita mágica que nos ató a una economía petrolera, mono productora y dependiente, no nos ha permitido romper las cadenas, para poder así encontrar otras fuentes de ingreso o una moneda virtual, como el anunciado "petro", el cual verdaderamente nos permita salvarnos de esta inflación inducida (ya convertida en hiperinflación) que nos lleva, por ahora, a la desesperación y nos conduce a un callejón sin salida.

Es bajo el anterior panorama, en el cual estamos inmersos los venezolanos y entre ellos, una población de jubilados petroleros quienes dedicamos parte de los mejores años de nuestra vida productiva al país, a través de la principal empresa del Estado venezolano.

En medio de la crisis - que no es nueva - causada no necesariamente por los herederos de la IV República sino por los quinta columna, quienes se montaron en el portaviones de Chávez y se rasgaban las vestiduras por el Comandante con la consigna de todos "somos rojos rojitos".

Ahora quienes tratan de hacer milagros en Pdvsa, mientras grupos buscan repartirse la tortilla (contratos) con lo poco que queda de la industria y otros, se fueron con el botín pensando en regresar como candidatos presidenciales, los jubilados cargamos con la cruz de víctimas de quienes usufructuaron el Fondo de Pensiones.

Una entidad financiera fue creada (manejada en divisas) para amortiguar la crisis a futuro de los jubilados de la industria petrolera y petroquímica y hoy, gracias a mafias denunciadas por el Fiscal General, solo recibimos la burla e injusticia por parte de quienes dirigen la empresa y se blindaron a futuro, con una homologación desde el 2016 y cambiaron a adrede los estatutos del Fondo de Pensiones que protegía a más de 28 mil jubilados agrupados en AJIP (art. 33).

Actualmente la lucha continua y bajo la constancia y la paciencia de los dirigentes de la Asociación de Jubilados (AJIP), se ha emprendido una cruzada que clama justicia y enarbola la bandera de reivindicaciones negadas por las antiguas autoridades de Pdvsa y sus equipos de RRHH, mejor calificados por los propios trabajadores de la industria como Recursos Inhumanos.

Los jubilados de la industria petrolera y petroquímica no entendemos como en tiempos de Revolución y con un Presidente Obrero a la cabeza, se nos siguen negando nuestras justas reivindicaciones expresadas en una pensión integra, el rescate del Fondo de Pensiones y una homologación a los agrupados por AJIP.

En la Defensoría del Pueblo, Contraloría General de la República y en propio despacho del Presidente Nicolás Maduro reposan correspondencias denunciado la injusticia.

Ahora cuando se ha destapado la olla de la corrupción y aparecen culpables, quienes deben ser juzgados, para que no quede impune los robos en Pdvsa y pasen a ser una ópera bufa o un vulgar show, los jubilados deseamos entre en acción en Fiscal General de la República Tarek William Saab y hayan culpables.

Apoderarse de los ahorros, haberes y gananciales de un colectivo de jubilados no es poca cosa y sobre todo, cuando dichos recursos se manejaban en divisas para generar mayores dividendos. No es posible que quienes firmaron el cambio de estatutos para consumar su uso anden campantes o detenidos en suite en el Sebin.

Otros más afortunados descansan y escriben por las redes desde la frontera de Italia con Francia, aspirando ser presidentes de Venezuela. Algunos, también cercanos al entorno del Comandante recibieron la presidencia de Citgo, al caer los traidores a la Patria y otros, bien nutridos, se mantienen al frente de las Federaciones Sindicales con su cara bien lavada y defendiendo a la clase obrera, chavista, marxista y leninista.

El colectivo de jubilados de la industria petrolera y petroquímica, agrupados en AJIP esperamos que de una vez por todas, las nuevas autoridades de Pdvsa, lideradas por un Mayor General de las FANB, hagan la verdadera justicia y la misma sea refrendada por el Presidente Obrero Nicolás Maduro Moros.

¡Amanecerá y veremos!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2904 veces.



Marco Tulio Arellano

Jubilado en Pdvsa

 arellanomt@hotmail.com      @Homugria

Visite el perfil de Marco Tulio Arellano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Marco Tulio Arellano

Marco Tulio Arellano

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /trabajadores/a257322.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO