Carta abierta al presidente Evo Morales

Bogotá, noviembre 3 de 2007


Señor Presidente

EVO MORALES

Presidencia de la República de Bolivia

La Paz



Respetado Señor Presidente,

Leí con detenimiento sus declaraciones sobre la necesidad de que la guerrilla colombiana se desmovilice, afirmando que “siento que en Colombia estos grupos levantados en armas… se han convertido en el mejor instrumento para que la derecha democráticamente gane las elecciones en Colombia”. Y el diario colombiano El Tiempo comenta que Su Excelencia señaló que “los políticos tradicionales en Colombia encuentran un buen recurso propagandístico cuando ofrecen al electorado colombiano “acabar con las FARC”, una de las principales ofertas del presidente Alvaro Uribe”.

Hace un par de años yo hice el mismo planteamiento desde Caracas y las FARC me respondieron airadamente, porque no comprendieron mis intenciones, que son las mismas que ahora Su Excelencia señala.

Sin embargo pasados estos dos años he cambiado mi manera de pensar. Creo que las FARC y el ELN tienen toda la razón al no querer desmovilizarse bajo el actual régimen autoritario y reaccionario que padecemos, porque su suerte sería la de todos los insurrectos que se han desmovilizado bajo regímenes reaccionarios, desde José Antonio Galán en la época virreinal, hasta llegar a Carlos Pizarro, para sólo nombrar a algunos de ellos, que fueron asesinados a traición una vez que se reincorporaron a la vida civil, atraídos por las palabras de paz y de concordia que los movieron a dejar las armas como medio de lucha.

Pienso otra cosa, Excelentísimo Señor Presidente. Creo que las FARC y el ELN deben decirle al país, pública y abiertamente, que si el pueblo bajo la conducción del Polo Democrático Alternativo llega al poder, ellos DE INMEDIATO se desmovilizarán, demostrando así que Colombia requiere de un gobierno popular para reencontrarse con la paz.

El conflicto que actualmente vivimos surgió a partir de 1946 cuando el gobierno llamado de Unión Nacional, compuesto por miembros de la oligarquía liberal y conservadora bajo el gobierno de Mariano Ospina Pérez, optó por desatar la violencia contra los partidarios de mi padre, el líder nuestroamericano Jorge Eliécer Gaitán, porque su avance hacia el poder era indetenible. Luego, con su magnicidio el 9 de abril de 1948, se recrudeció la persecución y los gaitanistas tuvieron que irse al monte para defender sus vidas, proceso que poco a poco los condujo a la regularización de movimientos guerrilleros, como es el caso de los comandantes en jefe de las dos guerrillas colombianas: Manuel Marulanda de las FARC y Gabino del ELN.

Nadie niega que si mi padre no hubiera sido asesinado, el pueblo habría regido los destinos de Colombia y no padeceríamos el conflicto que vivimos desde hace más de 60 años. Darle continuidad a ese proceso popular, truncado violentamente con la muerte de mi padre y el sacrificio de sus seguidores, es retomar el camino de la paz. Reiniciar la marcha victoriosa que llevaba el pueblo en la década del 40 y que truncó la violencia oficial, es lo que está haciendo el POLO DEMOCRÁTICO ALTERNATIVO en su marcha ascendente hacia el poder. Su triunfo llevará al pueblo al poder y a la paz.

Señor Presidente Morales, usted ha ofrecido servir de intermediario para coadyuvar en el logro de la paz en Colombia. Yo le tomo su palabra y le pido, a nombre del pueblo gaitanista que milita en el POLO DEMOCRÁTICO ALTERNATIVO, que usted enarbole la iniciativa de preparar la conmemoración del 60 aniversario del sacrificio de mi padre, que se cumplirá el 9 de abril del año próximo, para que, en un gran CONGRESO NUESTROAMERICANO, le recordemos a las nuevas generaciones los orígenes de la violencia que padecemos en Colombia, demostrando que únicamente con el triunfo del pueblo, cuyo ascenso victorioso se vio abortado en aquellos años, será posible reencontrarnos con la paz en Colombia. No dudo que Su Excelencia obtendrá el concurso de los presidente de Nuestramérica a quienes estoy enviándoles copia de este oficio y del Presidente del Polo Democrático Alternativo quien ha retomado el honroso camino que a los colombianos de bien nos dejó en herencia mi padre.

A la espera de su positiva respuesta, me suscribo de Su Excelencia con admiración, respeto y agradecimiento,






GLORIA GAITÁN

Fuerza Gaitanista del Polo Democrático Alternativo

glorigaitan@yahoo.es

Bogotá, capital del Polo

Polo de COLOMBIA

Copia: Excelentísimo Señor Hugo Chávez Frías, Presidente de la República Bolivariana de

Venezuela.

Excelentísimo Señor Rafael Correa, Presidente de la República del Ecuador

Excelentísimo Señor Luis Inácio Lula da Silva, Presidente del Brasil

Excelentísimo Señor Néstor Carlos Kirchner, Presidente de la Argentina

Excelentísimo Señor Daniel Ortega, Presidente de Nicaragua

Excelentísimo Señor Raúl Castro Ruz, Presidente provisional de Cuba

Excelentísimo Señor Tabaré Vásquez, Presidente del Uruguay

Señora Doña Cristina Fernández de Kirchner, Presidenta electa de Argentina

Doctor Carlos Gaviria, Presidente del Polo Democrático Alternativo


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3088 veces.



Gloria Gaitán


Visite el perfil de Gloria Gaitán para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Gloria Gaitán

Gloria Gaitán

Más artículos de este autor