Historias de las encuestas

Durante 20 años, la revista "Literari Digest" midió la opinión electoral de los estadounidenses enviándoles millones de cuestionarios, y con las respuestas recibidas pronosticó quién sería el próximo Presidente. Pero en 1936 fracasó, aseguró que Franklin D. Roosevelt perdería con 42% frente al republicano Alfred Landon. En cambio, el profesor de periodismo George Gallup sólo consultó a 3.000 electores y anunció que Roosevelt recibiría 56%. Ganó con 61% .

¿Cómo había logrado acertar con tan pocas opiniones consultadas? Se cuenta que una mañana estaba Gallup en una granja y mientras esperaba a alguien, metió la mano en un saco donde había granos ligados, y por curiosidad los contó: 42 blancos y 20 negros; repitió la operación y siempre encontró la misma proporción.

Cuando averiguó, le dijeron que en los tres sacos habían ligados dos de granos blancos y uno de negros. Se le prendió la chispa. Con el tiempo, llegó a la conclusión: si una muestra es representativa del todo, lo reflejará siempre.

Tal como ocurre con un examen de sangre. Lo difícil era conformar esa muestra en una población de millones de habitantes.

Gallup y sus colaboradores trabajaron arduamente. La muestra tenía que tener proporcionalmente hombres y mujeres, blancos y negros, pobres ricos, etc., e incluyeron todas las variables que hicieran realmente representativa a esas 2.400 personas a ser consultadas.

Fundó el American Institute of Public Opinion, transformada después en la Gallup.

En las elecciones de 1948 tuvieron un retroceso. Las encuestas fracasaron. Dieron a Thomas Dewey ganador y triunfó Harry S. Truman.

¿Qué había sucedido? El último sondeo de Gallup fue dos meses antes de las elecciones, tomaron el censo de 1940, y no valoraron un alto porcentaje de indecisos. Corrigieron sus errores. Desde 1936 tuvo un promedio de 2,1% de error en 27 elecciones presidenciales, ese porcentaje mejoró desde 1950.

En Venezuela comenzaron las mediciones de opinión en 1954, con la empresa Datos, pero eran años de la dictadura y no buscaban opiniones políticas, las encuestas tenían propósitos comerciales y de mercadeo.

Aparecieron y desaparecieron muchas. La Gallup lo hizo algunos años, pero en junio de 1984 fue desafiliada por procedimientos irregulares que la hicieron no confiable.

En 1958 y en 1963 no hubo mediciones de las posibles conductas electorales. Fue en las de 1968 cuando se publicaron las primeras encuestas hechas por empresas, seguramente fantasmas, cuyos últimos sondeos dejaron estos resultados:


Todas fracasaron, aun en el caso de Opisa, que dio ganador al Dr. Rafael Caldera, pero con 42% cuando su votación real fue de apenas 29,95%, y ubicó a Luis Beltrán Prieto en el segundo, pero en realidad fue último con 19,36% . El Dr. Gonzalo Barrios obtuvo 28,21% y Burelli Rivas 22,29% . Una encuesta no difundida de Gaither, contratada por AD, pronosticó un empate Barrios-Caldera.

La selección de la muestra es clave para que los resultados de una encuesta reflejen la opinión de los electores. Esa escogencia permite que hoy sean suficientes 1.500 personas consultadas para conocer la opinión en países como Estados Unidos, España o Venezuela.

De suerte que usted tiene una primera razón para la duda cuando lea encuestas aseguren que fueron realizadas entre 5.000, 10 mil o más personas.

La muestra se extrae tomando en cuenta importantes variables, algunas difíciles de conseguir, como son las de carácter socioeconómico. Por ejemplo, hay cuatro factores determinantes de los estratos, como son profesión del jefe de la familia, nivel de instrucción, principal fuente de ingresos y condiciones de la vivienda. Con esos datos, fue posible asignar la gente en cualquiera de los cinco grupos (A, B, C, D, E, o del I al V).

Esa clasificación la hizo Fundacredesa, fundada y presidida hasta su muerte por el Dr. Hernán Méndez Castellanos, después de varios años de investigación en todo el país, con rigurosos métodos científicos aplicados por equipos multidisciplinarios.

Esa paciente investigación dejó una estratificación de la sociedad venezolana, que con apenas variantes, tiene plena vigencia y debía ser de uso obligatorio:

Una muestra de 1.500 personas que represente ese universo, tal como está clasificado, debe incluir a 122 de los sectores de más altosingresos (A y B), 204 de la clase media, en sus diversos estamentos ©, 568 de pobreza relativa (D), y 605 de pobreza crítica (E).


Veamos algunas diferencias de esos estamentos o clases, mostrados en la referida investigación.

Estratos A-B: la vivienda tiene"óptimas condiciones sanitarias y ambiente de gran lujo", 90,2% de los jefes de familia con educación universitaria completa, y los niños de 7 años miden 121 cms y pesan 24,3 promedio; en cambio, en el sector E viven en "ranchos o viviendas con condiciones sanitarias inadecuadas, hacinamientos y promiscuidad"; sólo 0.1% tiene educación universitaria, y los niños de 7 años tienen 114,8 cms de estatura y 20 kgs. La gente A-B tiene de promedio 70,5 años al morir, mientras la de D muere a los 61,3 y los de E a los 58,7 años. Naturalmente, gente que viven en condiciones tan distintas deben tener igualmente hábitos, maneras de pensar, conductas sociales y políticas, distintas.

Tips

a.. Ese oscilar de las encuestas entre Bush y Kerry puede ser decidido por "Fahrenheit 9-11", la película de Michael Moore, que rompió record como documental el pasado fin de semana.


b.. ¿Estará enterado el Ministerio de Ciencia y Tecnología sobre los infocentros del Zulia? Además de los "altos costos de conectividad", un millón de bolívares cada uno, están prácticamente controlados por la Gobernación del estado.


c.. Datanálisis informó en el Congreso de Conindustria que el desempleo ha bajado cinco puntos en relación al año pasado, disminución "efecto de la recuperación que impulsó el rebote de la economía en el primer trimestre del 2004".


d.. El canciller argentino, Rafael Bielsa, en respuesta a unas declaraciones del inefable Roger Noriega, quien dijo que EEUU estaba preocupado por los problemas de Argentina: "Se entromete en nuestros asuntos internos... habla de nuestro país como si se tratara del patio trasero de su casa".


e.. En respuesta a la pregunta que me formularon en el foro de "Aqui cabemos todos", en mi página del domingo 25 analizaré los posibles resultados del referendo del 15- A y explicaré porque creo que ganará el NO con sólida ventaja.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 5906 veces.



Eleazar Díaz Rangel

Periodista egresado de la UCV. Ganador del Premio Nacional de Periodismo y menciones en diversas especialidades. Es Director del diario Últimas Noticias desde el año 2001. Profesor titular jubilado de la universidad central de Venezuela, cuya escuela de comunicación social dirigió (1983-86). Presidente de VTV 1994-1996. Presidente de la asociación venezolana de periodistas.

 edrangel@grupo-un.com

Visite el perfil de Eleazar Díaz Rangel para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eleazar Díaz Rangel

Eleazar Díaz Rangel

Más artículos de este autor


Notas relacionadas



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a8834.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO