A pesar del imperio la vida continúa

No debemos, no podemos paralizarnos ante las amenazas del Imperio. Amenazas que no son novedad, desde hace ya mucho tiempo la élite militarista gringa viene asustando con intervenir y de hecho han intervenido en los asuntos internos de muchos pueblos de Nuestra América, y lo han hecho cada vez que los pueblos han osado enrumban sus pasos hacia la emancipación, incluidos los adormitados canadienses y estadounidenses que sufren en carne propia, en su propio suelo, la sanguinaria y racista dictadura del Pentágono (complejo militar-industrial, racista-guerrerista que detenta el poder político y económico en los Estados Unidos de Norteamérica).

Tanto así que nuestro Libertador, a lo largo de toda su vida política, fue un visionario, tenaz y esclarecido opositor a la pretendida dominación imperialista de los Estados Unidos de Norteamérica. El 23/12/1822, Simón Bolívar en carta a quien fuese luego su verdugo y aliado del Imperio (como lo son hoy Santos y Uribe) le enuncia a Santander “…Cuando yo tiendo mi vista sobre la América la encuentro rodeada por la fuerza marítima de Europa,… Después hallo que está a la cabeza de su gran continente una poderosísima nación muy rica, muy belicosa y capaz de todo.” Le señala en carta a Estanislao Vergara (20/09/1829) “… Los Estados Unidos son los peores (enemigos) y son los más fuertes al mismo tiempo”. Sentencio en carta a Patricio Cambell (5/08/1829) “… Los Estados Unidos parecen destinados por la Providencia para plagar la América de miserias a nombre de la libertad”.

Sí, la nación más poderosa, la más belicosa, la más sanguinaria, la más terrorífica, la que más ha violado la Carta Fundamental de las Naciones Unidas en el orden de derechos humanos, derecho internacional público, derechos de la infancia, derechos de los migrantes, protección al medio ambiente, libertades ciudadanas, respeto a la autodeterminación de los pueblos, respeto a la vida e integridad de los prisioneros de guerra, entre otras nimiedades, se ha erigido como amo y señor del planeta y, por tanto, con derecho a invadir para torcerle el pescuezo a los pueblos que osen “atentar” contra su poder imperial.

Es que la mafia fundamentalista que ha impuesto su hegemonía en USA (United State of America) pregona haber sido escogida por “su Dios” para dirigir los destinos del resto de los pueblos del mundo. De allí su prepotencia y cotidiana agresión contra los pueblos del planeta que no aceptan sus imperiales designios.

La Venezuela que está intentando salirse del redil y convocado a otros pueblos a enfrentar la bota imperial debe ser castigada. De allí la necesidad del Imperio de reiterar sus amenazas, ya expresadas en todas las Cumbres de las Américas realizadas hasta la fecha: los países de “las Américas” (como si no hubiese una sola América) deben aceptar el proyecto imperialista de los Estados Unidos y el capital financiero internacional. Deben ceñirse a la impuesta división internacional del trabajo que relega a América Latina a ser la proveedora de materias primas para los países centrales, y eso pasa por impedir nuestra autonomía tecnológicas y asumir el papel de aliados secundarios del gran proyecto de las empresas transnacionales y de la macroeconomía de la globalización, quien no acate la orden debe atenerse a las consecuencias, se les doblará el pescuezo, lo dice el Tío Sam y punto.

Esta ha sido la norma, nuestras naciones mantienen su tarea de proporcionar materia prima al Imperio para que este nos la devuelva procesada a precios que superan cuatro y seis veces el dinero en dólares percibido por la venta de nuestros productos. Como consecuencia el déficit que presenta nuestra balanza de pagos: cada día debemos más y más dólares al Imperio y aún no satisfacemos las necesidades básicas de nuestros pueblos.

Para ello han contado con la cooperación de gobiernos títeres que vendiéndose como nacionalistas y aún antiimperialistas siguen a pie puntillas las recetas prescritas por el neoliberalismo: teoría económica que han impuesto a sangre y fuego en todo su dominio imperial.

