Utopías del templo comunicacional

Analizando la situación actual de revisión por parte del Estado del espectro radioeléctrico, me vienen a la memoria épocas pasadas cuando este tipo de acciones eran analizadas y vistas por estudiosos de la comunicación como utopías que necesariamente había que hacer realidad. Para quienes los seguíamos estos especialistas eran algo así como una especie de héroes que se atrevían a desafiar el orden establecido. Hoy cuando eso que llamaron utopía concreta es una realidad y el Estado toma las riendas y pone orden en el campo comunicacional, entonces los sabiondos lo califican de tiranía, atentado a la libertad de expresión y pare de contar.

Uno se pregunta ¿y entonces que pasó con el discurso de la tiranía y abuso de los medios de comunicación? ¿No era que el estado debía asumir su rol y defender los más sustanciales intereses de la colectividad? El Estado, al igual que Jesús, decidió sacar a los mercaderes del templo y ahora los fariseos lo condenan.

El Estado debía intervenir, insistían. Críticas como estas asomaban: “en el sector de las comunicaciones, hasta los anunciantes y muchos propietarios de medios, tomados individualmente, reconocen que las cosas no pueden seguir como hasta ahora, y que la feroz competencia invalida la más remota posibilidad de autocontrol. En el fondo de sus conciencias reniegan de su propio mercantilismo y aceptarían, al menos, una nueva reglamentación que dignificase su negocio cultural. Pero los gobiernos no se atreven a alterar su delicado equilibrio de poder con los medios Los mayores responsables de este absurdo y descontrolado liberalismo, en efecto, han sido y son los gobiernos, cuyo único interés reside en llegar a un “pacto de no agresión” y se satisfacen con un “vivir” y “dejar vivir” político, a espalda de los más sustanciales y urgentes intereses de la colectividad.”

“En este aspecto el Estado venezolano adolece de un grave defecto administrativo, pues carece de un organismo Ad hoc que planifique a nivel social, cultural y educativo y de la comunicación. Técnicamente el Ministerio de Comunicaciones es el encargado de la tarea; pero este organismo siempre se escuda detrás de sus meras competencias técnicas, y sus insuficientes instituciones de control están completamente neutralizadas por los poderosos radiodifusores”

“Cuarenta años de radio y dieciocho de televisión han demostrado abundantemente por ejemplo, que la industria cultural privada latinoamericana (sucursal económica e ideológica de la extranjera” es un negocio atomizado, débil desinteresado en las mayorías depauperadas, exclusivamente comercialista, sin conciencia cultural ni cultura, fundamentalmente antinacionalista, que en nada ha contribuido (como supuesto servicio público) a la solución de las más urgentes necesidades socioculturales de sus respectivas áreas”.

“Nuestros países necesitan-mucho más que los ya cultos países europeos-una protección de la industria cultural local, y servicios radioeléctricos de inspiración europeo-occidental: por ejemplo monopolios estatales autónomos de la radiodifusión sólidamente controlados por el poder legislativo que impida indebidas injerencias de gobierno e intereses particulares”.

“una concreta utopía comunicacional de este tipo es lo único con que podemos enfrentarnos-sobre todo en Venezuela, futuro país líder-al desafío del año 2000. Una utopía es algo que no sucede y no puede suceder, sino simplemente, aquello que el establishment no quiere que suceda; algo imposible hoy pero perfectamente realizable; mejor aún que resulta idealmente necesario en el futuro, comparado con una realidad del presente insatisfactoria y pervertida”.

Me gustaría entender que sucedió con aquellos pensadores ¿será que el impacto de ver las utopías hechas realidad causa una especie de locura que lleva a reaccionar contrariamente a lo que se idealizó?

(*)periodista


Mango254@cantv.net

Las citas son tomadas de la obra: Comunicación y Cultura de Masas de Antonio de Pasquali.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1303 veces.



María A. González(*)


Visite el perfil de María Angélica González para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



María Angélica González

María Angélica González

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /medios/a86276.htmlCd0NV CAC = Y co = US