Nos puede conducir a callejones sin salida

La Propuesta de la Ley de la Cultura del Estado Sucre es una teorización sin concreción real

BIENVENIDA LA DISCUSIÓN

No me interesa entrar a cuestionar, y menos por mampuesto, la Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre [1], nacida y fundamentada en la decadente ociosidad ideologica de los diseñadores del mundo moderno del Consejo Legislativo del Estado Sucre. Tampoco quiero discutir la pretensión que el CLES tiene de considerarse, asi misma, como la corriente que llenó el supuesto vacio legal de la Cultura del Estado Sucre. Ni tan siquiera manifestar mi oposición, por razones políticas y prejuicios tercer mundistas, a que esta Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre sea copiada por otros legisladores de esta parte del mundo. Bienvenida sea si alguien le parece adecuado tenerla como referente, una propuesta, en su discurso, está saturada del sincretismo occidental mezclado con el mestizaje ideológico del realismo mágico y surrealista.

DE MANERA PRELIMINAR

1. Algunas observaciones preliminares a la Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre,

  • No aborda el tema de la identidad cultural regional.

  • No precisa el alcance del término identidad cultural regional

  • Ni su validez dentro de una sociedad pluricultural como la sucrense.

  • No parte del análisis de la historia concreta vivida, de aquellos elementos y situaciones que hayan dejado huellas en el colectivo social, originando pautas y patrones de comportamiento.

  • No desglosa las situaciones de lo real histórico que han incidido en el sentimiento de identidad, desde las condiciones geo-espaciales, la etnología, los sistemas productivos, la praxis de las elites sociales, tanto en el período agro-exportador como en el periodo petrolero.

  • No se demarcan los signos aglutinantes y diferenciadores de la colectividad sucrense.

2. Lo primero que debemos anotar de la Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre, es que existen:

  • Municipios de poca concentración de etnias.

  • Municipios de mucha concentración afrodescendientes.

  • Municipios altamente urbanizados: Sucre y Bermúdez (núcleos urbanos de Cumaná y Carúpano).

3. La Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre, debe marcar lo homogéneo y lo heterogéneo dentro de la cultura sucrense, en cuanto a lo específico de cada municipio y lo común entre ellas:

  • No hay homogeneidad, no puede haberla en un mundo pluricultural en el estado Sucre

  • El núcleo urbano Cumaná selló históricamente a toda la región, incluyendo a municipios fuertemente diferenciados, indígenas y afrodescendientes, al asumir estas pautas, como la música y el culto, entre otras.

4. La Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre, carece de método de trabajo para la captación de la identidad sucrense:

  • No puede ser otro que el análisis de la historia concreta, de los elementos y situaciones que se han forjado y actuado en el suceder real, que hayan dejado huella en el colectivo social.

  • Lo que procede metodológicamente es analizar elementos y situaciones históricas concretas.

5. La Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre, debe hacerse en dos tiempos:

  • El primer tiempo de la región agroexportadora, desde los siglos XVI hasta las cuatro primeras décadas del XX. Cumaná impuso su ritmo en forma dominante sobre todo el espacio región.

  • y el segundo tiempo, que se refiere a las inevitables consecuencias originadas por la apertura, la masificación y la modernización que trajo consigo la actividad petrolera.

6. En esa propuesta de Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre, el proceso de mestizaje tendrá en Cumaná un vivo y real exponente. Producto de su ubicación, la provincia de Cumaná será un crisol en el que se fundieron pueblos y culturas, originándose un incesante contacto humano:

  • A los grupos indígenas iniciales, se sumarán progresivamente, en los siglos del dominio colonial, españoles, principalmente.

  • El elemento africano es una realidad temprana en la región desde el siglo XVI.

  • A partir del siglo XIX a estos grupos se sumarán italianos, norteamericanos,

antillanos y alemanes.

  • El siglo XX verá reafirmar la presencia norteamericana, española e italiana, con la sumatoria de oleadas provenientes de Sudamérica.

A MANERA CONCLUSIVA

En este largo período de acción dialéctica entre el poblador del estado Sucre y su medio ambiente, con la actividad comercial como motor de toda la estructura socioeconómica, un período que cubre desde el siglo XVI hasta mediados del siglo XIX, se forjan las principales manifestaciones que identificarán al sucrense como integrante de una cultura y de un modo de ser específico y diferenciado dentro del conjunto venezolano.

POSDATA

Una pregunta que no dejo en el aire:

  • ¿Qué consecuencias se generan a raíz de estas situaciones históricas concretas en cuanto a sentimientos de identificación y acción colectivas a la propuesta de Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre?

Respondiendo:

  • Nos puede conducir a callejones sin salida. La Propuesta de la Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre, es una teorización sin concreción real. Está saturada del sincretismo occidental mezclado con el mestizaje ideológico del realismo mágico y surrealista. Pero, tal vez, para detectar estas cosas, y para entender estas palabras, en su verdadera vacuidad, haya que superar el encandilamiento provinciano.

REFERENCIAS

[1] Propuesta de Ley se Salvaguarda y Promoción de la Cultura del Estado Sucre.

¡Que se abran cien flores y florezcan cien escuelas de pensamiento¡



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1193 veces.



Servando Marín Lista

Arquitecto- Es autor del libro "Desde la Comunidad": la arquitectura de multitudes (junio, 2010) dirigido a la formulación de propuestas de planificación del desarrollo estratégico para captar el objetivo esencial y específico de clarificar el compromiso y la responsabilidad de la explosión del Poder Popular con la problemática total de la ciudad, mediante todas las escalas de sus propias acciones para marchar rumbo al nuevo sistema de Ciudades Comunales, los Distritos Motores de Desarrollo y los Territorios Federales. Y autor, también, del libro "La Ciudad Comunal, la lucha de clases por el espacio" (nov, 2013) donde plantea una interpretación de los fenómenos urbanos, que constituye una herramienta sobre lo que ?desde afuera? de la estructura urbana, el poder económico y el poder político, conforman la lucha de clases por el espacio y avanza en el señalamiento de la necesaria ruptura con los valores, instituciones, relaciones de poder y las raíces más profundas de la sociedad capitalista.

 tetralectica77@gmail.com      @chevan2

Visite el perfil de Servando Marín Lista para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: