Hermano

1. ¿Habrá que disimular la alegría cuando algo venezolano excede de las buenas intenciones, sobrepasa el más o menos, supera la barrera del casi, acierta el golazo de la obra maestra, muestra que la excelencia es posible y fija la marca a ser superada? Hasta Galeano se conmueve cuando algún cañonazo perfora la portería. Ovacionemos este cabezazo impecable al arco de la inteligencia.

2. Esquivemos antes las maniobras de los zagueros críticos para estorbar la jugada. Que si la obviedad de la trama de ascensión social mediante el deporte, que si el Melo del amor y odio entre hermanos, que si el cine de malandros y marginales. También nuestros profesores de Literatura execraban los gastados temas del criollismo rural. Con esa aborrecida temática Gabriel García Márquez escribió Cien años de soledad. Antes que criticar el acierto, examinemos como se logró.

3. La más infalible fórmula para fracasar en el cine venezolano es el irrespeto al guionista. No hay guión que no pretendan modificar y hasta firmar terceros incapaces de escribir una línea. Marcel Rasquin redactó el suyo junto con Rohan Jones. Nadie pudo malograrles una trama que dice más por lo sugerido y lo implícito que por lo narrado, una intriga compacta, que con una pizca menos de talento pudo haber naufragado en lugar común.

4. Escribe sobre tu aldea, decía Tolstoi, y serás universal. El tema de este partido internacionalmente aclamado es la venezolanidad. En el nivel superficial, narra el azar, el caos, la confusión, la precariedad. En el profundo, detalla las estructuras y normas que legitiman residualmente nuestro mundo problemático: familia informal, solidaridad entre excluidos, capacidad de improvisar la supervivencia ante golpes aniquiladores. No somos resultado sino proceso, ni meta, sino punto de partida. Como dice una frase de oro del guión: cada día la vida empieza cero a cero. 

5. Una película sobre el deporte debe ser dinámica, signada por ráfagas de imágenes, contrapuntos de movimientos. Rasquin alguna vez filmó cuñas. Se le nota en la capacidad de concentrar contenidos. La rápida sucesión de planos, la danza de acciones, el ritmo sincopado hicieron la grandeza de David Warck Griffith, Richard Lester y David Fincher. El productor ejecutivo y director de fotografía Enrique Aular capta tomas que cortan el aliento por su contundencia y belleza. No sabemos si preferir las del enfrentamiento entre zagueros y extremos, o las rigurosas panorámicas de una estética sin un solo centímetro cuadrado de lujo.

6. Pero la mejor cámara no puede recuperar la pelota afuera de una mala actuación. En Hermano no hay interpretación que merezca boleta del árbitro ¿Dónde quedaron la balbuceante mala dicción, los sonsonetes estereotipados, las sobreactuaciones que penalizaron tantas cintas prometedoras? No podemos sacudirnos la idea de que los delanteros Fernando Moreno o Eliu Armas se interpretan a sí mismos. Los mediozagueros hacen el quite con elegancia y sin estorbar. Hermano es ópera prima, para muchos actores también bautizo y confirmación cinematográficas.

7. Ahí va, pues. Una película hecha mostrando lo más rechazado de nuestro ser anota el milagro de los noventa minutos perfectos que pasan como uno solo y el triple galardón de Jurado, Críticos y Público en el Festival de Moscú. Su plano secuencia de remate es una de las elipsis narrativas más logradas que he visto en la cinematografía universal. Cómo ha debido disfrutarla el presidente del Jurado Luc Besson, que tanto comparte con Rasquin la desestabilizante mezcla de la ternura y la violencia.

PD: Reconoció la Corte colombiana que la soberanía de Colombia no está sometida a bases militares extranjeras ¿Cuándo reconocerá la Corte venezolana que la soberanía de Venezuela no está sometida a tribunales o árbitros extranjeros?

Versión en francés, gracias a la indispensable ayuda del amigo Romain Vallée: http://luisbrittogarcia-fr.blogspot.com 

http://luisbrittogarcia.blogspot.com

http://luisbritto.Wordpress.com 

Libros de Luis Britto en Internet:

Rajatabla: www.monteavila.gob.ve 

Dictadura mediática en Venezuela: www.minci.gob.ve

La paz con Colombiawww.minci.gob.ve 

brittoluis@gmail.com




Esta nota ha sido leída aproximadamente 3505 veces.



Luis Britto García

Escritor, historiador, ensayista y dramaturgo. http://luisbrittogarcia.blogspot.com

 brittoluis@gmail.com

Visite el perfil de Luis Britto García para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Britto García

Luis Britto García

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Internacionales


Revise artículos similares en la sección:
Venezuela en el Exterior


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad