Marcela Máspero al Consejo Nacional del Trabajo

La novísima Ley Orgánica del Trabajo, los Trabajadores y las Trabajadoras, recién legislada por el camarada Presidente Hugo Chávez Frías, constituye uno de los instrumentos legales que trabajadores y trabajadoras de la Patria debemos defender con todas nuestras fuerzas, es un logro trascendental para el proceso de cambios que transitamos. Se trata de una Ley garantista de Derechos Sociales y Laborales, ya consagrados en nuestra Constitución, equiparable a la LOPCYMAT en esa materia. Y la comparación no es gratuita, esa Ley que trata de la salud y nuestra seguridad en las entidades de trabajo, en cierta forma se ha convertido en letra muerta, en muchos centros de trabajo hemos visto como se persigue y hasta despide a camaradas trabajadores/trabajadoras que se arriesgan a formar parte de las Delegaturas de Prevención, en muchísimos entidades de trabajo esas Delegaturas y los Comités de Salud y Seguridad Laboral son verdaderos fantasmas; el ejemplo más palpable, es el caso de nuestras universidades públicas, donde no funciona uno solo de dichos Comités, por lo que la clase trabajadora anda desamparada en esa materia.

  Para que no pase lo que ocurre con la LOPCYMAT, el camarada Presidente Chávez ha previsto en la novísima LOTTT la figura del Consejo Superior del Trabajo, “que tendrá un Reglamento de funcionamiento y se encargará de manera directa de coordinar todas las acciones para el desarrollo pleno de la Ley Orgánica del Trabajo, los trabajadores y trabajadoras en un lapso de tres (03) años contados a partir de la vigencia de esta Ley…” (LOTTT, Disposición Transitoria Séptima). Como podemos apreciar, se trata de un Órgano gubernamental que tendrá la altísima misión de garantizarnos el estricto cumplimiento de la LOTTT, misión nada fácil.

 Ya la burguesía, anuncia su contraofensiva contra la LOTTT, en boca de su candidato presidencial Capriles Radonsky: “Mi mensaje de aliento a los más de 6 millones de venezolanos que no tienen un empleo con calidad, juntos vamos a cambiar este modelo estancado (…) Si hiciéramos una marcha de los desempleados llenaríamos todas las principales calles de nuestra Venezuela”, escribió en su twitter el pasado martes 1º de mayo. Para entender lo que quiso decir el candidato de la burguesía, es bueno oír directamente a éstos: “Víctor Maldonado, director de la Cámara de Comercio, Industria y Servicios de Caracas, consideró que tras la reducción de la jornada laboral a 40 horas semanales, anunciada por el presidente Hugo Chávez ayer, se incrementará los costos de las empresas entre 10% y 20%. En tal sentido, refirió que hay compañías, como los centros comerciales y las fábricas de producción continua, que deben trabajar los fines de semana y tendrán que cancelar un costo adicional. “Es un incentivo para la inflación”, dijo. Por otro lado, señaló que medidas como la retroactividad de las prestaciones sociales o el fin de la tercerización­ son suficientes para saber que la nueva legislación colocará en aprietos a las pequeñas y medianas empresas, e incluso al Estado, cuyos pasivos laborales se multiplicarán. En última instancia dijo que el encarecimiento del despido protege a los que tienen trabajo, pero es una traba para que las empresas contraten más personal…” (Noticias24, 01-05-2012). La receta es muy clara: inflación y desempleo; en esas dos tareas trabajará la burguesía y sus agentes en función de demostrarles a trabajadoras y trabajadores que la LOTTT es mala. Cuenta además, la burguesía, con factores corrompidos que laboran en Inspectorías para, por cuatro lochas, ganar adeptos y desfavorecer derechos a trabajadoras y trabajadores.

  Pero, cuando hablamos de factores que conspirarán contra la LOTTT, no solo debemos ver hacia la burguesía, en las protestas laborales que se han dado en estos últimos tiempos hay un alto porcentaje de protestas de trabajadoras y trabajadores de empresas públicas, algunas, incluso, recién nacionalizadas. En esos casos, por lo general, el Minpptrass hace oídos sordos, se hace el loco. He allí, donde este Consejo Superior del Trabajo tendrá que imponer su autoridad para torcerle el pescuezo a esa burocracia que atenta contra la LOTTT y su aplicabilidad. Un camarada del Psuv, que sea miembro del Consejo se hará el loco, “la ministra/ministro es mi amigo, como echarle la partida para atrás”, ¡entre burócratas no se pisan la manguera! Por ello, ese Consejo Superior del Trabajo no debería estar constituido solamente por los compañeritos del partido, ¡NO! Camarada Chávez, no cometa ese error, o los trabajadores y trabajadoras tendremos que tomar las calles; pero, esta vez, exigiendo que se cumpla la LOTTT. Es allí, que camaradas críticos/criticas, como Marcela Máspero, de la Únete, hacen falta, de manera que el Presidente de la República se entere de que las cosas no funcionan correctamente. Esa es la base de sustento a nuestra propuesta de la camarada Máspero al Consejo Superior del Trabajo. Por lo demás, se trata de una camarada probada al calor de la lucha de clases, siempre en defensa del trabajador/trabajadora, implacable tanto con el burgués como con el burócrata que, al fin de cuentas, vienen a ser lo mismo, cuando de explotar y humillar al trabajador/trabajadora se trata.


henryesc@yahoo.es



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1927 veces.



Henry Escalante


Visite el perfil de Henry Escalante para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Henry Escalante

Henry Escalante

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /trabajadores/a142877.htmlCd0NV CAC = Y co = US