CNP: Parió la Momia

El Presidente Uribe de Colombia, la Embajada de los Estados Unidos y los partidos que apoyaron a Carmona se anotaron un punto con la reciente victoria del partido Globovisión en las elecciones del Colegio Nacional de Periodistas de Venezuela. La vieja directiva sindicalera que enmoheció en el ejercicio ilegal de la presidencia del CNP deja paso a una joven mafia postmoderna de perfiles transnacionales con clara vocación globalizante, golpista y antinacional.

Para comenzar y terminar con la enorme cantidad de importancia nula de esta nueva directiva de la cripta ahora reducida al nicho funerario de la pantalla chica, y con sus falsas promesas de “defensa” de los periodistas, bastará con un ejemplo: el 12 de abril de 2002 el periodista (no comunicador social) Andrés Izarra fue obligado a renunciar a su cargo de Jefe de Información de RCTV por no aceptar la orden de “cero chavismo en pantalla” y la censura impuesta por los medios privados a cualquier noticia sobre el levantamiento popular contra el golpe y dictadura de Carmona. El denominado Levi Benshimol, entonces y hasta hoy presidente del Colegio Nacional de Periodistas, condenó a Izarra sin siquiera escucharlo. ¿La nueva directiva corregirá esta infamia? ¿Se le hará justicia a Izarra? ¿Repudiará la conducta inmoral y antiética de los dueños de las televisoras al violar el derecho a la información de todo un pueblo cuando más la necesitaba?

No pueden. Su baja servidumbre se lo impide y les niega toda pretensión de defender a nadie que no sean sus patrones. Sólo defenderán la “libertad de expresión” cuando alguien diga, con razón, que no se debe renovar la concesión a Televen por cobijar el programa racista y pro-paramilitar de Beatriz de Bajo.

En cuanto a su farisea exigencia del “derecho a la información”, quede claro de una vez por todas que ese derecho incluye el que tenemos los usuarios de saber de dónde viene el dinero de los medios, por lo cual se debe levantar el secreto bancario a los dueños y altos directivos de periódicos, radios y plantas de televisión.


Listo. Con esto basta. No vale la pena decir más. El mismo musiú con diferentes lacayos. ¡Pueblo reconócelos!


rotheeduardo@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2812 veces.



Eduardo Rothe


Visite el perfil de Eduardo Rothe para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eduardo Rothe

Eduardo Rothe

Más artículos de este autor


Notas relacionadas