Maduro, al capitalismo productivo no se le derrota con capitales foráneos

No es utilizando las "armas melladas del Capitalismo" (decía El Che Guevara) como vamos a derrotar a un sistema económico que por su naturaleza "es perverso per se" (como decía El Papa León XIII).

El Capitalismo sólo es derrotable por su antítesis que es El Socialismo. Esto es posible si el ataque se inicia por la Fase Distributiva y no por la Productiva, como hasta ahora se ha intentado. Me explico: El viejo Marx en su obra magistral "El Capital", demuestra científicamente que el Capitalismo es el mejor sistema productivo inventado por el hombre hasta hoy en su fase productiva; pero es un fracaso en su fase distributiva, pues tiende a la concentración de los beneficios en pocas manos.

Si lo anterior es cierto, no hay explicación para las acciones del actual gobierno que dirige la economía nacional en el sentido de querer controlar, meter en un corral o amaestrar al Capitalismo venezolano para que este le obedezca, creando leyes que van en contra de la naturaleza del Capital, tal es el caso de las Ley de Precio Justo y la ultima de Precios Controlados, obviando su Ley Vital que es la de la Oferta y Demanda en el Mercado.

¿Por dónde comenzar entonces para desmontar al sistema capitalista? Primero hay que decidir quién o quiénes son los dueños de las empresas y a quien o a quienes van las ganancias que estas producen. Si son Compañías Anónimas (C.A) o son del Estado (Nacional, Estadal o Municipal) no hay posibilidad alguna de que su producción y ganancias sean para beneficiar a toda la población sea del circuito o circunscripción que sea. La Empresa, como estructura y en un ambiente competitivo, sólo velará y se ocupará de producir para obtener las máximas ganancias con la menor inversión posible. Esa es su naturaleza y no la de Casa de Beneficencia Social, con la cual la pretende amarrar el gobierno en su afán de lograr un mayor bienestar económico para toda la población.

Los chinos entendieron que el problema a tocar de primero era el de la Distribución (son más de 1.600 millones) y que, para poder distribuir, había que Producir y como El Capitalismo es el mejor sistema para hacerlo, se lo dejaron a él y el Gobierno y el Partido Comunista se encargaron de crear los mecanismos distributivos para que los bienes producidos lleguen a toda la población y exportar a todo el mundo. Como allí no había un Capitalismo desarrollado se dedicaron en una primera fase a crear y formar empresas verdaderamente capitalistas con una visión nacionalista y expansionista.

Esto nos lleva a pensar que para comenzar hay que crear verdaderas empresas capitalistas de producción de bienes y servicios con sentido nacionalista, donde se va a fundamentar la Venezuela Potencia, enunciada en el Tercer Objetivo Histórico del Plan de la Patria que nos dejó El Comandante Eterno. Deben dárseles todas las oportunidades y apoyo a todos esos jóvenes con potencialidad de empresarios que amen y quieran a su país. Los programas sociales para atender a la población que sufre de pobreza deben seguir siendo sostenido por los ingresos que genere la renta petrolera y no pechar con impuestos a los empresarios que están produciendo bienes y servicios para satisfacer las necesidades básicas de nuestro pueblo.

En Venezuela tenemos el gran problema de no tener verdaderas empresas capitalistas nacionalistas y menos con sentido de expansión, al menos continental. Nuestro empresariado siempre sostenido, financiado y dependiente de la riqueza extractiva petrolera sólo piensa en el golpe de suerte que le produzca una riqueza súbita y fácil. Su mentalidad minera siempre lo lleva a buscar una mina que lo haga rico de la noche a la mañana. Esta es una de las razones que nos llevan a vaticinar que el Gobierno pudiera fracasar en su estrategia económica de acabar al capitalismo venezolano con tácticas capitalistas, tales como la extracción y venta de oro, Coltan, Diamantes, El Petro y otras que tratan de facilitar el ingreso de capitales foráneos.

El llamado que está haciendo el Presidente Maduro al pueblo, de ahorrar mediante la compra de Oro y Petros, solamente podría ser atendida por el 5% de la población, que son y han sido los ricos de siempre desde la Colonia y ahora potenciada con los nuevos ricos de la boliburguesia. Estos no han tenido, ni tienen el sentido de Patria que nos dejó en herencia El Comandante Chávez; así que no contemos con ellos para conformar las Empresas Capitalistas Nacionalistas y Expansionistas a nivel continental que son necesarias para la Venezuela Potencia del futuro.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 877 veces.



Juan Veroes


Visite el perfil de Juan Veroes para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /economia/a272310.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO