Canadá: entre la calidad de vida y el exterminio cultural

Mayor calidad de vida

¿Sabían que varios portales turísticos dicen que Canadá es uno de los países con mayor calidad de vida del mundo? Es posible que lo que más conozcamos del gigante blanco sean las cataratas de Niágara, la ciudad amurallada de Quebec con su Château Frontenac, el parque nacional de Banff en Alberta, la torre de radiodifusión CN (la más alta de América con 553,3 metros), los pinos de navidad, el hockey sobre hielo, los Blue Jays de Toronto o artistas como Avril Lavigne, Justin Bieber, Rachel McAdams, Jim Carrey, Donald Sutherland, Seth Rogen, Matthew Perry, Nina Dobrev, Drake, Céline Dion, Nelly Furtado, Mike Myers, Taylor Kitsch, Sandra Oh, Elliot Page (ex Ellen Page), Ryan Gosling, Bill Vorn, Eric Metcalfe, Kim Cattrall, Cory Monteith; o rockeros como Neil Young, Bryan Adams, Leonard Cohen, Robbie Robertson, Joni Mitchell, KD Lang, Matt Anderson, o cineastas como James Cameron, David Cronenberg, Norman Jewison, Sarah Polley, Ivan Reitman y Denys Arcand; o escritores como Saul Bellow (Premio Nobel de Literatura en 1976), Manly Palmer Hall, Ross Macdonald, Peter Dale Scott; o escritoras como Alice Munro (Premio Nobel de Literatura en 2013), Margaret Atwood y Miriam Toews; o bandas rockeras como The Guess Who, Bachman Turner Overdrive (BTO), Rush, April Wine, The Band, The Hip, Arcade Fire, Blue Rodeo, The Stampeders y Steppenwolf; o los beisbolistas del Hall de la Fama: Ferguson Jenkins y Larry Walker; o el atleta descalificado por dopaje Ben Johnson; o pedagogos de la talla de Michael Fullan, Albert Bandura, Peter McLaren, Harold Entwistle, Laurence J. Peter y Rudolf Vrba o la pedagoga Eleanor Duckworth.

La palabra "Canadá" viene de una voz indígena del norte de la Abya Yala que significa 'pueblo'. En el año 985, un noruego llegó a estas gélidas tierras. En 1534, el explorador francés Jacques Cartie proclamó la región alrededor de Quebec y Montreal como territorio francés. El 1° de julio de 1867, el Acta de América del Norte Británica crea la Confederación del Canadá, estado autónomo que comprende las cuatro provincias de Nueva Brunswick, Nueva Escocia, Ontario y Quebec. Su primer ministro es Justin Trudeau y la jefa de Estado es la reina inglesa Isabel II, es decir, allí no se celebra independencia alguna.

Cumpleaños 150

En el año 2017, el Gobierno Federal organizó por todo lo alto la fiesta nacional. Para tal fin encuestó a más de 12.000 personas que respondieron las preguntas: ¿Quién es el canadiense que más lo ha inspirado en los últimos 150 años? ¿Cuáles son los puntos más destacados de Canadá y qué es lo que lo hace más orgulloso de ser canadiense? Las respuestas a la primera pregunta fueron: (1) Pierre Trudeau, antiguo primer ministro liberal, (2) Terry Fox, atleta que corrió por todo el país en nombre de la lucha contra el cáncer; (3) Tommy Douglas, antiguo líder del Nouveau Parti Démocratique (NPD); (4) Lester B. Pearson, antiguo primer ministro liberal; (5) Chris Hadfield, el conocido astronauta; (6) David Suzuki, ambientalista; (7) Jack Layton, antiguo líder del NPD; (8) Sir John A. Macdonald, primer Primer Ministro de Canadá; (9) Wayne Gretzky, el mejor jugador de hockey en la historia; y (10) Romeo Dallaire, militar que luchó en contra del genocidio en Ruanda. Sobre las dos últimas preguntas, los tres aspectos que crean más orgullo en los canadienses son: (1) El sistema de salud: (2) Su rol en mantener la paz; y (3) El Acta de Derechos y Libertades de 1982.

Etnocidio y culturicidio

El 1° de julio de 2021, cuando las masas angloamericanas y francoamericanas se preparaban para celebrar la fiesta 154 de ese país, una noticia aguó el festejo: más de 6 mil cadáveres de niños indígenas fueron encontrados en tumbas clandestinas en tres escuelas residenciales católicas de Canadá donde habían sido secuestrados, torturados y utilizados como conejillos de indias entre 1883 y 1996 para ser "civilizados". El canadiense Doug Enhug le dijo a la Agencia Anadolu que no perdieran el tiempo buscando cadáveres en la antigua Escuela Residencial Instituto Mohawk, donde estudió su padre, porque los cuerpos de los niños allí fueron cremados. Cadmus Delorme, jefe de las Primeras Naciones de Cowessess (600 tribus indígenas que habitaban Canadá antes de que llegaran los invasores europeos), dijo que el propósito de la Iglesia católica era "lavar el cerebro de mi linaje para asegurarse de que dejáramos de orar a quién era nuestra espiritualidad para solo seguir la fe de la Iglesia católica romana".

Por culturicidio se entiende el proceso de aculturación, es decir, de imposición forzosa de una contracultura para eliminar una cultura. El escritor argentino Francisco Romero en su libro Culturicidio: historia de la educación argentina (1966-2004) publicado por la Editorial Librería de la Paz de Buenos Aires en el año 2005, elabora una aguda mirada al proceso de destrucción educativa para lo cual acuña el neologismo culturicidio definiéndolo como el: "delito contra el derecho de gentes consistente en la aniquilación intencional de las creaciones, objetos y valores culturales, patrimonio de un pueblo, indispensables para la constitución de sus subjetividades, de su identidad nacional, con el propósito de transformar a los sujetos sociales en seres diametralmente diferentes, en individuos despolitizados, temerosos, aislados de lo colectivo, disciplinados según los intereses del sector dominante".

Ciencia sin conciencia

Gargantúa y Pantagruel es un conjunto de cinco novelas escritas en el siglo XVI por el humanista, médico y escritor francés François Rabelais (1494-1553) en el que se narra la historia de dos gigantes, Gargantúa y su hijo Pantagruel. En la primera de ellas, Pantagruel (1532), hay un pasaje pedagógico en el que Gargantúa confía su hijo al sabio pedagogo Epistemon porque "los padres deben cuidar a sus hijos para que sean virtuosos, honestos y con conocimientos" (ojalá en Canadá lo entiendan). Rabelais expone los peligros y progresos de la época. La imprenta propaga libertad y la artillería propaga la muerte. Dice que la sabiduría no entra en el alma maliciosa y propone esta máxima: «la ciencia sin conciencia no es más que la ruina del alma». Entre 1942 y 1952, los nutricionistas más prominentes de Canadá, hicieron experimentos científicos alimenticios a 300 adultos y a 1000 menores de edad nativos de Canadá que ni siquiera sospechaban que iban a ser utilizados como conejillos de indias. ¿En qué consistía el experimento? Muy sencillo, les proporcionaban una pequeña cantidad de leche durante dos años y los privaban de vitaminas y otros elementos alimenticios esenciales. Los científicos anotaban en sus libretas los pesos y las tallas cada día y al ver que estos números eran cada vez menores, escribían los avances en papers para ser publicados en revistas científicas arbitradas e indexadas de alto prestigio en la comunidad internacional. Los científicos y políticos detrás de estas políticas inhumanas afirmaban que la desnutrición había sido causada por la dieta tradicional y el modo de vida indígenas. Esta fue la justificación que usó el gobierno canadiense para seguir con el culturicidio y la colonización. Hoy muchos canadienses verdaderos padecen de enfermedades crónicas causadas por desnutrición y otros ni siquiera sobrevivieron hasta la edad adulta.

Femicidios

Helen Betty Osborne fue una mujer canadiense perteneciente al pueblo Cree, de la reserva Norway House. Nació el 16 de julio de 1952. Soñaba con ser maestra. El 13 de noviembre de 1971, fue secuestrada, golpeada brutalmente, agredida sexualmente, apuñalada más de 50 veces mientras caminaba por la calle en The Pas, Manitoba. Este asesinato marcó el inicio de una serie de masacres femicidas. Desde 1980 se cuentan por miles las mujeres y niñas aborígenes que han desaparecido o han sido asesinadas en Canadá. Un informe de la Real Policía Montada divulgado en 2014 estimaba en 1.200 el número de víctimas, pero -según la ministra de Asuntos Indígenas, Carolyn Bennett- "la tragedia es mucho más grande". La cifra podría superar las 4.000, según indicó la ministra de la Mujer, Patty Hajdu, sobre la base de un informe de la Asociación Canadiense de Mujeres Aborígenes. El 3 de junio de 2019, se publicó un informe en el que se concluye que Canadá es cómplice de un "genocidio basado en la raza" en contra de las mujeres indígenas, cuyas probabilidades de ser asesinadas o desaparecidas son 12 veces mayores que las de cualquier otra mujer en ese país.

Canadá y Venezuela

La Cancillería venezolana informó el 8 de junio de 2019 que Venezuela dejará de prestar los servicios en los consulados de Vancouver, Toronto y Montreal en Canadá, como medida recíproca ante el cierre de la embajada de este país en Caracas y otras acciones hostiles antidiplomáticas. De acuerdo al Comunicado Oficial, todas las funciones diplomáticas de los consulados venezolanos se concentrarán en la Embajada de la República Bolivariana establecida en la ciudad de Ottawa, capital del país de «la hoja de arce» («The Maple Leaf»). La medida obedece a que el gobierno de Canadá agrede a Venezuela al seguir las órdenes del régimen imperial de Estados Unidos en su intento por derrocar al Gobierno Bolivariano y las órdenes de la reina británica, famosa por robar tierras y oro. ¿Será más importante para el gobierno del norte de América agredir a Venezuela o excomulgar sus pecados por tantos crímenes de lesa humanidad contra el verdadero pueblo canadiense?

 

 

 

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1321 veces.



Alí Ramón Rojas Olaya

Músico. Promotor cultural. Docente.

 elrectordelpueblo@gmail.com      @rojasolaya

Visite el perfil de Alí Ramón Rojas Olaya para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Alí Ramón Rojas Olaya

Alí Ramón Rojas Olaya

Más artículos de este autor


Notas relacionadas