Gracias al Petro

—Gracias al petro y al pecado del chofer esto se lo llevó quién lo trago.

—Y eso por qué.

¿De qué pecado habla usted?

—Acaso no ha visto los precios.

La harina de arepa la están vendiendo a 80 mil de sober-anos, esta semana pasada.

Y el dólar chavista pasó los 80 mil y sigue imparable.

Todo eso, gracias a la bendición del petro.

Y a que el chofer pecó porque ahora le gusta la dolarización.

¡Vaya a la grandísima!

—Así comenzamos el 2020.

En cuatro y sin vaselina.

Y todavía sale en una entrevista pagada a decir que ahora sí vamos rumbo a la economía de primera.

Pura saliva rancia.

Esta es la Sodoma y Gomorra chavista.

—Por eso es que la gente anda como loca gastándose el mocho petro ese.

Porque se imaginó que algo así se venía encima.

La gente no es pendeja.

—Y ahí está.

Más hambre y miseria socialista.

—Y el otro mastuerzo hablando de libertad.

Ese es un bolsa, como decía el catire Teodoro.

—Bolsa y media.

Y ya le aplicaron la guillotina, pero todavía no me he enterado de cómo fue que se la aplicaron.

Entre la maravilla del petro y el pecado del dólar esto nos ha dejado como flor de cayena para los que vivimos en el espacio del sober-ano.

Porque los que viven en el espacio monetario del euro y el dólar están campantes y sonantes.

—Esos son los chavistas gobierneros.

¿Vio la entrevista que le hizo Don Ramón al chofer?

—No tuve ese inmenso placer de disfrutar de esa maravilla.

—Cinismo y muela, nada más.

Estaba adolorido porque había pecado.

¿Qué le parece? ¿Quién sabe cuántas empanadas se habrá metido en los intermedios de la entrevista?

Hablando que el petro era la maravilla más que había ocurrido desde las leyes de Newton.

Y que la dolarización nos había salvado.

—Hay que ser.

Después que se la pasaba hablando del dólar criminal.

—De criminal pasó a chavista.

Porque usted sabe que el orden de los productos no altera el resultado.

—Eso es verdad.

Porque si usted compra primero la harina precocida y después el arroz, igual se lo van a clavar.

—No me refería a eso, sino a pasar de uno a otro.

Porque esa ha sido la dinámica de estos chavecos.

—A bueno.

Esa también es así.

—El dólar chavista va para los 100 mil fácil.

Ya la pensión es menos de 2 dólares mensual, y un kilo de carne son no sé cuántos dólares.

Porque como le dije una vez, ya la lista en la carnicería está en dólares.

Gracias al pecado del chofer.

—Qué tenga cuidado de seguir pecando.

Porque él peca y a nosotros nos crucifican.

—Esa es la dinámica chavista.

Superaron la ley del embudo.

Ya ni lo estrecho nos corresponde.

Que siga dándole a ese petro y pecando.

Y le dijo: Por ahora, apriete.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2995 veces.



Obed Delfín


Visite el perfil de Obed Delfín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Obed Delfín

Obed Delfín

Más artículos de este autor


Notas relacionadas