El petro avanza indeteniblemente

Estábamos recordando al "Inquieto Anacobero" Daniel Santos. Aquel cantante latinoamericano y caribeño famoso por sus interpretaciones musicales del siglo XX. Lo recordábamos en aquella famosa guaracha que decía: "jaaaa jaaa ja, no puedo aguantar la risa que me da". Y lo hicimos después de leer en el parte periodístico de nuestra Agencia Venezolana de Noticias (AVN) las amenazas del Emperador Terrorista: "Estados Unidos amenaza con sanciones a los inversionistas interesados en El Petro venezolano".

"Jaaaa jaaa ja, no puedo aguantar la risa que me da". Mucho habría tardado el emperador yanqui terrorista, "copete e' laca", en reaccionar. Antes de abrir la cloaca de su bocota, ya lo habíamos escrito sin asumir el rol de profeta: Nadie podrá detener el éxito de El Petro sobre la faz de este planeta. Y lo repetimos. Los 35 millones de venezolanos y los otros 7000 millones de seres humanos que lo habitamos, ni estamos "mochos" ni nos vamos a dejar intimidar. Además, hasta los inversionistas del orbe se están burlando frenéticamente de esa payasada ridícula y ven al estulto encopetado con la curiosidad de una "gallina que mira Sal". Al menos Cantínflas era más cómico y creativo.

¿Que estará pasando en el mundo de las finanzas del capitalismo imperial del Tío Sam, que ha hecho reaccionar a su escuálido emperador de esa manera contra El Petro? ¿Por qué quiere sancionar a todo el mundo sobre las inversiones planetarias para adquirirlo, a partir de la libre oferta abierta por nuestro país? ¿Será que Venezuela les trancó el el dominó en un cierre de juego con Doble Blanco? A estas interrogantes, Sherlock Holmes, el genio detectivesco creado por la ingeniosa mente de Arthur Conan Doyle, le respondería a su curioso y ávido asistente: "Elemental, querido Watson, El Petro Venezolano, es la idea más brillante e ingeniosa que se haya podido inventar en el Siglo XXI, para destruir a un imperio financiero global sin daños colaterales ni disparar ni un solo tiro".

En la acera de enfrente y sin ser un valor fiduciario, el Bitcoin, famosa criptomoneda del mundo virtual, había venido ganando terreno en el comercio internacional. Pero al igual que el Dolar de yanquilandia, no tiene nada que lo sustente. Y tarde o temprano, como todas las burbujas, perderá la fuerza de su tensión superficial y explotará como las pompas de jabón. Nadie sabe quien está detrás de los hilos que lo lanzaron al mercado. Muchos sospechamos que son los mismos que crearon el Dolar del imperio, con todos esos símbolos propios de la Cábala Oscura. Hoy usado como arma para extorsionar a todas las economías del mundo e imponer la hegemonía militar a punta de bombazos y cañonazos. De hecho, parte del siglo XX, vivimos la oscura época de la "deuda impagable" que nos impusieron con terrorismo financiero a través del Fondo Monetario Internacional". Burbuja que explotamos en Febrero de 1989. Hoy vivimos una nueva época llena de infinitas esperanzas. Somos libres, autodeterminados, soberanos, independientes y multi, multi, multimillonarios. La madre naturaleza nos regaló sus bendiciones en riquezas de todo tipo. Y esas riquezas respaldan a nuestra criptomoneda: El Petro.

La inesperada circunstancia del anuncio venezolano sobre esta criptomoneda, no está ni en los argumentos ni en las líneas de acción de la oculta agenda de la Cábala Oscura del Imperio. El anuncio tiene la fuerza de un millón de kilotones. No podría esperarse que actuasen racionalmente. Lo hacen exactamente como el vulgar ladrón de barrio. Cuando sales a la calle y ven que llevas un costoso reloj en tu muñeca, en sus mentes actúan decididos: ¡¡Diantres, ese tipo lleva MI reloj en su muñeca, y ya voy a quitárselo como sea¡¡. ¡¡Y te roban descaradamente¡¡ Ellos creen que las riquezas y recursos de otros países son de su patrimonio. Por eso se han reunido en secreto durante siglos, para repartirse continentes, países y saquear cuanta riqueza exista y cuanto se les venga en gana. No en balde, la reptiliana monarquía inglesa y sus templarios y el conciliábulo obsoleto del vaticano, con su mafiosos "Caballeros de Colón", mantienen bóvedas y cajas fuertes blindadas en los bancos que las esconden, dentro de las cuales guardan todo el oro saqueado a nuestros ancestrales padres originarios. El mismo que nuestro presidente hermano boliviano Evo Morales Aimara, reclama para que devuelvan todo incluyendo los intereses bancarios.

Ahora si que están realmente aterrados. Frente al anuncio de El Petro, se agitaron como resortes en sus apoltronados asientos. Primero indiferentes, pues la noticia llegaba desde un país del "tercer mundo" con una odiosa "dictadura" a la cual hay que tumbar a como de lugar. Después sigilosos y con la curiosidad de un gato, alborotando el avispero latinoamericano. Finalmente, con su agresividad característica. Si el anuncio venezolano no hubiese tenido el éxito y el positivo efecto financiero que ha hecho responder voluntariamente a más de doscientos mil financistas de todo el mundo, estuviesen mirando el panorama como quien ve llover. Guardarían silencio sepulcral. En menos de una semana - ¡agarren ese trompo en la uña¡: ¡¡Las compras superan los US$ 4.000.000.000,00 !! Ahora siiiiii, El Petro venezolano, se convirtió en una grave amenaza para su seguridad económica. Es una enorme "piedrita" en el zapato financiero del Tío Sam. Magnificado a la enésima potencia, por supuesto, por dos senadores jalabolas y fieles lacayos del emperador terrorista: Bob Menéndez y el "Narco" Rubio, éste último con un rabo de paja de narcotráfico publicitado más largo que el río Grande o el Misisipi.

Al mundo financiero capitalista imperial le preocupa sobremanera que El Petro, empiece a penetrar todos los mercados financieros de las criptomoneda y sea aceptada formalmente. Eso equivale potencialmente para que sigamos conservando intactas nuestra libertad, soberanía e independencia. Es otra estocada mortal al chantaje capitalista mundial. La supremática y soberbia actitud del escuálido emperador terrorista "copete e' laca", pretende impedir que alcancemos las metas del milenio y el sueño de nuestro libertador plasmado en el Célebre Discurso de Febrero de 1819 en Angostura. La histórica y ancestral rebeldía venezolana actual, vuelve, en esta nueva jugada magistral propia de la astucia caribeña, a derrotarlos en sus pretensiones de dominación neocolonial continental.

Fue esa misma astucia característica de nuestro Comandante Eterno Hugo Rafael Chávez Frías, la que dio en el clavo. Lo vimos en su acuciosa mirada, cuando en aquella famosa reunión le dijo a todos los periodistas y personas presentes: "Nosotros tenemos la idea de crear una moneda: El Petro. Que se sustente en las riquezas naturales y las grandes reservas que tenemos en la Faja Petrolífera del Orinoco". Ahora, esa idea cristalizó gracias al presidente obrero Nicolás Maduro, quien fiel al legado, cumplió su juramento y la orden. Después del proceso de consulta con expertos, la puso planificada y organizadamente sobre el tapete. Es el nuevo y audaz contraataque del pueblo chavista antiimperialista y la Revolución Bolivariana. Como el espinito, dando aromas al que pasa y espinas al que lo menea.

Las intenciones imperiales de injerencia y saboteo vuelven a ser derrotadas. Ahora, Venezuela tiene un novedoso mecanismo a través del cual, nada podrá impedir sus transacciones financieras para honrar formalmente los compromisos de pago que ha adquirido con los tenedores de bonos de todo el mundo y para realizar los pagos oportunos para alimentos, medicinas y otros bienes y servicios. No habrá insolente e ilegal bloqueo económico que nos detenga. Tampoco acciones de sabotaje de ningún tipo provenientes desde Colombia, Brasil, Guyana y las islas colonias de la OTAN del Caribe, que no podamos neutralizar.

Es tal el éxito de El Petro, que Rusia, China, India, Irán, Turquía, España, Japón, Palestina, Inglaterra y Colombia, han mostrado un inusitado interés, atraídos por las ofertas venezolanas. Es realmente un fenómeno sin precedentes dentro del mundo de las criptomonedas. Y no es para menos. Si usted amigo lector tuviese que escoger entre el Bitcoin, que no tiene ningún activo material certificado o comprobado que la respalde y el Petro, cuya tenencia le permite canjear por barriles de petroleo, Oro, Diamantes o Gas Natural ¿Por cual se decidiría? No lo piense dos veces. De hecho, ya muchos venezolanos han sido acreditados con el Certificado Minero, enviado a sus respectivos correos electrónicos por la Superintendencia de Criptomonedas de Venezuela.

Muchos otros, pendientes están con el período señalado indicado por el Ejecutivo Nacional. Lo esperan para usar sus ahorros en bolívares, represados por las élites bancarias. Las que se han sumado a la guerra económica contra el pueblo. Con dichos ahorros, esperan adquirir e invertir en El Petro. En consecuencia, el señor Emperador Terrorista y sus lacayos pueden tomar nota de esta iniciativa, para que despilfarren bastantes recursos en tinta y papel sancionándonos a todos en todo el orbe planetario, hecho que nos va a llenar de orgullo patrio para gritarlo a los cuatro vientos e inflarnos mas que un pavo real cuando busca a su pava.

Ah, y no nos cabe la menor duda. Somos como el Mercurio ( O azogue, como le decían nuestros abuelos). Somos tóxicos por las malas. Y nadie nos puede hacer daño sin que reciban la debida lección ejemplar. Tenemos la virtud de escurrirnos fácilmente. Lo llevamos en la sangre y en los genes. Inventamos la "cucamba" y somos los mejores en el arte de vencer implacablemente a los imperios. No lo olviden. Y claro que vamos a ver hasta donde "el copetudo emperador terrorista es capaz de interferir. Igualmente, verán lo que pueblos y naciones somos capaces de hacer cuando se meten con nosotros. Escríbanlo: No volveremos a los tiempos de hegemonía del perverso sistema financiero capitalista que pretendió esclavizar y destruir a la humanidad.

El Siglo XXI trajo con su carga de tiempo histórico, la indetenible fuerza de nuestro Destino Manifiesto Latinoamericano y Caribeño. Los gargajos gringos, desde todas sus bases militares, planeando y ejecutando asesinatos selectivos de líderes sociales en todos los países de nuestra patria grande, creen que tienen la sartén por el mango y que pueden impedir el avance del Socialismo en la Patria Grande. En Colombia están llevando a cabo los crímenes contra líderes sociales sistemáticamente. Con la complicidad de la rancia y rastrera oligarquía apátrida antibolivariana. Cada día, la sangre latinoamericana clama el castigo ejemplar del cielo para los responsables de la CIA, el Pentágono, el Departamento de Estado y los inquilinos de la Cábala Oscura. Pueden tener las bases militares que les de la gana. Pero al pueblo no lo someterán. No nos arrodillaremos ante ningún invasor.

Por muchos esfuerzos y recursos que inviertan tratando de implantar el miedo, el terror y su violencia de guerra fratricida, no tienen ni tendrán forma de impedir el triunfo definitivo de los pueblos latinoamericanos y caribeños. Nuestro Petro, la nueva y revolucionaria criptomoneda venezolana levanta su vuelo, como el ave fénix, salvadora de nuestra economía, soberanía e independencia. Ya se crearon todas las fortalezas venezolanas para contrarrestar sus calculados planes en contra todas las amenazas a esta iniciativa. Por eso, El Petro avanza indetenible.

(*) Ingeniero Químico, Agroecologista. lewman277@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1917 veces.



Juan Manuel Olivera Melendez


Visite el perfil de Juan Manuel Olivera Melendez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Juan Manuel Olivera Melendez

Juan Manuel Olivera Melendez

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /economia/a260007.htmlCd0NV CAC = Y co = US