Todas y todos somos iguales, o cada quien agarre lo suyo

Es obvio que todas y todos los chavistas somos culpables de la derrota del 2 D. Leemos en la columna de opinión del VEA, escuchamos a William Lara diciendo lo mismo en Canal 8, y estamos convencidos de ello. Pudimos haber hecho una actividad más, pudimos haber repartido un papelito más, pudimos haber trabajado más, cada uno de las y los compatriotas que hicimos algo para aportar un SI más el 2 de Diciembre, más allá de nuestras dudas, de nuestras reservas, de nuestras críticas.

Pero entonces, ¿vamos a democratizar la derrota? vamos a llevar entre todos el fatídico resultado. No señor, cada quien que agarre lo suyo. No es lo mismo los militantes de base que aportaron hasta de su propio dinero para comprar la tela de las banderas, fajarse pintando, reproduciendo y repartiendo propaganda, haciendo pintas, todos los días, que el Comando Zamora, que secuestró la propaganda, las franelas, las gorras, los vehículos, que firmaron las banderas con las iniciales de la FBT.

En Guayana, vimos a los amigos del Comando celebrando con una botellita de whisky en la Redoma de la Piña el domingo 2D como a las 2 de la tarde. Festejando qué? Mientras los que estaban cuidando los votos pasaban trabajo en las mesas de votación.

Y qué pasó con los Presidentes de las Empresas de la CVG?

Durante la campaña del SI, vimos a dos Presidentes de Empresa comprometidos con la campaña, colaborando, participando en las actividades que se realizaron, como también compartimos una mañana con el Alcalde Clemente Scotto, repartiendo propaganda en el portón de Carbonorca. Nos satisface ver a los camaradas dirigentes compartiendo nuestras actividades, y más allá de las diferencias, la práctica determina nuestra actitud y nuestro compromiso político.

El resto de los Presidentes no se manifestaron claramente, mas bien se dedicaron a encender los arbolitos navideños. Y a alguno de ellos se le ocurrió pronunciarse DESPUÉS del 2D. No es así, camarada, había que pronunciarse ANTES, había que trabajar, aunque sea hacer alguna actividad, y entonces sí, podríamos compartir las culpas. Ahora ya es tarde, ahora que cada quien agarre lo suyo, que cargue con lo que le corresponda, para poder corregir. O va a ser lo mismo que el Comando Ayacucho, o vamos a esperar que salgan otros Ismaeles?

mochuelo2007@yahoo.es



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1474 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas