El fascismo de nosotros no es revolucionario

Amo tanto la PATRIA, que ningún bozal de arepa, por más apetecible que lo presenten, me haría flaquear  ante la responsabilidad de protegerla, por lo que me convierto ante los indefinidos, en un irreverente por hacer críticas a mi propia revolución; las que hago son iguales a las que hacen los grades cacaos, por los micrófonos  y el espectro de mi PATRIA, con la diferencia que mis razones para defenderla no tienen contradicciones, ni vienen de ambiciones personales, son de convicción radical, en un tiempo sin miriñaque que me hacen negar hasta lo que parece viable (disculpen el yoismo) afirmando, que mientras sigamos practicando la alienación, con apoyo de tantos padrinos que se niegan a entender de que se trata esto, no vamos a lograr establecer en este país la verdadera proyección hacia una PATRIA revolucionaria.

El Imperio, en su afán por neutralizar las conciencias que vienen emergiendo, hizo el trabajo sucio, ahora nos toca contra viento y marea revartirlo, para lograr con constancia una PATRIA distinta a esta que estamos justificando con tantas metidas de pata no pensadas, que parecemos aficionados al harakiri.

Tenemos que unificar esfuerzos con objetivos claros de proyectar al ser que sustente lo que  nos pueda llevar a consolidar el proyecto y estoy convencido que es el pensamiento crítico, lo que puede dar al PUEBLO la fuerza para resistir cualquier embate, independientemente de su procedencia y siendo dueño de sus actos; poder decir lo que su necesidad constuya y proyectar un futuro distinto cundo ya no estemos.
Tengo que cuestionar, y no apoyar que la gente sea engañada tan fácilmente por manipuladores que dejaron sus intenciones de comunista en una comisión sólo de gritar consignas, que el contenido significa lo contrario a lo que pregonan.

Tengo cosas que decir y me limita, que la ignorancia (no es brutalidad) pueda leer lo que escribo y no captar, que un revolucionario debe prepararse pase lo que pase y en contra de lo que sea, no como sea, porque la conciencia no se puede permitir proponer un concepto con visos fascistas; todos los escritos que hago dicen mi verdad y si no lo entendieran, podría confundirse y dudar que mi consigna es, PATRIA O MUERTE, VENCEREMOS Y HASTA LA VICTORIA SIEMPRE.


SIN PATRIA NO QUIERO VIDA.
HAZTE CONCIENCIA.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1260 veces.



Antonio Machuca

Actor y militante revolucionario

 machucamelo@cantv.net

Visite el perfil de Antonio Machuca para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio Machuca

Antonio Machuca

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a217574.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO