Instituto de Cultura del Estado Portuguesa: Primer Proyecto

 


Hemos venido expresando que la nueva orientación de la cultura en el estado Portuguesa ha de estar enfocada hacia la "descolonización", concepto de soberanía donde se destaca la batalla cultural por una ética anticolonial resultado hoy de un tema caracterizado por una agenda intervencionista e injerencista de grupos de poder que buscan doblegar la autenticidad e idiosincrasia de un pueblo que quiere ser libre e independiente de cualquier dominación; la descolonización no es una campaña publicitaria, sino el despliegue de los principios y valores transversales establecidos en el Plan de la Patria, como expresión del código de ética de la sociedad que se sustenta en el antiimperialismo.

También hemos que la Cultura en el estado Portuguesa, bajo la dirección y guía de Rafael Calles, líder regional y nacional, ha de re-escribirse en razón de un avance central de la descolonización, los nuevos códigos de valor, comunicación y relación de la sociedad; se hace necesario fortalecer el componente estructural, transversal, que irradia y se impregna de todos los procesos, destacando ubicar el valor cultural en las dimensiones de una conciencia política popular, en el marco liberador de la descolonización, el pensamiento bolivariano y nuestroamericano: política liberadora comunicacional, concepto de identidad, bolivarianismo, chavismo, socialismo; comunicación descolonizadora (eficacia comunicacional), basada en la esperanza, la comunicación de todas estas líneas, en sistema, permitirá la construcción de una identidad bolivariana, solidaria, antiimperialista, feminista, indigenista, afrodescendiente y ecosocialista; el empleo de las variables geohistóricas para la regionalización nacional, a efectos de identificar regiones, subregiones y sectores urbanos funcionales, tradiciones y costumbres, como aportes a la economía y la identidad del espacio en la edificación del concepto agregado de nación; y la incorporación plena del feminismo, ecosocialismo, indigenismo y la afrodescendencia como elementos fundamentales del socialismo venezolano.

En un aspecto puntual, la cultura en el estado Portuguesa debe comenzar a definir su rumbo partiendo de la base institucional y legal, del Instituto de Cultura del estado Portuguesa, ICEP; antes que nada es necesario revisar las bases fundacionales de una institución que nació en 1997 y que por ende no está en concordancia con la Constitución Nacional de la República Bolivariana de Venezuela (CRBV), de 1999, ni con el Sistema de Regímenes Legales, el cual abarca el Régimen de Derecho de Autor y Depósito Legal (RDDL), articulado en el Reglamento de la "Ley sobre el Derecho de Autor" y de la Decisión 351 de la Comisión del Acuerdo de Cartagena que contiene el Régimen Común sobre Derecho de Autor y Derechos Anexos, publicado en la Gaceta Oficial de la República de Venezuela Nº 5.515 Extraordinario del 09/07/1997, el Régimen Legal de los Medios de Comunicación Social (RLMCS), y el Régimen Legal de los Recursos Culturales (RLRC), que contiene leyes como la "Ley Orgánica de Cultura" (Gaceta Oficial Extraordinaria de la República Bolivariana de Venezuela Nº 6.154, 19/11/2014), la "Ley de Protección y Defensa del Patrimonio Cultural" (Gaceta Oficial Nº Extraordinario 4.623, de fecha 03/09/1993), la Ley del Libro, la Ley de Producción y Creación Artesanal (Gaceta Oficial Nº Extraordinario 6.184, de fecha 03/06/2015), la "Ley de Protección Social al Artista y Cultor Nacional" (Decreto Nº 3.892 de 25/07/2019, Gaceta 41.661), "Ley del Instituto Autónomo Biblioteca Nacional" (Gaceta Oficial Nº Extraordinario 31.298, de fecha 16/08/1997); también se suma el "Régimen Legal de los Medios de Comunicación Social" que incluye a la "Ley Orgánica de Telecomunicaciones" (Gaceta Oficial Nº 39.610, del 07/02/2011), "Ley de Comunicación del Poder Popular" (Gaceta Oficial N° 6.207, del 28/12/2015), la "Ley de Responsabilidad Social en Radio y Televisión" (Gaceta Oficial N° 38.333 del 12/12/ 2005), la "Ley de Mensaje de Datos y Firmas Electrónicas" (Gaceta Oficial N° 37.076 del 13-12-2000), entre otras.

Se hace necesario impulsar un proceso de integración y de impulso al sector cultural que rescate los valores e independencia de los movimientos sociales culturales para que dependan únicamente del talento y los elementos creativos del ser humano y no de un sector institucional. La institución viene a marcar la pauta pero no a intervenir ni burocratizar los procesos; es necesario devolverle a la cultura su rango de expresión abierta de los valores de las comunidades, donde convergen conductas folklóricas, tradicionales de idiosincrasia popular.

En el estado Portuguesa, Venezuela, se está llevando a cabo un movimiento social y cultural que busca contribuir al mejoramiento de la calidad de vida de las comunidades, a través de la dinamización de la cultura mediante el desarrollo comunitario y potenciando los espacios de participación en actividades socioculturales en defensa de la cultura, el patrimonio, la identidad y el medio ambiente, y capacitar a los comunitarios como agentes facilitadores de las transformaciones sociales, en busca de que ellos sean los protagonistas de su propio desarrollo.

Es importante vincular la cultura en el fortalecimiento de la agricultura sostenible y el cuidado del medio ambiente, utilizando para ello, principalmente, a las nuevas generaciones; se busca preservar todo el rico caudal cultural heredado desde finales del siglo XIX, e insertarle elementos modernos que le permitan validar una cultura autóctona, potenciando valores humanos y sociales sin poner en riesgo las nuevas exigencias de la contemporaneidad.

A todas estas, se hace necesario activar el trabajo sociocultural ligado al proceso histórico de la sociedad en cuanto a las formas de cómo se han operado las relaciones sociales entre los grupos sociales y las instituciones estatales que comparten intereses económicos, políticos, sociales y culturales; se busca moldear los escenarios en los que se realiza el trabajo sociocultural, caracterizado por una dinámica que se corresponde con la de toda la sociedad portugueseña que tiene entre sus aspiraciones que se alcance la máxima calificación en el orden cultural.

De este modo, es importante y factible, potenciar el trabajo sociocultural comunitario mediante proyectos que permitan desarrollar el sentido de pertenencia y de identidad, ya que los mismos parten de los intereses y necesidades de la propia comunidad y de los portadores reales de la acción comunitaria con que cuenta la misma, estos a su vez se conciben o implementan teniendo como núcleo esencial el protagonismo de sus miembros en la solución de sus problemas respetando la diversidad de tradiciones y las características culturales producidas por la historia; la participación protagónica de los diferentes actores sociales en este proceso, permitirá una integración mucho más sistémica con los restantes procesos y potenciará el papel y lugar de la comunidad en la batalla de ideas y dentro de ella, en la batalla por la Cultura que libra todos los pueblos de la América bolivariana.

Cuando se hace mención a un nuevo tiempo en la Cultura portugueseña, se pretende revitalizar la vida sociocultural de cada localidad, mediante actividades recreativas y culturales para todos los gustos y preferencias, haciendo énfasis en la preservación de los valores religiosos y de idiosincrasia que caracteriza a Portuguesa identificada con la producción y el desarrollo sustentable local. La Cultura es necesario que ocupe un territorio activo de igualdad, donde la vida artística musical y artesanal de interactúe con la agricultura sostenible y el cuidado del medio ambiente, promoviendo la creación de talleres de música y artesanía para el adiestramiento de niños, niñas y jóvenes propicia la utilización del tiempo libre a un grupo de comunitarios conocedores de estas artes y garantiza la perdurabilidad de estas tradiciones.

La nueva percepción de la cultura está en consolidar la creación de grupos de formación que no solamente se limiten a temáticas relacionada con las bellas artes, sino con ejes transversales como lo ecológico y el cuidado permanente del medio ambiente. La formación de estos grupos garantiza un trabajo de rescate de la cultura popular y la participación equitativa de mujeres y hombres, vinculados al proceso de difusión y fortalecimiento de la igualdad de derechos, la equidad en la participación en las actividades del proyecto, resaltando la capacidad y habilidades de mujeres y hombres para coadyuvar al pleno desarrollo social de la comunidad y mejorando la autoestima colectiva que se traduce en calidad de vida psicológica y moral.

La Cultura en Portuguesa, busca reactivar las actividades recreativas en el marco del sustento artístico profesional y aficionado que hace vida en la sociedad portugueseña, garantizando la sostenibilidad mediante la creación de fuentes de empleo y la generación de cambios en la forma de pensar y actuar de las personas; se busca impulsar al ser humano y que desde su propio fuero interno él sea el que transforme la realidad y la vuela a fin en principios y valores, a potenciar la sabiduría y el amor, para ponerlos al servicio de la vida y la sociedad.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 602 veces.



Ramón Eduardo Azócar Añez

Doctor en Ciencias de la Educación/Politólogo/ Planificador. Docente Universitario, Conferencista y Asesor en Políticas Públicas y Planificación (Consejo Legislativo del Estado Portuguesa, Alcaldías de Guanare, Ospino y San Genaro de Boconoito).

 azocarramon1968@gmail.com

Visite el perfil de Ramón Eduardo Azócar Añez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: