China, Estados Unidos y sus vasallos europeos

En 1986, el célebre economista norteamericano Peter Drucker publicó un ensayo titulado: The Changed World Economy (La cambiada economía mundial) Drucker señalaba que la Economía mundial a causa de la emisión de dólares inorgánicos virtuales por la Federal Reserve, se había dividido en dos: Una Economía real que producía y comerciaba bienes y servicios y una Economía Financiera cuya riqueza es virtual y cuya ciuyo flujo es distinto al de la Economía Real; porque circula entre bolsas financieras;principalmente entre las bolsas anglosajonas de Wall Street en NewYork y la City de Londres con cifras siderales que a desarrollado hasta tener una jerga propia que disimula con eufemismos la deshonesta realidad. Cuando la FED o el BCE regalan dinero hecho con deuda pública a los bancos privados a esa esplendidez con fondos públicos y del patrimonio público se le llama Quantitative Easing (Facilitación Cuantitativa) Cuando los bancos anglosajones cometen el fraude de vender en las bolsas financieras paquetes de hipotecas cuyo respaldo tiene menor valor que el préstamo otorgado se le llama Sub Prime Mortages (hipotecas menos que optimas) Estos eufemismos para diaimular una ética ladrona viene de la virtuosa ética puritana que disimula las acciones más nefastas y predatorias con palabras altisonantes como los bombardeos a la población civil e instalaciones de servicios públicos para liberarla.

El vasallaje de Europa a los anglosajones proviene de la Carta del Atlántico; una declaración conjunta suscrita el 14 de agosto de 1941, a bordo del USS Augusta, «mientras navegaba en algún punto del Atlántico». La Conferencia del Atlántico se celebró del 9 al 12 de agosto de 1941... Esa Conferencia selló la alianza de países estrictamente anglosajones: Estados Unidos y el Imperio Británico.

El propósito era excluir del Atlántico a los barcos de países europeos del Eje; Alemania e Italia e ir preparando el desembarco anglosajón en el continente europeo donde aún permanecen las tropas de ocupación anglosajonas.

El espíritu de la Carta del Atlántico se continuabala Ley de Préstamo y Arriendo, promulgada en marzo de 1941. Por esa ley Estados Unidos, país nominalmente Neutral arrendaba o regalaba armamento a Gran Bretaña. Mas tarde adhirieron a la Carta países vasallos de los anglosajones como México, Colombia e Irán. La Carta Atlántica se comienzó a flotar el concepto de una seguridad colectiva que la convierte en una alianza militar basada en la fuerza contra los agresores potenciales tendrían que ser desarmados. Una idea cercana a la Guerra Preventiva con el pretexto de proteger que practica la OTAN (ver Libia).

La OTAN no es otra cosa que la etiqueta del instrumento con que el complejo Militar- Industrial de Estados Unidos tiene bajo obediencia subalterna a los los países europeos que ocupa militarmente desde la Segunda Guerra Mundial.

Una ocupación militar muy singular porque los ocupados pagan el costo de la ocupación con un tributo del 2% de su PIB. Para añadir al control militar el controla político. La OTAN endosa la máscara de la Comisión Europea. Que así se llama el órgano ejecutivo de la Unión Europea elegido en conciliábulos secretos de la oligarquía política de los vasallos europeos. Un un gobierno Supranacional elegido sin participación del Parlamento Europeo que es el órgano que representa de alguna manera a los electores de los países europeos y que no tiene ninguna función de control sobre lo que disponga la Comisión Europea o el Banco Central Europeo; esto a pesar del inacabable sermón de quien presida la Comisión Europea sobre los valores democráticos que la UE dice representar.

La Comisión Europea o las oligarquías políticas hablan siempre de valores para defender sus opiniones e intereses por absurdos que sean. Por ejemplo, el apoyo público a la violencia ejercida en Maidan contra el Presidente de Ucrania Víctor Yanukóvich recién elegido en elecciones reconocidas como transparentes. La revuelta comenzó cuando se negó a iniciar un proceso de adhesión a la Unión Europea donde se exigía renuncias en soberanía.

Así, según la actual Presidente de la Comisión Europea, Úrsula von der Leyen, reacciona contra la ley aprobada por el Parlamento de Hungría para proteger a sus niños de las prédicas homosexual es contraria a las normas y valores de la Unión Europea. De su sermón contra esa ley húngara se deduce que a predicar la homosexualidad es un valor europeo.

Víctor Orban con total serenidad le dio la respuesta adecuada invocando el instrumento más democrático más básico de todos: someter la ley húngara a un referéndum, para que decida el pueblo soberano de Hungría.

Si el Parlamento Europeo fuese un parlamento representativo de los verdaderos valores de la cultura e historia europea habría pedido la dimisión de la von der Leyen y una explicación de su arbitraria actitud e intromisión en asuntos húngaros.

La presión e importancia dada al Colectivo minoritario LGTB no tiene raíces europeas.

Su raíz viene de Estados Unidos, donde tienen un criterio muy particular de la igualdad desde hace más de 200 años.

El agudo filósofo social francés Alexis de Tocqueville visitó los Estados en la primera mitad del siglo XIX y en su libro La Democratie en Amerique Tocqueville se asombra de como en Estados Unidos los grupos muy minoritarios se organizan para imponer sus criterios en la agenda política, a pesar de la oposición de la mayoría.

En el mundo de las masas, como señala Ortega y Gasset se ha perdido el sentido comunitario original de la Democracia. Desde Roma a las masas, se les mueve con el espectáculo y el espectáculo electoral cuesta dinero.

Por eso en Estados Unidos donde la clase media y la baja son las clases de menor cultura y mayor poder electoral. Cualquier grupo insignificante, como el LGTB, si tiene suficiente financiamiento logra imponer en la agenda política sus reivindicaciones.

Víctor Orban y en general el grupo Visegrad señalan al billonario George Soros como el financista de todas las campañas que buscan destruir la raíz étnica y cultural europea. Como venganza de odios ancestrales que se remontan a Roma en el año 70 de nuestra era

Han ocurrido cambios muy importantes en las relaciones económicas internacionales por lo que Europa y China son en este siglo XXI las economías más importantes de la Economía Real. Estados Unidos ha quedado a ser la más grande economía del mundo financiero que es un mundo virtual. Por ello hay atracción gravitacional entre Europa y China. Eso es un hecho natural e inevitable que nos regresa a la relación comercial entre Oriente y Occidente que existió desde la remota Antigüedad hasta 1453. En ese año se fue interrumpió por la caída de Bizancio en manos de los turcos; cuyo imperio ocupaba en su totalidad el espacio que atravesaba la antiquísima Ruta de la Seda.

Los turcos la interrumpieron porque no les convenía un comercio entre las dos culturas que contenían la expansión del Islam. Lo frenaba en Oriente y la Europa de cristiana en Occidente.

La interrupción turca del comercio de Europa con China que entonces era la mayor economía del Mundo; hizo que exploradores portugueses buscasen una ruta marítima pare renovar el comercio entre Oriente y Occidente. El descubrimiento de América que ocurrió por equivocación durante un intento de llegar directamente a la India, cambió la dirección de las exploraciones.

Es bueno recordar el pasado para entender mejor el presente.

La China de hoy no es la China que el comunismo de Mao sumió en hambre y miseria, como sucede doquier que se aplica el odio destructivo del marxismo.

Después de los violentos excesos doctrinarios de la Revolución Cultural y puede que como reacción contra ella. Llegó al poder en China Deng Xiao Ping, un filósofo político quien dijo claramente que en política no debían contar las doctrinas sino los hechos.

Bajo su batuta se permitió de nuevo la producción privada de bienes y servicios. Se abrió el país a la inversión extranjera y se desarrolló una potente capacidad de innovación asimilando la ciencia y tecnología extranjera.

Esa política continuó con éxito porque sacó de la pobreza a centenares de millones de chinos; hasta el punto de que hoy China no sólo no es ya un país comunista, sino el mayor mercado de consumo del Mundo. Ubicada entre Europa y China está Rusia, la única gran potencia militar genuinamente europea que queda, Su calidad de país europeo es la respaldan sus muchos aportes a la ciencia y cultura europeas. Es innegable que su participación militar ha sido benéfica porque ha salvado a Europa del yugo de dos despóticos megalómanos: Napoleón y Hitler.

Estas remembranzas las hago porque Estados Unidos está molesto porque ve surgir un Mundo Multipolar.

Trata de impedirlo y predican una vuelta a la bipolaridad que tanto beneficio le trajo a expensas de Europa. Por ello, Biden en su primer discurso cuando vino a Europa lo pronunció en una base militar norteamericana. Biden predicó una división bipolar del mundo entre virtuosas democracias y malignas autocracias.

El mundo anglosajón, desde Locke siempre ha tenido una percepción maniqueista de las sociedades humanas agravada por la influencia calvinista en el puritanismo. Por alguna razón, que bien puede ser el liberaliamo pro- business de matriz ricardiana que allí se aplica, a pesar de haber sido varias las religiones de los colonos implantados en América del Norte; en su memoria histórica nacional destacan los puritanos del Mayflower.

El tema que me preocupa es que Estados Unidos trata de sabotear las relaciones de mutua conveniencia entre Europa y China.

Para eso pide a sus socios de la OTAN el envío de barcos de guerra europeos a patrullar al Mar de China (Alemania, Francia, UK) El Mar de China, si los mapas no mienten está muy lejos del Océano Atlántico.

Ahora exige que se manden tropas alemanas a motircombatiendo talibanes en Afganistán; despoués de que ellos se retiraran derrotados, igual que los británicos y soviéticos antes de ellos.

Sucede que los talibanes vencedores negocian con China y Pakistán un acuerdo de inversiones relativas a la Nueva Ruta de la Seda hacia Europa. Una negociación que Estados Unidos quisiera interrumpir.Quizás, los talibanes se hagan menos radicales si reciben dinero y puestos de trabajo chinos, en lugar de bombas norteamericanas.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 859 veces.



Umberto Mazzei


Visite el perfil de Umberto Mazzei para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: