¿Cómo realizar una gestión socialista eficiente sin caer en el asistencialismo?

Claro que se puede realizar una gestión socialista eficiente sin caer en el asistencialismo. Teóricamente, el asistencialismo siempre está atado a los niveles de pobreza, al socorro de individuos en condiciones de vulnerabilidad. Se da cuando una parte de la población no encuentra la vía para solucionar sus propios problemas y requiere del apoyo material o pecuniario del Estado para poder garantizarles un nivel mínimo de subsistencia.

Diversos organismos internacionales sostienen que la población venezolana actual está pasando por una difícil situación económica debido al bloqueo y la financiera de Estados Unidos contra el gobierno de Nicolás Maduro. Razones por las cuales se justifica que en tiempos de crisis cualquier medida de asistencia social debe dirigirse a atender la población más vulnerable.

Nadie puede negar que los subsidios directos, bonificaciones y subvenciones gubernamentales que reciben partes de las familias venezolanas a través del Sistema Patria han ayudado a muchos a superar las dificultades económicas temporales. El Gobierno llama al conjunto de programas directos de protección a las familias como parte de la "inversión social".

Cuando se evalúa directamente en el territorio a programas como las Bases de Misiones te encuentras una atención integral a la población venezolana más golpeada por esa guerra económica, el bloqueo, el sabotaje internacional a la industria petrolera venezolana, incluso por la corrupción.

Al gobierno de Nicolás Maduro debe reconocérsele ese sentido socialista de atender a los grandes sectores más vulnerables. Por eso su gobierno tiene aún apoyo popular. El modelo de gestión pública está vinculada directamente a la gente por medio del Sistema Patria y el Sistema Nacional de Misiones, que han sido un éxito, y sería mejor si los ingresos nacionales fueran mayores, eso no lo pongo en dudas. Porque es un sistema integral que funciona como una red planificada para enlazar toda la institucionalidad gubernamental en los cuatro niveles de gobierno, nacional, estadal, municipal y comunal.

Es por eso que cuando contabilizas los ingresos nacionales con el gasto público te encuentras que más del 75 por ciento del Presupuesto Nacional está dirigido para el gasto social. Es una buena estrategia para un Gobierno con tendencia socialista que como todas las formas de gobierno, depende de ingresos para poder financiarlo o mantenerlo.

Era lógico pensar, que cualquier partido de oposición, interés extranjero o Corporación transnacional interesada en nuestros recursos naturales que quisiera salir del Gobierno de Nicolás Maduro iría contra la principal fuente de ingresos del Sistema de Misiones. Eso fue lo que hicieron con la industria petrolera venezolana, la atacaron, compraron conciencia de varios líderes petroleros como Rafael Ramírez y su equipo, conspiraron para detenerla, sabotearon sus sistemas de suministros, de proveedores internacionales, se apropiaron de Citgo, etc.

Un elemento fundamental para sostener la revolución bolivariana ha sido el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), que es el partido de Gobierno, que está relacionado directamente con el pueblo de a pie. Tiene una estructura de cuadros políticos que llega hasta las calles, avenidas, callejones y edificios en todo el país.

Son hombres y mujeres comprometidos con el partido y militan activamente vinculados a las políticas públicas del gobierno nacional, estadal y municipal. Que se han organizado en consejos comunales, en UBCH, en Clap, en brigadas de asistencia social. Es una estructura político-social para dar respuesta directa a la población en general, algo que no podemos catalogarlo como "asistencialismo puro" porque abarca todo el territorial nacional, sean ricos o sean pobres.

Es por lo anterior, que algunos intelectuales ubican la forma de gobernar de Hugo Chávez y de Nicolás Maduro como asistencialismo puro, de sólo gastar los ingresos y no generarlos, pero no han entendido como funciona el sistema, que es un gobierno socialista vinculado directamente a la sociedad, a sus necesidades productivas, de consumo, de inversión, de créditos, de atención médica, educativa, culturales, de viviendas, entre otros.

Todas esas necesidades requieren ser satisfecha con inversiones e inversionistas, con bolívares y con divisas, con financiamiento público y privado, con aportes científicos y tecnológicos, con insumos nacionales e importados, con participación de los empresarios chavistas y opositores, con las universidades públicas y privadas, de las comunidades organizadas en sectores chavistas y no chavistas, entre otras.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 558 veces.



Andrés Giussepe

Doctor en Gerencia, Especialista en Política y Comercio Petrolero Internacional y Economista de la Universidad Central de Venezuela. Secretario Nacional del Movimiento Profesionales de Venezuela.

 agiussepe@gmail.com

Visite el perfil de Andrés Giussepe para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: