Humillación y sublimación

Humillación y sublimación, son casos límite contradictorios. Estos aspectos límbicos antagónicos surgen de la penumbra sombría whitmaniana de Jesús Sanoja Hernández, cuando el 01/11/1996, A/4, en El Nacional, dijera: "Sucede que alemanes y japoneses se rindieron en 1945 ante las potencias aliadas, pero no se rindieron ante el futuro. De la humillación pasaron a la sublimación. Arrancaron de cero y entraron de nuevo en la disputa por el dominio económico mundial o, por decir lo menos, para compartirlo con EEUU. En ese sentido, no en otro, Alemania y Japón deben servir de modelo. En la paciencia, en la disciplina, en el trabajo y, sobre todo, en la valoración de la esperanza. Nuestra crisis es pequeña en relación con aquella. No tenemos dimensión mundial. Somos pequeños, pero podemos salir adelante e impedir que el bolívar se convierta en una locha. 1996 ha sido mejor que 1995. ¿Por qué no pelear para que 1997, sea mejor que 1996? Es la hora de la lucha por la locha" La respuesta, diola Arturo Uslar Pietri, en el mismo diario, pero en febrero de 1983, trece años antes, cuando dijéranos: "La moneda perdió valor. La culpa la tienen quienes no previnieron, no actuaron a tiempo y se pusieron a esperar que la situación se resolviera sola. Queda el camino del trabajo, gastar menos, independizarnos del petróleo y cambiar de mentalidad". No obstante y sin embargo, el movimiento real histórico espiralino sinusoidal cíclico ludovicosilvaiano, continente que contiene a los contenidos, hechos en entera ejecución, y, a los acontecimientos en pleno desarrollo, en que hay un bloqueo y cerco económico y una persecución financiera, mas y más, pero mucho, mas y más, grande que a Cuba y a Nicaragua, con una finalidad muy concreta, el derrocamiento de la revolución bolivariana. El imperialismo, las corporaciones, el Fondo Monetario Internacional, han desarrollado todos los formatos, manuales, todas las prácticas bélicas y han ensayado todas las teorías de guerra, pero no han podido acabar con el proceso político revolucionario venezolano, no han podido fracturar la conciencia reflexiva ideológica y la práctica pragmática tangible defensiva de los derechos políticos económicos sociales alcanzados en revolución, con el respaldo del convite cívico mílite socialista antiimperialista chavista, formado con el formato del Comandante de comandantes, Hugo Chávez. Y, si la guerra total, si la bota del enemigo hubiera hoyado el suelo sagrado, a buen seguro, que encontraría, a más de 4 millones de milicianos en la retaguardia, presto para la defensa de la patria y un pueblo venezolano de a pie, movilizado en marcha sostenida por todas partes, con el fuego sagrado de las ideas chavistas a la ofensiva, que no dejaríase aplastar por un imperio corrupto decadente antihistórico, y, mas y más, la capacidad de maniobra del presidente Maduro, en lo político económico social, a la vanguardia suntzuiana, conociendo las debilidades de los gringos criminales go home, y el dólar cagón ante el petro jonrón, y las fortalezas, pero nada, un pueblo con su dirigente al frente, no lo para nadie. La guerra inducida está conocida por la paz sostenida.

Humillación y sublimación, son casos límite contradictorios. Estos aspectos límbicos antagónicos surgen de la penumbra sombría whitmaniana de Jesús Sanoja Hernández, y tanto en equilibrio dinámico dialéctico como El Derecho Usual Ordinario Romano Venezolano y el Derecho Inusual Extraordinario Norteamericano Barakobamaiano, que no es más que la unidad y lucha contradictoria histórica sostenida entre los aspectos límbico antagónicos, el bolivarianismo y el monroeismo, en que la paz es el tercio incluso aristotélico profundo. ¡Venezuela no se rinde, no se ha rendido ni se rendirá jamás de los jamases! Porque el venezolano y la venezolana, cada venezolano y cada venezolana, y, todos los venezolanos y todas las venezolanas, llevamos por dentro, quiérase y no quiérase, a un aguerrido Bolívar y a una aguerrida Manuelita Sáenz, que no entregarán la Patria, pese al Derecho Inusual Extraordinario Norteamericano Barakobamaiana, de las novedades de los presidentes autonombrados, que ha ensayado y desarrollado el fatuo brillante presidente norteamericano Donald Trump, en Venezuela y en Bolivia, mas y más, funcionara en Bolivia, tanto más que en la tierra de Chávez, pese a que el pueblo boliviano está en la calle resistiendo con centenares y miles de heridos y muertos, y violaciones de todas los tipos, que ya cuesta decir Derechos Humanos. Los casos límite contradictorios de 1945 y de 2019, son aspectos límbico antagónicos similaricadentes, comunismo y capitalismo, socialismo y capitalismo. Solo y sólo, que en 2001, acabóse el reinado del tercio excluso aristotélico y surgió el tercio incluso estagirita, y, entre ellos el tercio incluso aristotélico profundo, de La Gran Moral de Aristóteles, entre exceso y defecto, en que necesariamente ha de haber un medio, y, ese medio es el tercio incluso aristotélico profundo, que vino a poner coto a los desmanes de George W Bush, sobre las ruinas de Las torres Gemelas Neoyorquina, el 11/09/201, con su nefasto parlamento dicroico: "O estás conmigo o estás con mi enemigo", en que surgiera el parlamento refrescante diabético de Luis Alberto Machado y la conjuntiva "Y" hamletiana inclusiva del ser y noser, de los vedas upanishad sánscritos; aquel vinagroso discurso georgebushiano, que tanto daño ha ocasionado al mundo: Venezuela, Irak, Libia, Siria, Yemen, Europa, que arrodíllase ante lo dicroico humillante, y la América, que no se rinde ante el presente y mucho menos ante el apoderado sublime futuro comprometedor, que es de tanta lucha como del presente.

Si humillación y sublimación, son casos límite contradictorios jesussanojahernadeziano. Entonces sea dicho que los caos límite contradictorios borrosos han de ser una nueva conceptualización para el estudio político económico y social, en el movimiento real histórico ludovicosilvaiano como continente que contiene los hechos en entera ejecución. Ergo vergo sea dicho, con el comandante Fidel: "El análisis de los hechos, la observación de la historia y el comportamiento humano, permiten predecir el futuro". Ergo vergo sea dicho que, con el libre parlamento del poeta Oscar Wilde: "Los pueblos han sido en cada momento de sus vidas todo lo que han sido y todo lo que serán". Ergo vergo sea dicho, que el pueblo de Venezuela es ejemplo al mundo que quiere paz, mas y más, un pueblo movilizado y alerta camina con la camisa de Bolívar y la blusa de Manuelita. Ergo vergo sea dicho que, los valores y los símbolos patrios son como los santos. Ergo vergo sea dicho que, como dijera cantando el cantante de los cantantes, Héctor Lavoe: "Con los Santos, no se juega…" Ergo vergo sea dicho que los aspectos límbico antagónicos es la nueva conceptualidad para los estudios políticos sociales económicos ecológicos culturales. Ergo vergo sea dicho que los casos límite contradictorios es una nueva ironía de algo nuevo ante el sol ludovicosilvaiano.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 721 veces.



Miguel Homero Balza Lima


Visite el perfil de Miguel Homero Balza Lima para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Miguel Homero Balza Lima

Miguel Homero Balza Lima

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a284759.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO