La derecha se suelta el moño en Trujillo

Solo basta pasearse por la sede del seguro social de La Vega, en el estado Trujillo, para darse cuenta que algo poco habitual sucede allí. Las largas colas y la cara de angustia en los rostros de gente que somnolientos aún se aprestan a recibir un número de los 100 que reparten en la mañana y sus ilusiones se desvanecen al oír de un vigilante… “no hay más números, levántese mañana temprano y venga a partir de las 4 AM”… La confusión este lunes 16 de los corrientes fue de magnitudes angustiantes, todos los allí reunidos, salvo las amistades de los encargados de la sección HISTORIAS MEDICAS, se les reflejaba la rabia y confusión en su rostros.

Resulta que es necesario analizar varias aristas en este tema que pudiera generar una situación incontrolable; la suspicacia del trujillano se inclina en que “los especialistas son todos de la oposición”… “el gobernador se le está volteando a Chávez” gritó otro, aunque en realidad el directamente no tiene nada que ver en este asunto, “están trancando todo por que quieren joder a Chávez” señaló en medio de una carcajada un señor de unos 45 años que luego agregó… “tendré que irme a una clínica porque para llegar de madrugada acá tendría que quedarme en Trujillo y pagar hotel”… cabe destacar que este centro de La Vega en Trujillo recibe pacientes de todo el municipio Trujillo y buena parte del estado ya que allí atienden los especialistas.

El municipio Trujillo cuenta con distintas zonas rurales que son las más afectadas con estas decisiones de algunos burócratas que decidieron alegremente implantar que “aquí se atienden 100 personas en la mañana y listo, vengan mañana y madruguen si quieren el número”. ¿Cuál es el problema real de un campesino trujillano que requiera la atención de un especialista en este centro asistencial? En los campos quien no tenga carro “está fregao” porque para llegar a la hora tendría que pagar hasta 500 Bs fuertes a un carro que le haga la carrerita y lo lleve a esa hora a las instalaciones del seguro de La Vega… más aliviados están quienes le corresponde ser atendidos por el especialista en horas de la tarde, basta con llegar a las 7 u 8 de la mañana y optar entre empujones al número que reparte el vigilante, pero al menos no tiene que madrugar o pagar hotel en Trujillo.
La opinión de muchos es que todo esto forma parte de una campaña para desprestigiar a Chávez que cuenta con el beneplácito de funcionarios adecos y copeyanos de segunda pero que para este tipo de saboteo cumplen cabalmente con la misión. Yo diría que además de eso hace falta control político de la dirigencia del PSUV, el gobernador del estado y la alcaldesa del municipio, además de la contraloría social. No se justifica de manera alguna que por esta época electoral se desaten las pasiones y se juegue con la necesidad de las personas que tienen derecho a ser atendidos en el seguro social. No es extraño conseguir funcionarios con la suficiente miseria humana que se presta para este tipo de saboteo, cabe destacar que hasta hace días la gente de manera ordenada hacía su cola y buscaba su cita, entonces es un absurdo colocar un límite de atenciones en la “todopoderosa” sección de HISTORIAS MEDICAS del IVSS de La Vega-Trujillo; pareciera que allí no manda más nadie sino un personaje risueño por la tragedia ajena, de nombre Argenis, que con sus lentes de motolita pareciera disfrutar del ajetreo y la frustración de los pacientes que intentan obtener una cita, ahora un número, y lograr ser atendidos por el especialista.

Más allá de las miserias humanas que se frotan las manos con este tipo de problemas y complicaciones, el pueblo, en el fondo, con la suspicacia que lo caracteriza ve en estas decisiones el saboteo al momento que se acerca el 7-O. Vale la pena decirle a la derecha que todo esto forma parte de los dos modelos de salud que están en juego en el país. El modelo capitalista representado por el pasado que estaba dirigido a la privatización del seguro social y el planteamiento de la prestación de salud socialista que marcha hacia la búsqueda de la excelencia en la prestación de salud para quienes son pobres y necesitan ser protegidos por el estado. Son muchos los comentarios con respecto de que todo es una componenda para obligar a los pacientes a ir a las consultas privadas que oscilan entre los 200 y 250 BsF. Otros, la mayoría, ven el tema electorero como el leit motiv de tan extrañas decisiones de “sesudos” planificadores que sin importarle las necesidades de la gente colocan mil trabas para prestar el servicio de salud.

Mi opinión personal es que la lógica capitalista se implanta en muchos funcionarios que de manera negligente se prestan a este tipo de desaguisados, generalmente por complejos y mezquindades que terminan por afectar a gente humilde. Dichos complejos hacen del funcionario alguien que se cree inmune a cualquier observación de parte del pueblo, siempre alegan “el bochinche”, “el desorden” cuando se refieren al pueblo que estoicamente luchan por su salud.

Sin duda que existe mucho resabio en trabajadores que vienen de la IV y muchos que se incorporaron en la V pero que ahora se creen dueños de la salud del pueblo. También existe negligencia por parte de las autoridades nombradas en cargos directivos; algunos por miedo, otro por temor, otro porque no son socialistas sino oportunistas que accedieron a ese cargo y obedecen más a la “amistad” con las mafias médicas que a la obligación militante de ejercer un cargo en revolución; otros tantos porque no creen concebible de que la seguridad social abarque al pueblo más pobre y excluido por la cuarta república tal cual como debe ocurrir en una revolución. Estos fenómenos debemos verlos con detenimiento, no podemos despacharlos porque es la fotografía de todo un sistema que no solo en Trujillo se expresa, seguramente ocurre en otras partes ¿Qué hacer, cómo resolver una situación de este tipo? El seguro social debe abrir las puertas de par en par al poder popular y los comités de salud, no puede convertirse la gestión del IVSS en la réplica del avestruz que esconde la cabeza, llegó el momento de combatir los vicios de la vieja medicina con la acción contundente del poder popular y eso debe ser urgente!!!

¡EL PUEBLO RESTEAO CON CHAVEZ…VENCEREMOS!

latojeda@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2034 veces.



Luis Alberto Toro Ojeda

Publicista. Militante de izquierda. Integrante del Frente Bicentenario de Campesinos del estado Trujillo. Integrante del PSUV.

 latojeda@gmail.com      @latojeda

Visite el perfil de Luis Alberto Toro Ojeda para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Alberto Toro Ojeda

Luis Alberto Toro Ojeda

Más artículos de este autor