El Maestro y el Panita ¿Casualidad o Causalidad?

No creo en casualidades, pero que en la misma semana se conmemore el nacimiento de dos Venezolanos cuyas letras no sólo invitaban al conocimiento con conciencia sino a su militancia como lo fueron el Maestro Don Simón Rodríguez y el Cantor del Pueblo Venezolano Alí Primera nos compromete a que su obra no se quede en consignas sino en la lucha sostenida para defender ese bien más preciado que hemos conquistado después de 200 años como lo es la independencia nacional.

El Maestro al igual que el panita Alí nos dejaron no sólo letras sino una trayectoria de lucha ya que ¿quién diría que un simple Maestro dentro de su utopía podía inspirar al hombre más grande de América como nuestro Libertador Simón Bolívar o como un cantor de música Venezolana vetado por todos los medios de comunicación. Persecuciones, y allanamientos, llenará estadios en sus conciertos con canciones con contenidos transformacionales?

El Maestro nos dijo "al que no sabe cualquiera lo engaña y al que no tiene cualquiera lo compra" hoy si bien afrontamos la fusión de la Guerra convencional y no convencional porque detrás de esa guerra económica, política y comunicacional, no se descarta la militar, como universitarios debemos entender que la alfabetización como refiriera Freire no es un ba, be, bi, bo, bu, sino que consiste una lectura crítica de la realidad en ese sentido, si no hacemos nada como generación del presente para ganar la batalla ideológica, no esperemos que las generaciones futuras ganen la pelea que no dimos por miedo, cobardía o divisiones infantilistas, en ese orden de ideas decía Alí "Me acuerdo del obrero que me dijo

No vendas tu canto Que si lo vendes, me vendes Que si lo vendes, te vendes" en ese sentido es un deber inclaudicable no vender nuestra lucha por el cansancio, desesperanza, las cegueras de criterio o la división.

Hoy rendimos culto a estos grandes Venezolanos pero así como el panita en su canto dijo "no basta rezar" es insuficiente rendir culto por sus nacimientos porque sus luchas no fueron sólo en octubre sino todos los días que vivieron, por ello, y sabiendo que la verdad de Venezuela no se ve en el contri club porque la verdad de Venezuela se ve muy temprano en la mañana en el metro o la parada del bus o con el Milicia o acompañando en la lucha contra el Covid 19 con un pueblo que sometido a las más inhumanas sanciones sigue luchando, solo queda decir que estos dos grandes Camaradas a través de sus letras, no nos enseñaron para saber su historia o cantar sus canciones sino que con su obra nos educaron para luchar por la patria haciendo la historia para que nuestros hijos la escriban en un mundo mejor con una humanidad más humana.

No sé si ustedes pero escribiendo estas líneas creo que el Maestro y el Panita no son casualidad sino causalidad.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 635 veces.



Marcel Doubront

Profesor UNESR Bolívar

 marceldoubront@gmail.com

Visite el perfil de Marcel Doubront para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: