Renta Nacional: remuneración laboral y salario real

Por renta nacional se entiende la suma de todos los ingresos de los habitantes de un país y un año determinados. Se denomina distribución de la renta funcional a la división de la renta nacional en trabajo y capital. La participación de la renta del trabajo (o participación salarial) forma parte de la renta nacional correspondiente a la remuneración laboral, en tanto que la participación del capital es la parte de la renta nacional correspondiente al capital. El declive de la participación salarial suele reflejar un crecimiento más rápido de la productividad laboral que la remuneración laboral promedio, y un aumento de los rendimientos de capital relacionados con el trabajo. Por lo tanto, la participación salarial mide el porcentaje de la renta nacional generada por el trabajo (Krueger, 1999). Si bien la idea es sencilla, la medición de la participación salarial plantea dificultades. La participación salarial no ajustada por lo general se calcula como el coeficiente del total de la remuneración de los salario .

El denominador puede ser, por ejemplo, la renta nacional bruta o el producto interno bruto (PIB), y puede calcularse a precios de mercado o al costo de los factores. Dado lo dificultoso de medir el valor añadido en algunos sectores (en especial, en la administración pública, donde el valor añadido en las cuentas nacionales suele ser sencillamente la suma de los costos laborales), en ocasiones el análisis se centra en el «sector empresarial» Sea cual fuere la forma de calcularlo, la participación salarial no ajustada es una estimación inferior a la participación efectiva de la renta del trabajo, porque la remuneración de los empleados o empresario y empresa del estado excluye los ingresos procedentes del empleo independiente, que en los sistemas de cuentas nacionales se registran como «renta mixta», y, por lo tanto, tal vez se registren de forma implícita como renta del capital. Así y todo, al menos parte de la renta mixta debería considerarse como rendimiento de los insumos del trabajo y, por consiguiente, como parte integrante de la participación salarial. diversos métodos recoge ajuste de la participación salarial sometidos a prueba. En un método sencillo de ajuste, se parte de la hipótesis de que dos terceras partes de la renta mixta son atribuibles a la participación salarial; otro método es asignar al trabajador independiente un salario equivalente al salario medio de los empleados publico y privado; y un tercer método consiste en atribuir al trabajador independiente un ingreso equivalente al salario de los trabajadores con un perfil personal y por sector similares . Si bien esas diferencias sobre la forma de realizar los ajustes inciden en el nivel de la participación salarial, por lo general no lo hacen en las tendencias Sin embargo, es importante interpretar con detenimiento la participación salarial ajustada y la no ajustada. Las variaciones estructurales desde el empleo independiente (como la agricultura familiar) hasta el empleo asalariado tienden a elevar más la participación salarial no ajustada que la cifra ajustada. Ello se ha de tener en cuenta, en especial al examinar las tendencias del pais, cuya participación de la renta de los trabajadores independientes y de las empresas no constituidas en sociedad es mayor que la de las economías avanzadas, y donde, por lo tanto, la participación de la renta del trabajo no ajustada suele ser inferior que en otros países . Una vez que la participación salarial se ajusta teniendo en cuenta el empleo independiente, es evidente que en nuestro país deja de ser inferior la fijación de salarios mínimos estipula también la adopción de medidas apropiadas, tales como inspección adecuada, complementada por otras medidas necesarias, para asegurar la aplicación efectiva de todas las disposiciones relativas a salarios mínimos». Los índices elevados de incumplimiento son perjudiciales no solo para los trabajadores y sus familias, cuyos derechos son vulnerados, sino también para los empleadores empresarios y gobierno que cumplen con esas normas, pues las empresas que no lo hacen gozan de una ventaja ilegítima por lo que respecta a los costos. El índice de cumplimiento se ve influido por un conjunto de factores, como la cuantía fijada para el salario mínimo, y por factores institucionales.

Salarios y sueldos directos por el tiempo trabajado o el trabajo realizado. Comprenden: salario básico por tiempo normal trabajado; asignaciones de costo de vida excesiva y otra asignaciones regulares del salario real en Venezuela.

La sociedad venezolana se encuentra confundida acerca de la naturaleza de inflación descontrolada por parte organismo del Estado Nacional en estos dos últimos años, y de la inflación esperada para este año 2018 . Esta confusión tiende a ser más compleja, debido a factores redistributivos del ingreso nacional, generados por la inflación acelerada, que tienden a deteriorar el salarios Real en Venezuela y poder adquisitivo de sus bienes y servicios de los trabajadores.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 358 veces.



Antonio J. Rodríguez L.


Visite el perfil de Antonio J. Rodríguez L. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio J. Rodríguez L.

Antonio J. Rodríguez L.

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /economia/a257633.htmlCd0NV CAC = Y co = US