Mas allá de la conciencia

Un diccionario podría definir la conciencia como "La capacidad de valorar el presente" o bien como "El conocimiento interior del bien y del mal". Cuando estamos concientes de una situación sabemos que podemos interpretar de manera acertada los hechos que van ocurriendo. En Venezuela hemos emprendido el hermoso sendero de la Revolución desde hace 13 años a través del Socialismo del siglo XXI basado en ideales Bolivarianos y profundos sentimientos patrios, pero en realidad ¿Alguien cree que este proceso trascendental de cambios hubiese surgido sin la conciencia de aquellos soldados del 4 de febrero? ¿Alguien cree que sin la conciencia colectiva, el Pdte Chávez hubiese ganado las elecciones presidenciales en 1998? y sin irnos muy lejos ¿Alguien cree que sin la conciencia de aquellos héroes anonimos que salieron a las calles el 12 de abril se hubiese restablecido la democracia y hubiesemos recuperado la Patria de aquellos nefastos personajes oligarquicos y marionetas imperiales? Ahora entendemos la importancia de la conciencia en los distintos procesos políticos de una nación y comprendemos el papel fundamental que puede significar la conciencia en nuestras vidas.

Un pueblo sin conciencia es un pueblo que está destinado a sufiri los efectos de dominación del yugo imperial, ya que no tiene la capacidad de entender los distintos procesos socio-políticos por los cuales puede atravesar una nación y se ve oprimido por las estrategias macabras de represión de los grandes grupos de poder internacional. Un pueblo sin conciencia es un pueblo esclavo de su propia libertad, es un oasis en pleno oceano atlantico, es una jaula encerrada en la inmensidad del cielo, es un tesoro precioso sin valor, es la brillantez en medio de la oscuridad, es una lluvia seca bajo un sol sin luz, es la infinidad de lo limitado. Mil teorías podrían surgir de lo vago y vacío que resulta ser un pueblo sin conciencia, sin el conocimiento claro de su realidad histórica y actual.

La conciencia representa el valor fundamental y a su vez, la base elemental de una Revolución a nivel político y social, ya que a partir de ella surgen los ideales y el pensamiento crítico de los ciudadanos sobre la estructura gubernamental de una nación y mientras esa crítica objetiva sea inexistente hacía los gobiernos neocoloniales, pues simplemente no vamos a tener Patria la cual dejarle a nuestros hijos porque estaremos sujetos a la triste dominación de nuestras mentes. ¡Vaya que importante es la conciencia! Sin conciencia somos ignorantes, y al ser ignorantes somos instrumento ciego de nuestra propia destrucción, tal como decía Simón Bolívar, el Padre de la Patria, el hombre que libertó cinco naciones suramericanas gracias al despertar de su conciencia.

Ahora analicemos y reflexionemos a fondo, ¿Solamente basta la conciencia para el surgimiento de una Revolución? ¿Es la conciencia un factor único en la transformación de un modelo de Estado? Pues no, porque si bien es cierto, que de allí parte lo elemental de nuestros ideales, tambien es cierto que requiere de mas factores para complementar un proceso de cambios. La Revolución de la conciencia debe estar presente en nuestro ser interior, pero de nada sirve esa conciencia, sin el compromiso y la convicción revolucionaria para revisar, rectificar y reimpulsar el Socialismo del siglo XXI. El compromiso de ser coparticipes en los procesos de participación popular, de coadyudar al desarrolo de la nación, de amar a la inmensa tierra venezolana y trabajar en pro de su fortalecimiento en todos los ámbitos. La convicción de saber que nuestras ideologías no están erradas y estamos luchando en el camino correcto para otorgar a nuestro pueblo la suprema felicidad, estar convencido de que este hermoso sendero revolucionario es la única forma de independizar totalmente nuestra amada Venezuela.

Si estamos comprometidos con nuestra hermosa Patria Bolivariana y estamos convencidos de nuestra filosofía revolucionaria, entonces hemos visto, mas allá de nuestros pensamientos, hemos actuado mas allá de nuestra conciencia.

lfgj5847@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1378 veces.



Luis Fernando Guanipa Jiménez

Chavista crítico pero siempre leal. Cero medias tintas. Comentarista aficionado del Voleibol, Baloncesto, Fórmula 1 y Béisbol.

 LuisGuanipa94@gmail.com      @LuisFGJ

Visite el perfil de Luis Fernando Guanipa Jiménez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Fernando Guanipa Jiménez

Luis Fernando Guanipa Jiménez

Más artículos de este autor