La tecla fértil

Golpe de Estado en ascenso y sectorial

Los factores de oposición y la oligarquía desde el año 2001 vienen fraguando un plan de sabotaje al país, con el objetivo de promover una intervención internacional, bajo la imagen de una Venezuela caótica y lograr una reinstauración grosera de su viejo poder, que, sería interpretado por los jóvenes como un trinfo de las transnacionales que, en su debido tiempo invirtieron en el Estado Venezolano.

En el país, viene gestandose hechos y actos de propaganda política, más no de partidos. Personas sin inmunidad diplomática elevan criterios que distorsionan la realidad administrativa u ideológica de ésta entidad nacional. Muchos, vienen dando foros sobre el ejercicio democrático en el Cono Sur, pero, fueron voceros principales del militarismo y apoyaron la manipulación de masas en sus respectivas regiones, existen niveles de coordinación para apuntar conceptos que determinen en un momento dado la desviación del Estado de una realidad geopolítica.

En Venezuela, hay normas y leyes que respetar. En el caso de los ex presidente Andrés Pastrana, Sebastián Piñera y Felipe Calderón, su fijación es neoliberal y pertenecen al Plan del Pacífico, una coalición económica que impide en los Tratados Internacionales una acción integracionista con el Caribe y los países integrantes del Atlántico.Su fín es el Colionalismo español, inglés y estadounidense hacia Suramérica, simplemente son agilizadores de un movimiento insurrecional contra la economía venezolana, a sabiendas que, muchos paisanos extranjeros en nuestra tierra tienen su origen en los lugares que motivan agitaciones políticas hacia el territorio bolivariano de Venezuela.

No es tiempo de marionetas y payasos. Hemos llegado al ciclo de una reformulación económica, necesitamos de la fuerza colectiva y cultural para romper los paradigmas y cultivar de manera definitiva el desarrollo del país. Ya Estados Unidos giró instrucciones a las islas del Caribe, que gestionen un nuevo paradigma energético que se afiance en las inversiones privadas y traten de reducir sus programas de dependencia con Venezuela y que eviten ser subsidiados por Petrocaribe, de repente tiene razón, éstas islas son colonias de Inglaterra y dependen de un padron francés- inglés. Los ilusos fuimos nosotros, al permitir una unificación de proyectos con Martinica, Curazao, Dominicana, Trinidad, Tobago, Jamaica, Guadalupe, Aruba, Saint Thomas y Bonaire.

La primera Cumbre de Seguridad Energética en el Caribe, se celebró en Washington, claro, sin la presencia de Venezuela, la mayoría de los países participantes se benéficiaron de una iniciativa del Comandante Hugo Chávez Frías en el año 2005, consistia en exportar petróleo barato a cambio de bienes y servicios, el Banco Mundia(BM) y el Fondo Monetario Internacional,(FMI), tienen en sus oficinas ejecuttivas una propuesta para crear una red de inversiones enérgeticas coordinadas por Amos Hochstein, delegado norteamericano para asuntos de Energía Internacional promovida por USA e Inglaterra, bajo una asesoria del país galo, Francia.

Esto, llevó a la presidenta de Argentina Cristina Fernández a promover un nuevo sistema de inteligencia federal y romper con toda estigmatización del pasado, la idea es ampliar la intensidad de denuncias contra el proyecto democrático que ella dirige, como regente del Estado y darle a los argentinos una nueva etapa democrática, donde se amplifique las actividades reguladas por ley, teniendo un marco completamente institucional porque abarcara temas sobre el terrorismo, trata de personas, narcotráfico y delitos sobre el orden financiero y económico.

El gobierno bolivariano de Venezuela se enfrenta al pueblo, quién no entiende sus raíces y se presta a ser punta de lanza de los burgueses a través del bachaqueo de alimentos, grupos familiares se reunen en grupos y se dirigen a los mercados populares para adquirir alimentos regulados, estos, son luego vendido a los bodegueros y comerciantes informales con un precio que quintuplican su valor, estos estafadores tipífican la lógica capitalista, dañando a toda una población y que, con nuestras leyes constituye un delito. La idea es cercarnos económicamente y estrangular nuestra economía y darnos una cuota de desesperación para luego intervenir en nuestro territorio.

El influjo de la mirada capitalista, nos domina a todo trance, desde una cajera(o) escondiendo un rollo de papel sanitario o champú, hasta la abuelita que hace cola para adquirir una bolsa de leche para el vendedor de café. Todos, somos victímas del acopio y a través de esas compras nerviosas logramos tener y ser catologados como buenos vecinos, es el mediatismo y la guerra psicológica que hunde nuestros impulsos en una constante depresión.

Con mucha audacia y peligrosidad, el plan de desestabilización hacia Venezuela se hace patente y constituye una realidad. Es una brutal ofensiva de países beneficiados por nuestro paísy, que ahora le adversan, la idea es involucrar cuadros políticos mediante difamación a una conceptualización generalizada del narcotráfico en Latinoamérica. Es un simple complemento mediático que viene acompañado con movimientos civiles y las colas interminables en los mercados donde exista mayor aglomeración del público.

El problema va más allá del modelo económico, tiene un carácter estructural, donde es fundamental el equilibrio productivo, es necesario fomentar el campo agricola y pecuario para elevar la produción y estabilizar los precios de adquisición de los rublos necesarios para la dieta familiar. Es el momento para focalizar el burocratismo e impedir el avance de la burguesia en sectores económicos prioritarios para el Estado.

Obviamente, nos encontramos frente a un artesanal cultural que busca derrotar los avances en América Latina. Existe un continuo sabotaje de los servicios públicos y de alimentación, los ciudadanos adquieren productos regulados más por consumismo que por prioridad de necesidades alimentarias. La idea es concebir un Golpe de Estado formalizado en pirámides de trabajo, donde el pueblo sea preceptivamente corresponsales en dos, las colas en la búsqueda de alimentos, hablar negatividades del presidente Nicolás Maduro y crear sabotajes en puntos estratégicos de nuestra territoriedad.

Hay que afianzar la estructura del Estado a través de la Defensoría del Pueblo, dándole un carácter estímulativo a su accionar. Hay que desclasificar muchos documentos que albergan en sus argumentaciones un conjunto de acciones contra el Estado de Derecho Civil y Ciudadano provocado por opositores que asumen una actitud contra la etica y el bienestar del pueblo.

Hay que darle una realidad más palpable al proyecto reflejado por el Comandante Chávez en La Constitución Bolivariana de Venezuela y acabar de una vez con nuestras debilidades sociales y políticas, son los derechos sociales que les toca al pueblo en una dimensión clara como perceptiva. Es una lucha colectiva hacia un ideal nacional de carácter unitario.

El Papa Francisco, habló recientemente de renunciar a la autonomía del mercado absoluto y a toda estructura que genere desigualdad social en el mundo actual. Por esto, los discursos políticos deben adecuarse al mundo globalizado y abrir programas que tengan una verdadera perspectiva a un verdadero desarrollo integral del ciudadano para obviar o aniquilar la iniquidad, es bueno interpretar una economía más ajustada al derecho ciudadano.

Los partidos, deben complementarse en verdaderas estructuras filosóficas y económicas para avanzar en el desarrollo de una nación, nunca en movimientos políticos que sean parásitos de unas ONG como son las organizaciones Primero Justicia y las pertenecientes al viejo chiripero que, apoyaron en su momento al Doctor Rafáel Caldera Rodriguez y, ahora lo hacen con el Psuv.

Todas estas organizaciones, que hacen vida civil y política en Venezuela deben llamar a un gran diálogo nacional para tratar con temas con fines comunes y elaborar programas sociales que favorezcan al pueblo en toda su magnitud.

Llegó el momento de sobreponernos al letargo y levantar nuestras voces para exigir justicia social y equilibrio político, se acaben los bachaqueros y que el SAIME, cumpla con sus funciones en relación con el bachaqueo en toda su expresión. Demos a la democracia, su verdadero proceso de emancipación y libertad.

Libertad, es luchar contra toda situación adversa que hiera al Estado desde sus entrañas, como somos agredidos por paramilitares y sicarios, una delincuencia que llena nuestras calles de sangre cada día. Tengamos memoria, tanto la genética como histórica nos estimular a tener la bandera en alto, es la de Miranda, Bolívar, Chávez, de todo un colectivo nacional, nos pertenece.

Es la Bandera de William Wallace en Escocia, es la Bandera de Sabino, cacique Yupa en la alta Goajira, somos Venezolanos y Bolivarianos.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1666 veces.



Emiro Vera Suárez


Visite el perfil de Emiro Vera Suárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Emiro Vera Suárez

Emiro Vera Suárez

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a202907.htmlCd0NV CAC = Y co = US