Por allí se nos va la patria señores

Le doy, le doy y le sigo dando al radial del radio y pun sintonizo una música colombiana, le sigo dando y pun otra música colombiana, continuó dándole y suena por allí un merengue antillano y sigo y sigo sintonizando y de pronto me suena uno de esos ritmos bullarangos, que llaman por ahí reegeton y así sucesivamente, hasta que por fin por allá, en cantares de gallos, se oye escuchar una musiquita de nuestros lares.. Tanto es así, que hasta hay maratónicos programas con esta clase de música de afuera, que se escucha, por aquí y por allá, en los buses, carros por puestos, a todo volumen mano,…Por Dios, que pasa pueblo mío, no es que esté en contra de todo esto, cada quien tiene derecho a tener su preferencia musical, pero señores preguntó, dónde queda nuestra identidad e idiosincrasia de nación, lo nuestro es primero, nuestro folklore, por cierto que es tan variado, donde cada uno de nuestros Estados, tiene su propio ritmo, con excelentes representantes, un polo margariteño, una gaita o contradanza zuliana, la música llanera, el tamunangue Barquisimetano, el violín que le da sabor a los pasajes andinos, los tambores de las costas, el callao tunai, el sabroso ritmo salsero de aquí, nuestros boleros y así cantidades de acentos musicales para todos los gustos.. Entonces repito, que pasa pueblo mío… Y a todas estas, dónde andan las Instituciones encargadas de regular todo esto, a donde quedo ese decreto de obligar a las emisoras a radiar nuestra música, como todo aquí, en este bendito país, que no se respetan las leyes y estas hacen lo que le venga en gana, hasta el punto, que hay algunas emisoras que ni si quieran colocan el himno nacional en el horario establecido..

Pero no solo es eso, sí no también tenemos los programas que muchas de estas emisoras transmiten, que no solo transculturizan, sino que rayan lo chabacano, con locutores bastos que toman a veces posiciones expresivas, que rayan lo moral y la ética, tanto es así, que te llegan al punto de burlarse y humillar a los usuarios, con concursos idiotas y sin ningún contenido.. Ya todo esto, se está saliendo de control, la cual ha venido afectando nuestra conducta, especialmente la de nuestro adolecentes, hemos vistos por allí en las redes sociales, que por cierto hay que meterle el ojo también, videos con niños y niñas bailando esas burdas músicas en posiciones inmorales y lo peor en presencias de sus padres y familiares que los alientan, así, a donde vamos a llegar .. Aquí, hay que ser algo y urgente señores, los entes competentes, por Dios que actúen y le den un parado a todo esto, ya es hora de poner mano dura y esto lo digo en todas las arbitrariedades que se cometan en este país y aquellos que no cumplan con lo establecido, hay que aplicarles las leyes severamente de unas vez, sin preferencia y así, es el llamado a los padres y familiares, a poner de su parte, de tomar conciencia sobre la educación familiar, en la enseñanzas, de auténticos principios y valores, ya que lo que está en juego, es el mismo futuro de nuestros hijos y del país…Por allí se nos va la patria señores…

 

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 862 veces.



Marcelino Torres

Trabajador Petrolero de PDVSA en el Zulia

 torresms@pdvsa.com

Visite el perfil de Marcelino Torres para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: