Época de cambios

Putin nos informa en el Valdai Club que se avecina para la humanidad una época de cambios y que esos cambios traen siempre peligros y oprtunidades.

Un peligro es que antes de claudicar, Estados Unidos prefieran destruir a Europa que ceder la supremacía allí.

Tal parece el propósito de colocar en Europa baterías de `proyectiles ca paces de llevar explosivos nucleares. Que eso implica el riesgo de que como medida preventiva elemental Rusia los neutralice causando su explosión, con la consiguiente contaminación radioactiva de la zona que circunda suemplazamiento. Esa riesgosa circunstancia implica una traición a su país de los gobernantes vasallos de la OTAN a sus gobernadoscon Stultoberg a la cabeza.Los Estados Unidos prefieren que la contaminante radioctividad de la neutralización de las armas nucleares norteamericanas emplazadas en Europa, para protegerla de una muy improbable invasión rusa. No hay una razón plausible para que Rusia invada al resto de Europa como no sea por su propia seguridad para alejar el alcance de un ataque nuclear sorpresivo de la OTAN que por venir de posiciones avanzadas cercanas a la frontera rusa dificil posibilidad de una intercepción eficaz.

Todo esto no es casual y es el objetivo que se bucaba con el derrocamiento del gobierno legítimo de Victor Yanukovich con la violenta revuelta de Maidan, auspiciada y coordinada esde la misma plaza en Kiev por la señora Victoria Nuland Subsecretaria de Estado de los Estados Unidos de América. Es cierto que Putin estaba sumido en la gloria de los juegos Olímpicos de Invierno en Sochi, pero más desiluciona saber que se haya descuidado tanto en reaccionar. Putin pudo exijir a Yano kovich que se refugiase en el Donbass y desde allí con apoyo de las milicias locales marchar a Kiev a desalojar a la junta usurpadora. Como Presidente legítimo una vez en Kiev reorganizar el gobierno y luego solicitar la admisión de Ucrania en la Federación Rusa.

Los estultos de la OTAN creen que pueden empantanar aRusia en una guerra de desgaste en Ucrania, como sucedió a la URSS en Afganistán. Ilusiones. Las circunstancias son muy distintas. Para evitar el contrabando de armaso conviene ecomenzar ocupando toda la costa ucraniana del Mar Negro, que, por suerte, no está lejos de Novorussia. Es necesario acabar con la provocación ucraniana, para evitar tener que neutralizar las armas nucleares norteamericanas o británicas que, en suelo europeo, apuntan a Rusia.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 664 veces.



Umberto Mazzei


Visite el perfil de Umberto Mazzei para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: