Sobre el decreto de aumento del salario mínimo a 40.000 y del cesta ticket a 25.000 bolívares. Consideraciones al respecto

Se supone que un día como hoy, 27 de abril de 2019, debería estar escribiendo sobre la concreción de la salida de Venezuela de la OEA y todas sus implicaciones. Pero ha ocurrido un evento que encendió las redes sociales en la tarde-noche de ayer viernes 26 de abril de 2019 y ha desatado toda una polémica y debate, de la que considero necesario pronunciarme para formular un conjunto de necesarias reflexiones.

El evento que señalo tiene que ver con la difusión a través de portales web, plataformas tecnológicas y redes sociales digitales de la Gaceta Oficial Extraordinaria Nº 6.452 de fecha 25 de abril de 2019 donde aparece el Decreto Nº 3.829 mediante el cual se incrementa el salario mínimo nacional mensual en todo el territorio de la República Bolivariana de Venezuela, para las trabajadoras y trabajadores que presten servicios en los sectores públicos y privados, a partir del 16 de abril de 2019, estableciéndose la cantidad de cuarenta mil bolívares con cero céntimos (Bs. 40.000) mensuales.

Luego se observa el Decreto 3.830 mediante el cual se regula y establece la Escala General de Sueldos para Funcionarias Públicas y Funcionarios Públicos de Carrera en la Administración Pública.

Posteriormente encontramos el Decreto 3.831 que establece el Tabulador General Salarial para las Obreras y Obreros que participan en el proceso social del trabajo en la Administración Pública.

Y por último en la referida Gaceta, podemos observar el Decreto Nº 3.832 mediante el cual se fija el Cestaticket Socialista Mensual para los trabajadores y trabajadoras que presten servicios en los sectores público y privado, en la cantidad de veinticinco mil bolívares con cero céntimos (Bs. 25.000,00) vigente a partir del 16 de abril de 2019.

A simple vista, podemos decir que el salario mínimo integral de los trabajadores y trabajadoras quedó en 65.000 bolívares con cero céntimos.

Evidentemente, no rechazo la decisión del Ejecutivo Nacional con respecto a este incremento salarial. Pero tampoco es algo que desate- por lo menos para quien esto escribe- una euforia, debido a que me parece insuficiente el referido incremento, dado el exorbitante valor de la cotización del petro durante este último mes, el cual se ubica en más de 310.000 bolívares. Me parece que dentro de nuestras estructuras gubernamentales, y especialmente en las referidas al BCV , el Ministerio del Poder Popular para la Planificación y el Ministerio del Poder Popular para la Economía y las Finanzas, no le están explicando con claridad algunas cosas al Presidente Maduro ni a nosotros.

En las primeras de cambio cuando me enteré de esta información, lo primero que pensé fue que la misma podía tratarse de un fake news, muy de moda por estos tiempos en los que vivimos. No podemos olvidar que tenemos una oposición experta en operaciones de falsa bandera, ya que por ejemplo, en una oportunidad falsificaron un radiograma del Ministerio del Poder Popular para la Defensa, y una acción de esta naturaleza no me extrañaría que fuese repetida. Tampoco podemos olvidar a los factores infiltrados y quinta columnas que tenemos dentro de nuestra estructura gubernamental, de ello nos referiremos un poco más adelante.

Pero lo que sí quiero destacar es que ayer observé dos eventos, uno en el que estuvo presente el Presidente de la República, Nicolás Maduro Moros, y otro donde estuvo presente la Vicepresidenta Ejecutiva Delcy Rodríguez, y varios integrantes del Gabinete Ejecutivo, y ninguno de los dos siquiera insinuaron este referido aumento salarial. Y para más inri que varias publicaciones vinculadas con grupos pertenecientes a sectores de oposición fueron los primeros en difundir esta información.

En lo particular me extraño y dude de la misma, ya que por lo expresado por este analista párrafos más arriba, el valor del petro en este último mes se ubicó en un poco más de los 310.000 bolívares. Este valor se obtiene, para los que no lo saben de multiplicar por 60 que es el valor del petro, de acuerdo al BCV, anclado al precio del barril del petróleo, a los 5.200 bolívares de la tasa DICOM, también difundida por el BCV, por lo que en mi precaria lógica económica, me pareció inconcebible una estimación del valor del petro en 80.000 bolívares dado este monto.

Pero en la revisión que realice del portal del ente emisor venezolano se colocó que efectivamente el valor del petro como unidad de cuenta es de 80.000 bolívares. ¿Será que alguien podrá explicarnos como niños de cinco años de donde se obtuvo este valor?

En ese sentido, hasta hace algunas horas, me formulé dos hipótesis al respecto. La primera, de que esto se tratará de una operación de falsa bandera por parte de la oposición para irritar a nuestra población de cara a la movilización del próximo 1 de mayo convocada por Guaidó en el marco de su denominada "Operación Libertad". O la segunda, que al presidente Maduro le echaron una tronco ´e vaina al acordar una medida de esta naturaleza en la que aparentemente pareciera no estar en conocimiento.

Lamentablemente, pienso que la segunda hipótesis es la que cobra mayor fuerza, dado que efectivamente el aumento ya está siendo cancelado. En mi cuenta nómina ya aparece reflejado el mismo.

Se había difundido, si la memoria no me falla, a través de grupos de guasap, la información de que se pagaría, de acuerdo a lineamientos del Ministerio del Poder Popular para la Planificación, un diferencial en las tablas de la Administración con fecha al 16 de abril. Pero imagino que por otorgar el Presidente Maduro el asueto completo de la Semana Santa, el mismo no fue implementado sino hasta ayer 26 de abril.

Lo cierto del caso es que, me preocupa que ante la adopción de ciertas decisiones como éstas, no se tenga en cuenta algo que en política es vital, y que tiene que ver con algo que llaman el sentido de la oportunidad. Ciertamente, y desde el punto de vista legal, Maduro no está obligado a anunciar el aumento de salario, puesto que en la Administración Pública rige el principio de la publicidad normativa, y una vez que una ley, decreto o resolución aparece en la Gaceta Oficial, es ley y entra en vigencia, salvo disposición en contrario. Pero en estos momentos donde nuestra política comunicacional es pésima y los enemigos buscan aprovechar cualquier resquicio para atacarnos, resulta mortal la adopción de medidas como ésta en un momento inoportuno e inconveniente.

Los asesores o responsables de la aplicación de una medida como esta al parecer no tomaron en cuenta que Guaidó a la víspera de su movilización del 1 de mayo pretende aprobar un estatuto o "amnistía" para los trabajadores y trabajadoras de la Administración Pública que decidan apoyarlo en el derrocamiento a Nicolás Maduro. Por lo que este decreto de salario mínimo lo tildarán de intento desesperado del actual Primer Mandatario Nacional para neutralizar al actual diputado y pretendido "presidente interino". ¿Ahora ven como se pierde la efectividad de una decisión de estas características por adoptarla extemporáneamente por anticipada y sin evaluar todas las posibles consecuencias?

En estos momentos podemos esperar que ocurra cualquier evento y cualquier vaina. Eso tiene que tenerlo muy en cuenta el alto mando político y militar de la Revolución.

No se eligió el mejor mecanismo para que esta información fuese difundida y conocida por el pueblo venezolano. Nos tomó a todos y a todas por sorpresa, y eso es lo que a algunos nos ha disgustado, porque errores como estos serán aprovechados indudablemente por nuestros enemigos.

Hay que señalar sin ambages lo siguiente. Debemos reconocer sin prurito que hay un profundo descontento en la base chavista y revolucionaria en general. La asistencia a las marchas y movilizaciones son más por un sentir patrio y la vigencia de las enseñanzas del Comandante Chávez, que de un compromiso real de esas bases con la actual dirigencia política psuvista o revolucionaria en estos momentos. Si no fuera por el fervor y la vehemencia de Diosdado Cabello, les aseguraría que en estos momentos las fuerzas revolucionarias nos encontraríamos dispersas. En estos momentos nuestro pueblo no tiene respuesta real y efectiva a la mayoría de sus necesidades básicas. No se observan soluciones estructurales y en muchas ocasiones caemos en una retórica que por momentos luce vacía, hueca y cansona, de la cual ya aburre al pueblo.

No olvidemos que este pueblo castiga sin palo y sin mandador. El 6 de diciembre de 2015 fue una prueba de ello.

Debe haber de manera inmediata un "Golpe de Timón" como el de aquel 20 de octubre de 2012, antes de que sea demasiado tarde.

¡Leales Siempre! ¡Traidores Nunca!

¡Bolívar y Chávez viven, y sus luchas y la Patria que nos legaron siguen!

¡Hasta la Victoria Siempre!

¡Independencia y Patria Socialista!

¡Viviremos y Venceremos!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 50356 veces.



Juan Martorano

Abogado, Defensor de Derechos Humanos, Militante Revolucionario y de la Red Nacional de Tuiteros y Tutiteras Socialistas. Www.juanmartorano.blogspot.com , www.juanmartorano.wordpress.com , jmartoranoster@gmail.com, j_martorano@hotmail.com , juan_martoranocastillo@yahoo.com.ar , cuenta tuiter e instagram: @juanmartorano, cuenta facebook: Juan Martorano Castillo. Canal de Telegram: El Canal de Martorano.

 jmartoranoster@gmail.com      @juanmartorano

Visite el perfil de Juan Martorano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a278251.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO