¿Rezago en la UPEL?

Tenemos la impresión que la recientemente firmada Contratación Única de los Trabajadores Universitarios no es la mejor, que contiene algunos vacíos, charcos y lagunas, como eso de que n a medida que uno asciende en el escalafón universitario como profesor gana menos y el mal cálculo del sueldo y demás beneficios de mis colegas jubilados o jubilosos, pero ¿cuál es la contratación impoluta y perfecta que a todos complazca cual viejo locutor de radio o diyey de viejas discotecas? Otras primas también son medias chimbas porque no abarcan a las prestaciones sociales, entre otras, como eso de que nuestras universidades ya no podrían ser nuestros patrones (paso y gano, en eso pues no defiendo patrones ni nadas que se le parezca, ni aún el Papá Estado), o lo de la autonomía universitaria ( que para unas cosas sirve y para otras no, según la interpretación venga de la EVERU o ARBOL), en fin, como decía mi tía Felicia “Lo que mal comienza, mal termina”, menos la platica que nos has dado… que yo sepa nadie de mis panas de cubículo o departamento la ha devuelto al gobierno, nos ha servido y mucho para cancelar deudas.
Yo, que escribo así pa’ lante y sin rigor alguno, aunque a muchos les moleste, creo que esto del famoso Contrato Único de los universitarios a tenor de la filosofía de mi tía, a quien el buen Dios tenga en gloria, comenzó mal, sólo con un sector sindical que más bien se portó y logró algo, (agarrando manque sea fallo, dicen también en mi pueblo de Baragua) y el otro sector tradicional, APROUPEL y FAPUV, que en nada más uno lo declaran ganador de las oposiciones uno corre a inscribirse porque eso como que daba mucho caché o porque podía jugar Softbol o bolas e integrarse del todo a la comunidad académica… Pues, decía, este sector no participó en las primeras mesas de discusión; en cambio Fenasinpres sí estuvo ahí y la buena voluntad del gobierno bolivariano lograron unos acuerdos básicos y que a muchos sorprendieron de tan buenos que parecían pero ay no todo lo que brilla es oro. Con unas enigmáticas tablas de sueldos imposibles de comprender inicialmente, al meterles el ojo algunos expertos lograron distinguir que son un arroz con mango, al decir de los especialistas de la Fapuv, además por elemental solidaridad con los estudiantes o una fracción de esa comunidad, entre los más politizados, que en el proceso hicieron grandes sacrificios por nosotros, la verdad sea dicha o por coincidir con la agenda política que manejan los simpatizantes de la MUD, el gremio docente no ha suspendido la huelga hasta que la revolución les aumente el monto de sus becas y otras proveedurías; así se mantuvo ese ataja perros verbal y físico por dos meses hasta que llegó agosto en nuestras queridas universidades tradicionales, entre ellas la nunca bien ponderada Upel, con sus ocho institutos adscritos en su integración vertical o matricial: reunidos todos sus directores decanos, su rector y demás vicerrectorados en la instancia del Consejo Universitario dicen que no se dictarán los muy conocidos Cursos de Verano, Nivelación y Avance, los populares Intensivos, ¿las razones? No están dadas las condiciones técnica-administrativas y académicas, algo así puede leerse en la web de la upel…ah y también que las instalaciones de los institutos pedagógicos estaban desiertos, el estudiantado no hizo presencia, y de hecho en las protestas de calle por un mejor presupuesto para las casas de estudio, aumento de salario y cumplimiento de las normas de homologación, becas y proveedurías estudiantiles muy pocos bachilleres hicieron acto de presencia, no vociferaron consignas, no marcharon como en los viejos tiempos, por ejemplo en los años de 1993-94 o antes. Hoy parece que las condiciones son otras y también las nuevas juventudes andan con otras inquietudes, decía una jovencita de un colectivo revolucionario del Instituto Pedagógico de Barquisimeto que por las redes sociales buen número de estudiantes mostró su descontento porque no se dictarían los Cursos Intensivos pero nadie fue a una asamblea general que habían llamado para tratar el tema, de donde se tiene que posiblemente si la Upel se hubiera comprometido a llamar a inscripciones virtuales la respuesta pudo haber sido masiva. Otras instituciones hermanas en Barquisimeto sí dictarán Cursos Vacacionales, ¿Por qué la Upel-ipb, el Instituto Pedagógico, pues, se va a quedar rezagado?
En lo personal no conocemos las razones que motivaron esa decisión, más allá de las que se recogen en la minuta del Consejo Universitario y las consideramos válidas, pues tampoco vamos a cuestionar a nuestras autoridades, que sí tienen información privilegiada; tal vez sí pudiéramos agregar para cerrar que volviendo a las sentencias referidas inicialmente, lo que mal comienza mal termina, creemos que el MPPEU apresuró decisiones sin contar para ello con la opinión de un amplio sector gremial que en ningún momento podía ser ignorado, desconocer de plano las normas de homologación; por otra parte, Fapuv y los gremios tienen la manía de asociar los reclamos salariales, aumento de becas y presupuesto justo con la agenda de la MUD; con lo que también vuelven las marchas y concentraciones en un miting político caprilero, sin apenas advertir que nuestros gremios deben ser plurales, ya que incluye opositores y chavistas de a pié, que son quienes damos las clases y hacemos ciertas investigaciones, compartimos vida académica y familiar, de allí también la otra manía de los compas del MPPEU de querer hacer la transformación universitaria por decretos, desde arriba, bueno igual que nuestras muy respetadas autoridades de la Upel desde arriba toman la decisión desde arriba de no dictar el PAENA, Intensivos o Cursos de Verano, lo que se traduce en un rezago y no sé en qué parte dice Bolívar, el Libertador: “La vida es corta, no sé cuándo la perderé, un día perdido es irrecuperable”, no digamos ya varios meses del semestre o calendario universitario, pero, ¡ojo! No estamos culpando de ello a una de las partes en particular, nuestros gremios universitarios como he visto que hacen tantos con sus descalificaciones; de esta situación somos responsables todos, también mis no menos respetados compañeros del MPPEU y del alto gobierno a quienes como dijo el Ministro Calzadilla no sé porqué durante tanto tiempo mantuvieron nuestros salarios con un rezago increíble y muy poco competitivos, también nuestros estudiantes desde el inicio del paro lamentablemente fueron muy pasivos… Con perdón pero ahora no pueden ir a llorar al valle y buscar culpables en las autoridades, los gremios, sindicatos y en última instancia al profesor en el aula en la reprogramación de septiembre…



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1246 veces.



Luís Saavedra

Docente, Trabajador popular.

 luissaavedra2004@yahoo.es

Visite el perfil de Luis B. Saavedra M. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis B. Saavedra M.

Luis B. Saavedra M.

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /educacion/a171222.htmlCd0NV CAC = Y co = US