USA, un detonante financiero

Venezuela, debe justificar su tesis sobre la reforma del Estado teniendo presente el lenguaje utilizado en los últimos cinco años y explicarle al pueblo del detonante mayor en este tiempo, como es la crisis financiera. Estamos coexistiendo con una era de sospecha donde el sistema capitalista se resquebraja y busca en los países del tercer mundo una motivación para sobrevivir de la recesión y sus revelaciones apocalípticas. Los gobiernos latinoamericanos han buscado de una manera rápida sus tablas de salvamento para no prolongar tanto esta incertidumbre y agonía que lleva al sistema capitalista a su derrumbe total para reactivar luego, otro sistema de sustentación económica mundial.

Esta recesión ha afectado a China y otros países asiáticos que hasta hace poco no habían desacelerado sus ritmos de crecimientos. Esto, ha afectado los precios del crudo y sus productos derivados, originando a diversas escalas disminuir el precio del oro negro. Esto, ha originado en nuestra región cierta inflación por el elevado nivel de importaciones que hemos tenido en los últimos seis años. Hay que empezar a lidiar con un conjunto de personas. Todos los venezolanos tenemos que quitarnos el miedo y empezar a trabajar por el país. En el actual contexto económico global , tenemos que buscar una disponibilidad social para lograr controlar las personas que se dan cita en los grandes almacenes para tener disponibilidad de intercambiar nichos que servirían para organizar un pliego de peticiones a los gobiernos federales por concepto de intercambio de mercaderías.

Lo cierto es que hay una tremenda estafa promovida por Estados Unidos en contra de su propia gente y por su egoísmo individual, el presidente busca destrozar las pequeñas economías del Tercer Mundo. Lo peor, es que los economistas no tomaron en cuenta la filosofía como elemento esencial para alimentar la defensa del mercado, alimentando basas que aislaría los monopolios y de aquellos que asumen la libertad individual como una manera grosera de llevar a la práctica un liberalismo ideológico.

La economía es filosofía y el mercado mundial es su cuerpo. Ahora, el capitalismo se funde con Hegel, Kant y Dilthey. Lo que viene es lo contemporáneo y debemos dejar el pasado atrás, me estoy refiriendo los siglos XVII y XVIII. Los liberales han fracasado dañando todo un hemisferio. Ojala que el colectivo norteño juzgue a Bush por abuso en sus atribuciones legales.

Hay que salirse de la gran depresión de 1929 y revisar nuestras formas de producción y como se proyectara nuestro plan económico constituye nuestro gran interrogante. Lo importante, es expandir la brecha del crecimiento económico y avanzar en esta economía global que tanto daño nos hace, porque su principio es el americanismo y sus objetivos ya están trazados. Es fundamental avanzar en el campo filosófico, agregándole cuerpo a la documentación energética y determinar los causales de cualquier congestión sociopolítica.

emvesua@cantv.net
emvesua12@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1499 veces.



Emiro Vera Suárez


Visite el perfil de Emiro Vera Suárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Emiro Vera Suárez

Emiro Vera Suárez

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a66380.htmlCd0NV CAC = Y co = US