“Al fin, tengo el carnet de la patria”

Este relato corresponde a un señor deseoso de obtener el carnet de la patria, pero que entre su conciencia y los comentarios de sus amigos opositores le habían quitado la idea varias veces de obtenerlo, hasta que por fin se decidió atender el llamado al censo de transporte y acudir a una Plaza Bolivar de cualquier lugar del país, para luego de manera eufórica al recibirlo gritar a los 4 vientos: "Al fin, tengo el carnet de la patria"

El relato en cuestión, comienza así: "Debo confesar que sentía envidia cuando veía a mis vecin@s y amig@s, escaneando su carnet de la patria para recibir algunos beneficios que si bien no resolvian un problema de manera global... para algo servía. De hecho, yo no había podido sacarlo, porque a veces hasta la gestualidad y los comentarios del que se opone al gobierno incide en el comportamiento de uno. ¿Para que vas a sacar eso?, ¿Vas a dejar que Maduro se burle de tus necesidades? ¿Te vas a convertir en limosnero? ¿Vas a dejar que te manejen hasta tu forma de ser?"

"Confieso igualmente que estaba "chingo" por sacarlo, ¿En que podría afectarme un carnet que llevo en una cartera o que dejo escondido en alguna parte de la casa para que los escuálidos acérrimos de mi familia y amistades no se den cuenta? En efecto, cuando se inició la entrega del carnet, no pude sacarlo, andábamos en guarimbas; y cuando dieron las prorrogas , por mas que quise, la campaña negativa sobre el carnet me hizo desistir de la idea. Pero ahora se dio una gran oportunidad y creo que la opinión de los "drones" de siempre, cargados de malas ideas no me harán cambiar de parecer"

"Es asi, como llega el censo de transporte, no hay que negarlo, con su piquete carambólico que equivale a censar el vehiculo y a obtener el carnet de la patria que se constituye en la llave para recibir el subsidio de la gasolina que consumirá mi carro. ¿Es esto malo? ¿Por eso, alguien cree que me voy a convertir en chavista madurista?

"A lo mejor, este relato no lo cree nadie, pero entre esperar a que la oposición se organice y andar rodando en mi carro con la gasolina subsidiada, yo prefiero esta alternativa, y creo que rodaré muchos kilometros y me pondré tan viejo que esa organización no se dará, mientras persista la injerencia gringa, europea y la del grupo de Lima. Reconozco, además que, no se si terminaré siendo chavista despues de tantos años de abandono por parte de "los lideres opositores"; a todo eso se llega"



Esta nota ha sido leída aproximadamente 8354 veces.



Jesús Rafael Barreto


Visite el perfil de Jesús Rafael Barreto para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Jesús Rafael Barreto

Jesús Rafael Barreto

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a267940.htmlCd0NV CAC = Y co = US