El dinero plástico, otra crisis

Todo parece indicar que se esta envolviendo otra crisis mundial en relación al elevado volumen del crédito plástico que circula alrededor del mundo, aunque las Instituciones financieras ha ajustado sus Estados Financieros en mas de veintiún mil millones de dólares en créditos incobrables, solo en la primera mitad del presente año. Una cifra realmente gigantesca, pero pudiera ser el triple para antes de fin de año. La razón? Cientos de miles de empleados y trabajadores, todos usuarios del dinero plástico, están perdiendo sus trabajos a lo ancho del planeta con un nivel actual de casi seis por ciento de perdidas del total del crédito utilizado luego de que el empuje, una vez popularizado el sistema en el 2001, abrió la oportunidad de comprar hoy, pagar después e inclusive hacer pagos parciales, claro con elevados intereses, los mayores de los productos financieros ofrecidos al publico. La banca mundial, de aquí y de todas partes, unos sistemas mas que otros inundaron los mercados con ofertas de todo tipo sin tomar en cuenta el estudio necesario para los limites de crédito admisible para cada quien. Es mas, cuando se copaba el crédito, se otorgaba una suma superior o se conseguía en la Institución vecina, abrir otra tarjeta de crédito para cancelar la deuda existente en la primera. Un verdadero desastre en el uso irracional para beneplácito de la banca, tanto estatal como privada. ¿Y por qué no admitir también del propio usuario?

Algunas estadísticas mundiales de USA y de nuestro país señalan que, al menos en Venezuela, no se llega a límites “fuera de borda”. Por ejemplo, existen en el mundo 3.700 millones de tarjeta habientes, 34% de éstas dentro de USA donde el hogar promedio tiene una deuda de 8.600 dólares o dos mil setecientos por persona, lo que se traduce en 12% de su ingreso familiar. En Venezuela el promedio de deuda por tarjeta de crédito es el cinco por ciento del ingreso personal, con el 83% de los tarjeta habientes usando el pago mínimo mensual (TOQUECITOS GERENCIALES 13/10/2008), siendo los estratos A y B quienes reportan pago completo mensual. Sin embargo, la banca privada y estatal están estudiando la disminución de los límites máximos establecidos en crédito en un quince por ciento, decisión acertada, aunque afectará el comercio al detal a partir de su implementación. Realmente son deudas para los estratos sociales C hacia abajo que tardarían años en cancelarse, si alguna vez.

No cabe la menor duda que el dinero platico ha sido de gran utilidad en el usuario como el propio detal, pero la desbocada carrera de sus principales emisores, VISA, MASTERCARD, AMERICAN EXPRESS (ésta mucho mas conservadora que las dos primeras y muchas otras en el mercado) pone al mundo financiero ante una nueva posible crisis, mientras se ajustan a los entornos financieros de cada quién. Son los grandes bancos internacionales quiénes compran a descuento de estas y están pidiendo poner al día sus propias líneas de crédito. Se ha reducido últimamente la penetración publicitaria y la competencia entre si, al igual que la propaganda de alimentar al usuario con tener una tarjeta de crédito y acceder fácilmente a su uso mediante un cupo sin estudio previo prácticamente, como se había establecido como norma. El mercado se encoge en el planeta y no hay espacio para más tarjetas de crédito o mayores sumas de crédito, al menos mientras el usuario este enfrentando pagos hipotecarios, el incremento en la alimentación y el propio combustible para la carretera o el hogar. Es decir, el mundo de las finanzas se ha hecho mas sensible a la forma como se conducen los tarjeta usuarios.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3403 veces.



Andrés de Chene D.


Visite el perfil de Andrés de Chene para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Andrés de Chene

Andrés de Chene

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a67060.htmlCd0NV CAC = Y co = US