Las palabras se las lleva el viento o el papel aguanta todo

De las cosas que pasan en los sistemas políticos y los que surfean sobre la ola del poder conseguido es que al parecer cualquier promesa hecha antes de llegar al mando es que todo lo dicho puede cambiar en poco muy poco tiempo, cualquier excusa será buena "el contexto histórico, la acumulación de fuerzas, el reflujo del movimiento popular, detalles de la dialéctica, etc." Un polígrafo falla cuando habla un político de estoy casi seguro, quizás el artilugio dirá que hay un 50% de posibilidades de que miente y un 50% de que mienta.

Por aquí me cae un documento al parecer avalado por Soto Rojas, Eduardo Piñate, Yoel Pérez Marcano "guayacol" donde exponen sus razones para rechazar los juicios militares contra civiles. Las promesas de cambio en Latinoamérica parecen caer en saco roto y de nada valdrá la palabra empeña y ni siquiera escrita tendrá algún valor cuando del poder se trata. Vale la pena leer el documento anexo en la presente nota y dejare que la imagen y las oraciones de algunos que antes se rasgaron las vestiduras en defensa de los derechos civiles, solo sirvió para abonar en la demagogia de los mismos y donde el silencio frente a los procesamientos militares a civiles en la Venezuela del siglo XXI es la moneda corriente y circulante. Lastima por nosotros los crédulos, lastimas por los que llegamos a convencer creyendo en palabras vacías, y cuentos de caminos.

Vale la pena leer este par de hojas con atención y ver como el poder corrompe y a veces absolutamente.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 456 veces.



Yuri Valecillo


Visite el perfil de Yuri Valecillo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: