Impresoras hp

El robo con los consumibles

Comprar una impresora, sobre todo si es hp, es mucho menos costoso que mantenerla en funcionamiento, porque los cartuchos de tinta tienen unos precios que suben, impunemente, hasta alcanzar precios usurarios, sin esperanzas de bajar; en tanto que los equipos de impresión han sido “envenenados” con medidas tecnológicas para que se dañen cuando se les ponen cartuchos recargados, o el sistema de tinta continua, que permite economizar dinero y producir mayor cantidad de páginas impresas con buena calidad.

hp NO TIENE PATENTES EN VENEZUELA
Por otro lado, la elaboración de un cartucho de tinta, o la creación de un sistema que permita utilizar los equipos existentes con ahorro para usuarias y usuarios, no parece tener gran complicación, y ojalá nuestros inventores, que son expertos en equipos de computación, le presten atención y se apliquen a crear los consumibles que sustituyan las importaciones de esas cajitas, pequeñitas, pero portadoras de atraco, por medio de las cuales se escapan nuestras divisas, nada menos que hacia el imperio del Norte, nuestro enemigo declarado.

AQUÍ, COPIAR hp NO ES PIRATERÍA
La empresa hp, que es la que más vende, no tiene patentes en Venezuela, ni somos firmantes de ningún acuerdo internacional sobre Circuitos Impresos; por lo tanto, la fabricación de consumibles y, más aún, de cualquier equipo de computación de los que vende esa empresa transnacional, en nuestro país, es lícito y no puede denominarse “piratería”. Como son dueños de la marca, hay que tener cuidado de respetarla, y sacar los productos con una marca genérica nacional.

LAS PATENTES Y EL MONOPOLIO
Las patentes otorgan a empresarios inescrupulosos la posibilidad de hacerse con el monopolio del comercio de equipos que, de acuerdo con el avance tecnológico actual, son casi indispensables para todo aquél que realiza algún trabajo o estudio intelectual. Se puede sustituir, en el país, aquellas piezas o partes trucadas por la corporación para que, por un pequeño chip o por una pieza sin importancia, haya que sustituir todo un equipo que está en buenas condiciones. Esa es una de las viejas trampas de las transnacionales para obligar a la gente a comprar, comprar y comprar, desechando objetos en pleno funcionamiento, por el hecho tan sencillo de que vienen con la trampa incluida.

PARA UN TRAMPOSO, UN TRAMPOSO Y MEDIO
En cuanto a los cartuchos recargados, en tanto no los producimos, puedo recomendar a los usuarios que lo utilizan desconectarse de Internet, para que noten que dichos cartuchos rinden más. Pareciera que hay alguna manera de que la corporación detecte, automáticamente, cuándo un equipo está utilizando paquetes no originales. Cosas del Gran Hermano imperial.

En Venezuela tenemos muchos genios capaces de inventar cualquier cosa, y el Presidente ha llamado a sustituir importaciones. Está abierta esta puerta, y esperamos que, en un tiempo no lejano, podamos comprar en los Hipermercados Bicentenario, equipos, repuestos y consumibles Hechos en Venezuela, que le den vida a equipos buenos que, al no ser vendidos sólo con el ánimo de lucro, tengan mayor tiempo de utilidad. Así sea.


andrea.coa@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2802 veces.



Andrea Coa


Visite el perfil de Andrea Coa para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: