La paciencia china produce frutos

Estados Unidos dejó que la Pelosi fuese a provocar a China visitando Taiwan en violación del principio de que hay un solo gobierno en China reconocido por Estados Unidos desde los años 70, la época del binomio Nixon- Kissinger. Solo el gobierno de Beijing es reconocido por las Naciones Unidas, como bien lo ha confirmado su Presidente Manuel Gutiérrez.

Como Estados Unidos está escaso de prestigio militar desde su derrota por los talibanes en Afganistán, anda provocando confrontaciones militares con otras potencias la esperanza de que alguien se pliegue. Así fue como a pesar de las advertencias rusas de que Ucrania debía cumplir con los acuerdos de Minsk y dejar de perseguir a muerte las dos provincias del Donbass que se negaron a reconocer a los gobiernos instalados por Estados Unidos en Kiev desde el golpe de Estado contra Víctor Yanukovich, el último presidente legítimo de Ucrania. Un golpe orquestado y dirigido en persona en Plaza Maidan por Victoria Nuland, Subsecretaria de Estado de Estados Unidos. Estados Unidos usó a su títere Zelensky para obligar al gobierno ruso a invadir el Donbass atacando con armas de largo alcance a la población civil del Donbass que es de lengua y cultura rusa; un hecho confirmado por la ONG Amnisty International.

El plan norteamericano era el de demoler con sanciones la economía rusa para obligarlo a retirar sus tropas y hacer así, que Zelensky el aliado de Washington proclamase una victoria militar atribuible a Washington; pero esa trama no funcionó y ha tenido un efecto contrario.

Por ello, Washington decidió buscar pleito a China. El alto perfil dado por la americana al desafío de Pelosi era para obligar a que China tomase alguna medida de violencia militar contra la Pelosi y crear así un pretexto del tipo Pearl Harbor para movilizar la opinión pública norteamericana y mundial contra China. Pero eso, es atribuir al gobierno chino una mentalidad parecida a la norteamericana que desenfunda las bombas en cuanto percibe desobediencia o una lesión a sus intereses. La reacción de Beijing fue de espera paciente. Organizó unas maniobras con fuego real entorno a Taiwán que negaban acceso al área a cualquier unidad de la US navy que osase aproximarse a Taiwán. Esas maniobras equivalen en un modo tácito al bloqueo de Taiwán. Como Taiwán es el principal proveedor de chips de memoria para la industria de los Estados Unidos y sin chips la industria moderna queda paralizada. De este modo sin entrar en conflicto armado China logra disuadir las ínfulas independentistas del gobierno de Taipei y castiga de modo contundente la economía de Estados Unidos.

El Ejército Popular de Liberación chino (EPL), la noche en que la presidenta de la Cámara de Representantes de los EE. UU., Nancy Pelosi, aterrizó en Taiwán para su provocativa visita que viola la promesa estadounidense de apoyar el secesionismo para la "independencia de Taiwán", lanzó ejercicios militares masivos alrededor de la isla de Taiwán, incluido un largo -simulacro de fuego real de rango en el Estrecho de Taiwán y un simulacro de misiles convencionales de fuego real al este de la isla, y los analistas dicen que China no solo está apuntando a un político estadounidense de 82 años que está de visita, sino que está apuntando contra la campaña a favor de la secesión de US y las autoridades de Taiwán y eso es acelerar concretamente el proceso de reunificación pacífica.

El EPL también llevará a cabo una serie de ejercicios militares con fuego real del 4 al 7 de agosto en seis áreas diferentes que rodean la isla de Taiwán desde todas las direcciones, según informó la Agencia de Noticias Xinhua, después de que Pelosi aterrizara en el aeropuerto de Taipei. Los analistas dijeron que hay muchas opciones sobre la mesa para que China acelere el proceso de reunificación. Además de los ejercicios militares, las opciones podrían incluir atacar objetivos militares de Taiwán, tal como lo hizo el EPL en la anterior crisis del Estrecho de Taiwán, impulsar una nueva legislación para la reunificación nacional, enviar aviones y embarcaciones militares para ingresar al "espacio aéreo" y las "áreas de agua" de la isla. controlado por las autoridades de Taiwán y poner fin al alto el fuego tácito con el ejército de Taiwán.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 642 veces.



Umberto Mazzei


Visite el perfil de Umberto Mazzei para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Umberto Mazzei

Umberto Mazzei

Más artículos de este autor