Recordando al Número 1

Hace 29 años, el 16 de marzo de 1978, se apagó la voz del famoso animador venezolano Renny Ottolina. El pueblo venezolano sabe, se lo dice la razón y su conciencia, que el avión donde viajaba Renny fue saboteado. Yo no creo que fueron circunstancias dudosas lo que rodean la muerte de este hombre, yo creo que la élite del poder mató a Renny, porque él era un potencial enemigo de AD y COPEI. Cómo estos grandes partidos, ahora convertidos en polvoreda cósmica, estaban acostumbrados a asesinar, desaparecer enemigos políticos.

Este es el peligro, cuando no se tienen ideas para discutir, cuando no hay ideas que ofrecer a la gente, se utiliza cualquier estrategia para eliminar a un potencial enemigo. Renny creía profundamente en el venezolano, siempre hablaba con su pueblo, por su programa del medio día, fue uno de los primeros venezolanos que nos habló de Simón Bolívar , nuestro líder fundamental, enseñando por televisión el valor de sus ideas políticas. Renny fue el primer Bolívariano, no porque no existieran otros venezolanos hasta de mejores condiciones intelectuales, sólo que él era el número uno, sólo él tenía esa capacidad de convencimiento y verbo apropiado para hablar de nuestro Libertador,

y que la gente lo escuchara, gracias a su carisma e inteligencia. Renny actualizaba la memoria del gran hombre de América de una manera extraordinaria. Ser Bolivariano para él era conocer a Venezuela profundamente para luego amarla, “cómo se puede amar a alguien, sin conocerlo”, decía siempre, ser Bolivariano era enseñar al colectivo a realizar una tarea, un oficio que estuviera relacionado con las condiciones propias de cada persona, nos decía “hay que enseñar a pescar, no regalar el pescado a la gente” sino se convierten en personas perezosas, que buscan la facilidad, desmoralizando al ciudadano. Nos hablaba que el Estado no era el gobierno, que había que diferenciarlos, pero si, que la función del Estado debía ser humanista, para ayudar a los más necesitados, pero no regalándoles nada, sino enseñándoles un oficio para que se ganaran el pan con el sudor de su frente.

Ottolina, nacido en Valencia, estado Carabobo, el 11 de diciembre de 1928, alcanzó la fama en la televisión en los años 60 gracias a programas como Renny presenta y El show de Renny, primero en la hoy desaparecida Televisión Nacional y luego en Radio Caracas Televisión (RCTV), planta en la cual logró ocupar altos cargos directivos.
Cuando fue asesinado Renny por la oligarquía criolla, murió la televisión, no nos extraña para nada el cierre de RCTV, Renny habló profundamente y con una certeza única de la televisión, la necesidad de hacer unos programas que educaran a la familia, que llevaran nuestra música autóctona, que las plantas de televisión se adecuaran a la nueva realidad de los tiempos, no solamente era importante la ganancia comercial, había que devolverle a la sociedad programas educativos, de calidad, mostrar las bellezas de sus regiones, enseñar nuestra historia, crear un tipo de telenovela que llevara un tipo de enseñanza y no unos patrones vulgares capitalistas.

Renny decía «Venezuela, con todo su hierro y todo su petróleo, nunca valdrá más que sus habitantes», fue una de las frases más célebres del animador.

También dijo en televisión :

«La televisión venezolana, hoy por hoy, no aporta lo que debiera a la cultura nacional. (…) Su influencia es, quizás, negativa. (…) La encuentro culpable de ignorar la dignidad de los habitantes de nuestro país. Paralelamente la encuentro culpable de desidia en su programación y de pecar de ligereza en cuanto a la responsabilidad que implica su inmenso poder», sentenció.

Ahora RCTV será cerrado, ha pasado mucho tiempo para cumplir ese cierre, los demás canales deberían ser cerrados, porque no entendieron los tiempos, sólo se ocuparon en ganar dinero.

Hace 29 años escribió proféticamente:

«De no ser así, yo predigo que la televisión venezolana se irá hundiendo cada día más en su mar de irresponsable vulgaridad con la única consecuencia de provocar la intervención del Estado. Y tendrá que intervenir el Estado atendiendo el clamor de los hombres y mujeres responsables del país, que cada día hacen sentir más fuerte su voz de justa protesta», escribió de forma premonitoria el animador principal de la época primigenia de la pequeña pantalla criolla.

Recordamos a Renny el número 1


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2750 veces.



Sergio Delgado L.


Visite el perfil de Sergio Delgado para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Sergio Delgado

Sergio Delgado

Más artículos de este autor


Notas relacionadas