La Venezuela “socialista” no se escapa de la aplicación de la receta neoliberal. Continua siendo un país mono-productor que depende de su práctica extractivista (vivir de la explotación de sus bondades -recursos- mineros) y retorna al Imperio las divisas que obtiene por la venta de sus productos mineros (petróleo fundamentalmente). Lo hace a través de las transnacionales que obtienen dólares a precio preferencial para supuestamente importar la materia prima que les sirve de insumo para ensamblar las bagatelas que nos venden a precio de oro.

El chiste es que los dólares, irresponsablemente cedidos por el Banco Central de Venezuela (por sus “patriotas” directivos), a través de los diferentes entes cambiarios que han dominado la escena, no son utilizados para lo que les fueron adjudicados. Utilizaron una ínfima parte de esos dólares (regalados a precio preferencial) para importar los referidos insumos y el resto de dólares pasan a engrosar sus capitales en territorio estadounidense. Acto conocido como fuga de capitales pero que en argot criollo significa “robo descarado de nuestras divisas con complicidad del gobierno”. Robo que ejecutan, repetimos mil y una vez, con la complicidad del Presidente y Directorio del Banco Central de Venezuela que utilizan como intermediarios a los improvisados entes cambiarios que a lo largo de la historia han llamado Recadi, Cadivi, Sitme I y II y ahora el nombre que más les venga en ganas pero que en definitiva son antros de mafias gubernamentales que han desfalcado impunemente a la nación venezolana.

Este “servicio” a las transnacionales no se presta gratuitamente, el funcionariado directivo de los señalados entes gubernamentales propone su tarifa, expresada en porcentajes de la suma a birlar, las transnacionales acuerdan y pagan.

Esto no es un secreto, lo sabe Raimundo y todo el mundo, pero para desgracia del pueblo venezolano el Presidente Nicolás Maduro Moros, la Fiscal General de la Nación, la Contraloría General de la República y la Asamblea Nacional no se han enterado.

O será que sí se han enterado pero para frenar esa sangría tendrían que realizar una auditoría (investigación contable) de los dólares tan alegremente cedidos para cuantificar cuántos han sido los robados y meter presos a todos los funcionarios que han formado parte de los ministerios y directorios de los referidos entes bancarios y cambiarios que han participado en el desfalco a la nación. Amén de otros entes y personajes que también resultaran embarrialados. Y peor aún para los servidores del Imperio: dictar auto de detención, con alerta roja de Interpol, a los altos ejecutivos de las transnacionales que se llevaron el botín y exigir ante los organismos internacionales la repatriación de esa fortuna.

No, no, no, dirán nuestros gobernantes, eso enfadaría al Imperio y no sabemos qué medidas pudiesen tomar en contra de nosotros y nuestros intereses dentro y fuera del país. Con el Imperio no nos metamos, mejor mendiguemos los dólares que urgentemente necesitamos a los chinos, no importa las condiciones que impongan, total esas las pagará el pueblo venezolano.

Si entre esas condiciones está la de cederle las minas de carbón localizadas en la sierra de la Guajira a las transnacionales chinas para su explotación, sin la más mínima protección ambiental, está hecho.

De qué carajo valió la vida del Cacique Sabino Romero y la de sus familiares más cercanos. Que se jodan y sigan jodiendo. Ya veremos qué hacer cuando el rio Socuy se seque y Maracaibo quede sin agua. Ya Dios proveerá.

Al ungir a Maduro como próximo presidente Chávez le puso condiciones para ejercer el cargo: "al frente de la Presidencia de la República, dirigiendo, junto al pueblo siempre y subordinado a los intereses del pueblo, los destinos de esta Patria".

¡Maduro no estás cumpliendo!

Oye la voz del pueblo,

expresada por l@s que conforman el Pueblo Bolivariano en Lucha,

por l@s que día a día defienden al Proceso Bolivariano,

con todos sus vicios, pero lo hacen por defender a al Matria





Esta nota ha sido leída aproximadamente 1272 veces.



Pancho Alegría


Visite el perfil de Pancho Alegría para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a204903.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO