Frente a la agresión gringa, una nueva jefatura

Las maldiciones, los anatemas, son armas viles en la lucha política. Una maldición es una condena inmediata, no requiere explicación, dispensa la argumentación, todo está reducido a una palabra que justifica la persecución. Su uso es propio de la fuerza, la precede, la justifica. Recordemos la cacería de brujas, las maldiciones de "comunista", de "judío", y recientemente las imputaciones de "terrorista", de "corrupto", sin olvidar las de "delincuente" con la que se justifican las masacres de la faes. Los descalificativos se difunden en la ignorancia y el fanatismo.

Ahora aparece con fuerza el gobierno gringo creando la imagen de maduro como un gobierno protector del terrorismo internacional. Se le asimila a los terrorismos internacionales calificados así de acuerdo a los intereses de los imperios. La intención es clara, se trata de justificar ante su opinión pública gringa un posible ataque al madurismo, simultáneamente presionarlo para su rendición, su ablandamiento.

La derecha venezolana es parte de la patraña, le hacen coro a la fábula de gobierno terrorista, y preparan la sucesión de maduro, por allí anda guaidó subastando su dignidad en el mercado internacional, creándose la imagen de estadista. La situación es muy delicada, todo indica que se acerca el desenlace, no sabemos cómo será pero todo anuncia su proximidad.

Se aprovechan de la debilidad del madurismo; los pragmáticos, los oportunistas por su misma naturaleza no dan batalla, al contrario pactan, son débiles. La Patria se enfrenta a una agresión de los imperios y las oligarquías internacionales, a esta situación nos ha llevado el madurismo y su política errada. Veamos.

Por una parte desmovilizó a la masa, la fragmentó con un carnet, con bonos, la despojó de razones sagradas para luchar, la dirigencia de tanto mentir perdió credibilidad, se desgastó. Sus disparates económicos desembocaron en la mayor crisis de los últimos siglos, el sentido de pertenencia a la sociedad se perdió. En estas condiciones de debilidad de las masas, sin dirigentes, sin vanguardia, con una jefatura conciliadora, floja, no hay condiciones para enfrentar la agresión.

Los imperios sólo se detienen frente a los pueblos fuertes, viriles, dispuestos realmente a defender su derecho a existir; los charlatanes y pusilánimes son arrollados. Esta es la situación hoy: La Patria está inerme frente a la agresión. Se deduce que con esta jefatura no hay posibilidades de parar la agresión, equivocados los que piensan que ante la agresión hay que apoyar a maduro. Sería optar por una catástrofe para librarnos de otra catástrofe, al contrario, es urgente sustituir al madurismo por una jefatura viril capaz de hacer que la masa entre en combate, que devuelva el respeto al país, rescate la autoestima. Ahora el objetivo central de la defensa de la Patria debe ser construir esta vanguardia cívico-militar que recobre la credibilidad en la dirección, que regrese al país su orgullo, el amor de sus hijos, que rescate el espíritu humanista que nos ha caracterizado siempre

La agresión gringa puede producir una reacción de la fracción fascista del gobierno, ya hay indicios; puede ser que la fracción oportunista del gobierno consiga un pacto con los gringos, en eso andan, es remoto; puede ser que los gringos impongan un gobierno por las malas, es muy posible. Aunque puede ser que las reservas morales consigan construir otra opción diferente y el rescate de la dignidad sea una realidad… Siempre hay esperanzas, cuando menos se piensa surge un 19 de Abril, un 4 de febrero…



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1008 veces.



Toby Valderrama Antonio Aponte

elaradoyelmar.blogspot.com

 elaradoyelmar@gmail.com      @elaradoyelmar

Visite el perfil de Toby Valderrama Antonio Aponte para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: