Gobernabilidad digital transparente y justa del modelo productivo-distributivo1

Tecnología de Administración de Precios (TAP)


Introducción

La presente propuesta plantea un sistema digital para la administración de los precios, que restringe los espacios de las especulaciones. Permite al Estado tener la capacidad de administrar la dinámica del mercado, en favor de toda la sociedad.

Los desarrollos tecnológicos de hoy, permiten los encadenamientos de suministros y de valores de los procesos productivos, facilitando la transparencia en las estructuras de costos, precios y los movimientos de mercancías.

Para ello, se plantea una articulación del uso del dinero digital programable junto con un sistema de contabilidad centralizada y la factura digital para lograr la administración social de los precios, entre otros objetivos.

La digitalización facilita la automatización de la administración transparente del dinero como unidad de cuenta y como sistema de medición y distribución de valores, eliminando la distorsión asociada a la práctica de tratar el dinero como mercancía dentro de mercado.

Un sistema universal, único y centralizado de contabilidad digital, construido con el uso encadenado y acumulativo de la factura fiscal-digital, serviría para obtener datos precisos sobre las dinámicas productivas y las estructuras de costos. Dicho sistema permitiría sincerar las negociaciones para determinar precios justos y no especulativos. Además, permite monitorear los inventarios nacionales.

Para su instauración se requiere de sobrepasar importantes barreras, desde los intereses económicos y políticos, considerando nuevas inversiones, hasta factores socio-culturales entre otros.

La razón detrás de la propuesta, es tanto lograr que el Estado avance en el uso de la tecnología para promover el desarrollo colectivo incluyente, como la consolidación de un sistema de justicia social integral.

El presente documento se estructura en seis secciones de la siguiente manera:
I. Descripción del problema, tomando en cuenta por un lado “Flexibilidad y dinamismo del sistema” y por otro, “Los avances tecnológicos facilitan la administración transparente de los precios”;
II. Estructura de la propuesta, compuesta es tres partes: el dinero digital soberano, el sistema universal, único y centralizado de contabilidad digital y la factura digital y el control de inventario;
III. Objetivos de la gobernabilidad digital;
IV. Factores adversos a la propuesta;
V. Cuando la Tecnología Administra los Precios (TAP) y
VI. Resumen de la estructura de la propuesta.


I. Descripción del problema

1. Las incertidumbres son las condiciones favorables para las especulaciones y las especulaciones generan más incertidumbres. En cambio, la transparencia y las mediciones son instrumentos para lograr la administración de las fluctuaciones y para una mayor estabilización del sistema económico.

2. La coexistencia de precios libres de algunos bienes económicos con otros precios regulados, como los sueldos, perpetúa la ampliación de la brecha social y los conflictos causados por ella. Además conserva la existencia de un modelo en el cual el poder corrompe al Derecho.

3. Se entiende que, por la vía de los precios – como instrumento para la indexación de la distribución de la riqueza social-, es que se definan y consolidan, corrigen o equilibran los diferentes niveles de poderes, para el desarrollo de un determinado modelo socio-económico.

4. Hoy en día, en Venezuela sentimos en carne propia, el poder letal de la lógica y la dinámica de los precios libres, asociados a la dinámica del mercado y a la naturaleza flexible del dinero – por ser desarticulado, autónomo, anónimo y descentralizado como unidad de cuenta y referencia de valor. En consecuencia, se han diluidos los logros sociales del proceso Bolivariano y se han infligido golpes contra el sistema productivo-distributivo nacional, contra la confianza en la capacidad institucional del país y hasta contra el sistema ético y moral.

5. Un mecanismo para la amortiguación de las fluctuaciones dentro de un sistema colectivo, como lo son los precios en el sistema económico, NO debería ser manejado discrecionalmente por particulares según sus intereses individuales, sino que debe ser administrado dentro de un sistema colectivo, participativo y democrático.

6. La dinámica del mercado no debe estar sujeta sólo a los requerimientos y las presiones que puedan ejercer las élites económicamente poderosas sobre la oferta y la demanda, sino al agregado de ofertas y demandas del total de la sociedad.

7. El Estado es un agente económico importante, con responsabilidades socio-políticas, que no puede mantenerse neutral para preservar el statu quo del capital privado y perpetuar la dinámica de exclusión asociada al libre mercado.

a. Flexibilidad y dinamismo del sistema

1. El sistema que proponemos no tiene la intención de imponer una camisa de fuerza sobre los variables reales de la economía; pero si tiene por finalidad controlar la dinámica especulativa, frenar la desestabilización socio-económica y política y detener el ataque contra la soberanía económica nacional. Tiene la intención de generar condiciones de transparencia y estabilidad para facilitar los procesos productivos y proteger el valor de la capacidad adquisitiva de las fuerzas laborales para los consumidores y usuarios de los servicios.

2. La estabilidad de los precios es relativa, depende de unas macro variables como anclajes. En este sentido, con esta propuesta se prevé que el sistema tenga flexibilidad para ajustarse en tiempo real y para no bloquear con retardos los procesos productivos. Cuando se requiere ajustar y cambiar una variable, a nivel estructural, el sistema tiene la posibilidad de ejecutarlo al momento necesario. Así, todas las estructuras de costos, basadas en las cadenas de suministro y de valores, se ajustan automáticamente y con ello, también se ajustan los rangos de precios permitidos.

b. Los Avances tecnológicos facilitan la administración transparente de los precios

1. Los desarrollos tecnológicos del último medio siglo nos ofrecen la oportunidad de repensar el uso de la planificación centralizada con altas probabilidades de éxito para lograr la estabilidad de suministros y precios, siempre y cuando, haya voluntad en el poder político de instaurar un sistema transparente, eficiente e integral.

2. Probablemente, las condiciones sociales, económicas y políticas dadas en Venezuela nos favorecen para considerar la oportunidad de instaurar un sistema digital centralizado de administración transparente de costos, y movilización de mercancías y precios. Esto podría permitirnos transitar desde la especulación y la corrupción hacia la transparencia y la estabilidad necesarias para la construcción de un modelo de economía estable e incluyente.


II. Estructura de la Propuesta

Amarre digital de los precios a las mercancías por medio del dinero digital soberano y programable

1. La propuesta supone el rol central del Estado planificador, regulador y contralor, a quien le corresponde establecer, administrar y controlar la operación del sistema propuesto.

2. El sistema tiende a ser en gran parte digital, en el cual se reducen la interferencia y la posibilidad de corrupción, sea ésta pública o privada. Se basa en y requiere de los últimos desarrollos en las áreas digitales, manejo de la gran data y de la telecomunicación.

3. El sistema se organiza en dos sub-sistemas
1. Dinero digital soberano (se entiende como el dinero digital del Banco Central de Venezuela, –posiblemente, ampliando la misma plataforma del PETRO)-
2. Sistema universal, único y centralizado de contabilidad digital

4. Ambos sub-sistemas se unen por medio de la factura digital, que registrará los movimientos socio-económicos para construir la base de datos necesaria para la construcción de los encadenamientos productivos, estructuras de costos y movilización de mercancías.

5. Estos sub-sistemas deberían ser complementarios e integrados entre ellos, para que se logre el objetivo de estabilización de suministros y de precios.

a. Sub-sistema 1 – Dinero digital soberano

1. ¿Será posible tener estabilidad en los precios, cuando la misma unidad de cuenta es considerada como un activo negociable, por el cual se puede apostar, cambiándole de valor?

2. En la actual interpretación del dinero, hay una paradoja que emerge de una dualidad contradictoria. El dinero, cumple la función de una unidad de cuenta que debería ser estable para servir como estándar para las mediciones y distribuciones de valores de la economía real, pero al mismo tiempo, la lógica y práctica del mercado interactúa con ella como si fuera un activo negociable – un medio de cambio y/o depósito de valor-, por lo cual se puede apostar por él y variar su valor, según las ofertas y demandas del mercado de capitales ¿¡Unidad de cuenta estable y variable al mismo tiempo!? Es una fórmula para convertir el estándar de mediciones en un índice de la volatilidad e inestabilidad.

3. Probablemente esta paradoja o sesgo cognitivo, es herencia conceptual resultado de nuestra fijación en de la idea del dinero como medio de cambio y/o depósito de valor, y el dejar de percibir la evolución del dinero como tecnología de contabilidad social para las mediciones y distribuciones. El dinero no tiene que ser representado por medio físico alguno; en cambio puede adaptarse a otros desarrollos tecnológicos, incluyendo lo abstracto y virtual de la tecnología digital. Al final, el dinero es un sistema contable y como tal, es abstracto.

4. Las conceptualizaciones y las tecnologías usadas hasta el momento, en el caso del dinero, han tenidos una gran incidencia sobre las definiciones y volatilidad de los precios y la redistribución de las riquezas, expresada en la ampliación de las brechas sociales. Las tecnologías del dinero no han sido neutras.

5. Cuando se propone el dinero digital soberano como pieza estructural para la presente propuesta, no es para que éste sea más eficiente como medio de cambio y/o depósito de valor, sino para recuperar la razón de ser del dinero como un sistema transparente, estable, de mediciones y de distribuciones de valores colectivos y para restringir el espacio de la especulación, apuesta, variación e inestabilidad permanente.

6. Esto implica enfatizar la naturaleza del dinero como unidad de cuenta social, públicamente administrada y no como instrumento de apuesta del mercado de especulaciones financieras. El metro o el kilo como unidades de cuentas, como estándares de mediciones, no cambian según los intercambios del momento, están regulados públicamente y a nivel internacional.

7. Ello requiere liberarse de la fijación de que el dinero en sí mismo es necesariamente un medio de cambio y/o depósito de valor, concepto que probablemente ha sido aceptado mientras duraba la tecnología del dinero como ficha, a base de algún material de valor – desde los primitivos íconos, pasando por el oro y hasta incluyendo los billetes de hoy.

8. Hasta hace poco, ni se pensaba en la posibilidad del dinero digital. Sin embargo, hoy en día, su desarrollo tecnológico está consolidado. Promete ser una tecnología de contabilidad social, digital, transparente y eficiente, que se puede programar y condicionar para la ejecución de funciones según las necesidades, incluyendo el hecho de condicionar el pago a unos precios, basados en pautas colectivamente pre-acordadas.

9. El dinero digital - para el uso interno de una sociedad- no requiere ser un medio de cambio ni un depósito de valores; pero sí requiere ser principalmente como una unidad de cuenta. Es el estándar para un sistema de contabilidad social, que sirve para las mediciones y distribuciones de valores de la economía real.

10. Con el desarrollo digital del dinero, se espera recuperar su razón de ser como tecnología social, que facilita el intercambio transparente y justo con el uso de una unidad de cuenta estable, un estándar para la comparación permanente y mutua entre los valores de la economía real, sin que tenga ningún valor propio, para no convertirse en un activo negociable, y por transmisión, convertirse en un índice de volatilidad y encadenamiento de inestabilidad.

11. El dinero digital tendrá la capacidad de condicionamiento digitalmente programado, para autorizar o negar las operaciones de intercambios según pautas previamente definidas y en tiempo real.

12. Articular y condicionar el pago, por medio el dinero digital programable, permite regular los intercambios. Con el condicionamiento del dinero digital, se puede VINCULAR y AMARRAR un producto específico a un precio. De este modo, se pueden controlar las operaciones ilegítimas como el lavado de dinero, el financiamiento del terrorismo, el dinero de la corrupción y la evasión de impuestos, puede servir para regular las movilizaciones de las mercancías en el territorio nacional y controlar el contrabando. El dinero digital programable será el interruptor automático dentro del sistema.

13. Hablando del dinero digital soberano contemplado en esta propuesta, hay que aclarar varios puntos:
a. Es totalmente diferente de las llamadas criptomonedas, que son un pseudo-dinero privado, especulativo, que no cumple ni con los requerimientos ni con las funciones del dinero.
b. Con el dinero digital soberano y la colaboración de la banca privada, el Estado puede recuperar el mando total de la política monetaria, mientras que la banca privada puede seguir teniendo funciones, pero siempre subordinada y bien regulada y controlada por el Estado.
c. El dinero digital soberano, para su uso interno dentro de la economía, no requiere de ningún respaldo material, más que el soporte de una infraestructura tecnológica, transparencia, eficiencia institucional y operativa.
d. Es la base de un sistema de registros contables, digitales, centralizados, administrado por el Estado, con una tecnología que garantiza mayor transparencia, eficiencia y seguridad.
e. Requiere de una infraestructura y/o capacidad para el procesamiento de datos y de comunicaciones, administrada totalmente bajo la soberanía nacional.
f. Puede funcionar tanto on-line como off-line. De este modo, el sistema no será vulnerable por las fluctuaciones de los servicios eléctricos y de comunicación, así como se puede interactuar con el sistema por medio de tarjetas inteligentes, sin la obligatoriedad de tener telefonía inteligente, garantizando la posibilidad de incluir a toda la población.
g. Es importante destacar que, la República Bolivariana de Venezuela ha logrado unos avances en esta área, expresados a través del desarrollo del PETRO. El Bolívar digital podría ser una sub-unidad digital integrada a la misma plataforma del PETRO e interconectada con la Plataforma Patria como banca digital así, como con el resto de la banca nacional.

14. El dinero deja de ser medio de cambio y/o depósito de valor o mejor dicho, una mercancía para la especulación, y en cambio, se recupera su función social para la estabilización socio-económica, por medio de la administración de una unidad de cuenta social estable y programable para ser el instrumento para inducir la transparencia y justa contabilidad de mediciones y distribuciones de activos de la economía real. El dinero digital programable se convierte en un instrumento estructural para las políticas socio-económicas.

b. Sub-sistema 2 - Sistema universal, único y centralizado de contabilidad digital

1. El sistema se fundamenta con el propósito de reforzar y/o reformar las instituciones existentes y darles unos roles más estructurales.

2. Convertir el sistema de recaudación de impuesto (SENIAT) en el ente recaudador digital en tiempo real, de todas las informaciones contables de los intercambios socio-económicos, además de mejorar su función de recaudación de impuestos hasta lograr evasión cero.

3. El sistema requiere pasar de las declaraciones de impuestos hacia un registro de contabilidad completo, integral y transparente, en tiempo real y permanentemente interconectado con el sistema central de recaudación de datos e impuestos.

4. El sistema de contabilidad requiere ser universal y único para toda persona natural, jurídica, gubernamental, comunal, fundaciones, etcétera; no-voluntario sino obligatorio, donde todas las transacciones de intercambio sean digitalmente registradas en tiempo real.

5. El sistema requiere que se escoja, entre tecnologías existentes, un Software de planificación de recursos gubernamentales (GRP) que incluya el de contabilidades, descargado gratuitamente y autenticado para todos y cada uno de los usuarios, por el SENIAT, según su RIF u otro sistema como el QR para su mayor eficiencia. Todos y cada uno de los actores, sea comprador o vendedor, tendrá su acceso directo y permanente a sus propios libros de contabilidad digital, donde se registrarán todas y cada una de sus transacciones, incluyendo los subsidios dirigidos. En consecuencia, NO habrá libros de contabilidad alternos, o independiente que sean legítimos.

6. El sistema requiere de estandarización y codificación de todos y cada uno de los productos y servicios. Muchos de ellos, puede ser que ya estén definidos y establecidos; conformes con algún sistema armonizado con otros sistemas internacionales y codificados por códigos de barras o QR.

7. El sistema será la infraestructura informacional con la cual se logrará obtener de manera transparente y eficiente las estructuras de costos, las formaciones de precios y las movilizaciones de los inventarios de la nación.

8. El sistema será construido acumulativamente, logrando en las primeras etapas unas referencias estadísticas de las estructuras de costos, y progresivamente, al consolidarse, y con el mayor conocimiento de los encadenamientos de los procesos productivos, suministros y de valores, se aclaran y se precisan las especificidades de las posibles diferencias en los procesos y sus costos asociados.

9. Con las bases de datos de precios y de inventarios, se puede abandonar la lógica del subsidio generalizado y en cambio, planificar con más precisión un sistema de subsidio dirigido, basado en las realidades socio-económicas recogidas y administradas por la Plataforma Patria y la capacidad financiera real del Estado.

10. La propuesta supone que el sistema empezará a aplicarse con los sectores primarios de la economía, públicos y privados, y algunos otros sectores bien estructurados, como las cadenas de supermercados y el sector de los fármacos que desde la importación y/o producción de materias primas o productos terminados hasta sus llegadas a los usuarios finales, están relativamente mejor codificados, encadenados y regulados.

11. Con el mismo sistema del encadenamiento productivo, se avanza para ampliar su aplicación a sectores secundarios y más allá, en las cadenas de suministros y de valores, para lograr la gran mayoría de la economía. El avance puede ser ágil por su interdependencia e integración por medio de los encadenamientos consecutivos de las facturas digitales dentro del sistema contable y con lo básico de la vida cotidiana: el dinero digital.

12. La propuesta prevé la necesidad de incluir a la economía rural y formalizar la economía informal paulatinamente, mientras se expande el acceso a la tecnología del dinero digital, reduciendo los espacios para las especulaciones y aumentando la transparencia.

13. Quienes quieren intercambiar y comercializar con estos sectores, requieren de un instrumento de trabajo para poder facturar, cobrar y pagar, integrando digitalmente las identidades fiscales de las partes, la facturación desde la plataforma de contabilidad del SENIAT y la movilización del dinero. La plataforma contable facilita el intercambio, porque permite identificar y vincular automáticamente a los usuarios -como vendedor o comprador-, dependiendo si cobran o si pagan, ejecutando la misma operación, usando el mismo instrumento de trabajo. Las operaciones se registran digitalmente en partidas dobles en las cuentas particulares de cada identidad fiscal dentro de la plataforma del SENIAT, construyendo permanentemente los balances contables y cancelando los impuestos en tiempo real.

c. Factura digital y el control de inventario

1. La factura digital es el instrumento que permite consolidar el AMARRE de los precios a las mercancías y servicios, por medio del uso y condicionamiento del dinero digital. Así, se reduce y tiende a eliminar los espacios para la especulación y la volatilidad de los precios, incluyendo el de la moneda como -unidad de cuenta - instrumento estable de mediciones y redistribución de los valores sociales.

2. Esta propuesta plantea AMARRAR cada producto o servicio a una banda de precios, sin superar el máximo pre-acordado, por medio de un sistema de autorización automática de procesamiento de pago, basado en el uso del dinero digital programable.

3. Para ello, es necesario que cada operación de intercambio sea regulada, aprobada y registrada digitalmente en tiempo real, a través de la factura digital, incluyendo las operaciones financieras bancarias, donde se mueve la gran masa del dinero en forma de créditos.

4. La factura digital debe incluir información sobre: el registro del tiempo, el lugar, las partes digitalmente identificadas (QR), los productos/servicios para intercambiar digitalmente codificados y definidos (QR o código de barras), las cantidades o los movimientos de los inventarios, los precios de cada ítem y el método de pago.

5. La propuesta establece que solamente con la aprobación de la factura digital, se logra ejecutar el intercambio. NO se puede concretar intercambio alguno, sin la factura digital, previamente pre-aprobada digitalmente, para cumplir con obligaciones de administración de impuestos y precios.

6. El sistema tiene la capacidad de aprobar o negar las transacciones, previa revisión del sistema centralizado de contabilidad, donde se compara con las referencias establecidas que resultan del análisis permanente de las estructuras de costo y de precios y convalidarlos con los movimientos permanentes de los inventarios.

7. Si los precios a facturar NO están acordes con los máximos establecidos, o si la mercancía para intercambiar NO está acorde con el declarado en el inventario, la transacción se bloquea y no logra ejecutarse. En consecuencia, NO habrá intercambio de dinero digital soberano por mercancía, generando una alarma para una posible revisión o auditoría.

8. Ahora bien, si todo está acorde con los precios e inventarios registrados, se autoriza el pago de la operación; se ejecutan, registran y actualizan los datos del intercambio en el sistema centralizado. Además, se emite y remite una copia digital de la factura, para que cada una de las partes respondan y confirmen la certeza de la transacción, asumiendo sus responsabilidades, resguardándolos contra posibles fraudes y reduciendo las posibilidades de operaciones anónimas en áreas sospechosas.

9. Así que, cualquier fiscalización o auditoría será limitada al inventario y a la calidad de productos.

10. Si durante la auditoría se detecta alguna discrepancia injustificada, se le bloquea el suministro de mercancías o servicios dentro el encadenamiento productivo. NO se le puede facturar, ni cobrar, ni suministrar mercancías para su posterior circulación. También se le niega el uso del sistema para facturar y cobrar por un tiempo definido, como medida punitiva y de disuasión a futuro.

11. Es un sistema de bloqueo similar al del SWIFT, pero a diferencia de éste, el TAP, funciona a favor de proteger la estabilidad de los precios y el poder adquisitivo de la ciudadanía.

12. La otra razón importante, por la cual se requiere la aprobación previa de la transacción –factura digital– y la posterior confirmación por las partes de la misma, es para lograr la obligatoriedad de la transparencia en la construcción de las bases de datos requeridas para la formación de las estructuras de costos, precios y registro de las movilizaciones de los inventarios. Ello permite una planificación económica basada en información en tiempo real y no en estimaciones, especulaciones o estudios de mercados, además de avanzar en el logro de la evasión cero.

13. La integración del dinero digital a la especificidad de los productos y/o servicios precisados en la factura digital y a las identificaciones de las partes involucradas, permite recuperar la articulación, personalización y socialización del dinero con la economía real como tecnología de contabilidad social, para la medición transparente y distribución justa de la riqueza colectiva; reduciendo los espacios para la especulación; reconstruyendo el acto social del intercambio y re-unificando los valores colectivos, lo cual ayudaría a una mayor confianza y cohesión.


III. Objetivos de la gobernabilidad digital

1. Administrar el mercado cambiario con el condicionamiento del dinero digital. La compra o venta de divisas, igual a cualquier otra compra, requiere de una factura fiscal, digital, autorizada y condicionada por el precio establecido por el Banco Central de Venezuela, para lograr la autorización del intercambio y la transferencia del dinero digital soberano. Sin factura digital fiscal, no se puede pagar con dinero la compra de las divisas. Con el condicionamiento de la movilización del dinero digital soberano, se crea una barrera que protege contra las especulaciones cambiarias y la fuga de capitales.

2. Amarrar el registro de movilización de las mercancías y/o servicios a una factura fiscal digital fiscal y al dinero digital soberano. Éste es un mecanismo que, si se estima necesario, puede restringir el uso de las divisas y/o las criptomonedas que pueden circular ilegítimamente y corromper el sistema de gobernabilidad digital del intercambio social.

3. Integrar el cobro con divisas, si fuese requerido, registrando simultáneamente dos operaciones dentro de la plataforma: 1) El cambio de divisas a Bs digitales, según el precio del Banco Central de Venezuela y; 2) El pago con dinero digital por las compras de mercancías. Se requiere que las divisas ingresadas, sean depositadas en una cuenta bancaria con movilización digital, integrada al sistema monetario nacional. De este modo, se impide que el efectivo corrompa y debilite la función del sistema del dinero digital soberano.

4. Avanzar en la meta de evasión cero, aumentar las recaudaciones para el Estado, permitiendo una mejor planificación presupuestaria. Se pasa del financiamiento público con créditos hacia el financiamiento con impuestos, reforzando el Estado social y reduciendo el Estado burgués basado en el capitalismo financiero.

5. Pasar de la especulación del mercado hacia la administración transparente de costos, precios, inventarios y cadenas de suministros.

6. Reducir la cadena de intermediaciones innecesarios.

7. Lograr un sistema informático para obtener una base de datos económica, transparente, en tiempo real, sobre las disponibilidades de recursos y de las demandas agregadas como fuente para la planificación nacional. Con la estabilidad de los precios se puede planificar las inversiones a largo plazo.

8. Planificar un sistema estable, confiable, trasparente y eficiente de racionamiento y subsidios dirigidos en momentos de contingencias

9. Limitar y controlar los espacios para el crimen, mediante la capacidad de seguimiento de los movimientos de las operaciones financieras y de los inventarios.

10. Obtener una mayor transparencia sobre los inventarios nacionales y sus movilizaciones, así como permitir mayor control del contrabando.

11. Centralizar la contabilidad, permite mayor estandarización de criterios y definiciones en el sistema contable. A su vez, permite re-analizar las estructuras de estos sistemas, considerando la necesidad de la totalidad del orden social y las políticas públicas. Probablemente, también permite redefinir algunas entradas contables, que reflejan las prioridades colectivas.

12. Promover el comercio digital interconectado directamente al sistema de contabilidad centralizada, beneficiándose de la aceleración de estas implementaciones digitales en una forma u otra.

13. Aumentar la transparencia y eficiencia en la administración pública, mientras reduce los espacios para la corrupción y el mercado especulador.

14. Reducir la burocracia pública asociada a la administración de la recaudación, fiscalización, ineficiencia, fraudes, sistema de justicia, policial y, probablemente, liberar buena parte de esas fuerzas laborales hacia otros sectores más productivos.

15. Reforzar la estructura del Estado social transparente y eficiente.

16. Reforzar la confianza en el Estado social

17. Preservar los valores y éticas colectivas.

18. Preservar el orden social y político.


IV. Factores adversos a la propuesta

1. Conceptualmente, se ha desarrollado una rigidez intelectual basada en el sesgo cognitivo de suponer que la asignación de remuneraciones y precios supuestamente impuesta por el mercado es lo natural, lo mejor y lo único posible, hasta el punto de sostener esa posición con un sistema ideológico negándose a la posibilidad de poder lograr un sistema de registros y administración de los intercambios sociales con todas sus especificidades. Esta objeción podía tener validez en tiempos ya pasados, pero hay que reconocer que sin las rupturas tecnológicas del último medio siglo en las áreas de procesamientos de información y de las comunicaciones, no se podría proponer ni aplicar fácilmente esta Tecnología de Administración de Precios – TAP.

2. Igualmente, ha sido difícil aceptar que el dinero es una tecnología de contabilidad social, que evoluciona y cambia. También, ha sido difícil liberarnos de la fijación de que el dinero es necesariamente un medio de cambio y/o reserva de valor, que tiene un valor de mercado como si fuera una mercancía; sin llegar a comprender que estas caracterizaciones se aplican solamente con una tecnología específica del dinero, ficha al portador con base en material escaso, como lo es la moneda de oro. Desde el momento del surgimiento de la conceptualización del dinero como fiduciario, estas caracterizaciones dejaron de tener la misma importancia. Ahora, con el dinero digital, desaparece la presencia física y se convierte en un sistema contable virtual basado en una unidad de cuenta estable y en un sistema de contabilidad social de mediciones y distribuciones transparente.

3. La conceptualización del mercado, como el mejor sistema de racionamiento y del dinero, como depósito de valores, han generado instituciones e intereses arraigados dentro de las sociedades. Cualquier reajuste de estas estructuras, va a afectar muchos intereses.

4. La presente propuesta toca intereses de ambos sectores, privados y públicos, nacionales e internacionales de la economía formal e informal. Por lo tanto, no deben sorprendernos posibles reacciones. En este sentido, debemos prepararnos para dar las repuestas necesarias, articuladamente, con el apoyo de la mayoría de los beneficiarios como son los trabajadores, pensionados, consumidores y todos los que requieren de un Estado transparente, eficiente y justo.

5. La propuesta requiere de inversiones importantes sean éstas financieras, tecnológicas y de recursos humanos, sociales y de adaptaciones, los cuales en la situación actual del país, se vislumbran como difíciles. Sin embargo, es importante destacar que, no hay que empezar de cero, porque el sistema complementaria una infraestructura existente. Probablemente haya que ejecutar la construcción del sistema como módulos. En esta área, se sugiere considerar la posibilidad de financiamiento de la Ruta de Seda digital de la República Popular China, asociadas a tecnologías avanzadas en las mencionadas áreas.

6. Requiere mejorar y ampliar las redes de comunicaciones y de servicio eléctrico y mayor accesibilidad por telefonía móvil y otros medios como las tarjetas inteligentes.

7. Requiere ampliar la identidad digital fiscal, la cual implica amarrar los movimientos del dinero digital al registro obligatorio de la identidad digital fiscal y la contabilidad digital centralizada.

8. Requiere reforzar y tecnificar las funciones de Sencamer para ampliar y acelerar las estandarizaciones y codificaciones de productos y servicios para facilitar el seguimiento digital de las movilizaciones de los inventarios y los encadenamientos productivos.

9. Requiere de digitalizar las cadenas de suministros y de valores de los procesos financieros, productivos, distribucional, de logísticas y de consumo, contando con instituciones como Sunagro, Ministerio del Poder Popular para Industria y Comercio, SENIAT (por las aduanas), etc. Mientras, se logra construir el sistema completo, se puede empezar con los sectores que afectan la cesta básica y el sector farmacéutico, que tienen la característica de ser más estructurados.

10. Sincerar las estructuras de costos y transparentar las formaciones de precios, probablemente puede implicar la necesidad de reanalizar y transformar el sistema actual de subsidios generalizados de los bienes y servicios públicos y convertirlo en un sistema de subsidios dirigidos con asignaciones integradas a la plataforma PATRIA con reflejo de sus usos en las cuentas fiscales de cada quien, en la plataforma del SENIAT.

11. Probablemente, haya algunas preocupaciones sobre la privacidad o los secretos disfrazados como privacidad. El sistema está pensado para ofrecer un nivel de anonimidad controlable. En principio, todas las operaciones son anónimas mientras no se generen alarmas por seguridad y/o ilegitimidad, definidas en las leyes y regulaciones. En caso de requerimientos, como parte integral de las investigaciones, existen diferentes niveles de protocolos de autorizaciones para el acceso a diferentes áreas y niveles de informaciones que requieran especial reserva, como las operaciones de seguridad, de defensa, de investigación criminal, de planificación económica y otras que pudieran ser establecidas por la Ley.


V. Cuando la Tecnología Administra los Precios (TAP)

1. ¿Cuántas veces han fracasados los programas de administración de precios por la falta de los mecanismos tecnológicos necesarios para ejecutarlos?

2. Con el uso sistemático e integral de las tecnologías de procesamiento de datos y de comunicación, se puede tecnificar la administración social de los precios, convirtiéndose en un sistema de gerencia digital, transparente, eficiente y justo como parte estructural y necesaria de la consolidación del sistema de justicia social integral.

3. Permite transitar del racionamiento excluyente del libre mercado hacia la administración social de los procesos productivos y de distribución. Tumba la falacia que el mercado es el único mecanismo para administrar eficientemente los precios y el uso de los recursos. Pasaremos de la especulación y la apuesta hacia la administración.

4. Con la tecnología adecuada y la administración central de los costos, precios e inventarios, se pueden controlar distorsiones, resultantes de la corrupción en las prácticas del mercado, tales como la especulación, el acaparamiento, volatilidad de precios, el mercado negro, tráficos de bienes prohibidos, contrabando, fuga de capital, ataque a las monedas.

5. El propuesto sistema recurre casi con la misma lógica y desarrollos tecnológicos que en la actualidad usan las plataformas de comercio electrónico (Alibaba, Amazon y otros). No hay duda que es factible y ejecutable. La diferencia es que, en la presente propuesta, el Estado social es quien lo instaura y administra, no para obtener ganancia en favor de los particulares, sino para preservar el equilibrio y promover el desarrollo colectivo incluyente.

6. La propuesta está basada en tecnología e ingeniería existente, comprobada y accesible.

7. La propuesta sugiere aplicar estas tecnologías existentes y operativas para la administración social de los precios.


VI. Resumen de la estructura de la propuesta

1. Identidad digital fiscal (el RIF en QR asociado a las cuentas del dinero)
2. Dinero digital estatal programable
3. Sistema de contabilidad único, universal y centralizado:
a. Estandarización y codificación:
i. Productos
ii. Procesos
b. Sistema de planificación de recursos gubernamentales (GRP), (Government resource planning) (por sus siglas en inglés) son los sistemas de información gerenciales
c. Factura digital
i. Encadenamientos de suministros
ii. Estructura de costos
iii. Administración de precios sociales
iv. Administración de la movilización de los inventarios
4. Comercio digital integrado al
a. dinero digital
b. y la contabilidad centralizada


Anexo dos links de videos donde brevemente se expone la idea detrás de la propuesta.

https://www.facebook.com/watch/live/?v=514958202301597&ref=watch_permalink
https://www.youtube.com/watch?v=4zUuB7BV1Ew&t=1s



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1498 veces.



Rafic Derjani

Ing. Rafic Derjani

 Tap.chafefiya@gmail.com

Visite el perfil de Rafic Derjani para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: