Girando en torno de lo que nos domina (I)

Por la fuerza nos hicieron occidentales. Asesinaron y se apropiaron de las riquezas de los pueblos aborígenes. Para cometer este genocidio, impusieron su cultura, destruyendo la nuestra. Declararon a los naturales, salvajes, herejes, incivilizados y requeridos de tutelaje. Hoy nos llaman "Sudacas", y nos domina el neocolonialismo gringo. Reiterativamente afirman, que somos incapaces de auto gobernarnos, de administrar nuestras riquezas, que somos mal vivientes, que necesitamos de ellos, que son civilizados. "Los Estados Unidos parecen destinados por la providencia a llenar de hambre y miseria al continente en nombre de la libertad" Simón Bolívar.

La modernidad justifica el colonialismo. Lo europeo es ciencia, conocimiento cultivado, lo nuestro es brujería, primitivismo. "Primer mundo Vs Tercer mundo". El discurso de la modernidad es de dominación. "Con las armas melladas del capitalismo, no se puede construir el socialismo". Pretender humanizar "los valores" con los que nos dominan, es labor ideológica de la modernidad, con cuyos criterios nos han colonizados. La descolonización es una tarea previa e inmediata. SIN DESCOLONIZACIÓN NO HAY REVOLUCIÓN POSIBLE.

Con las petroleras vino a nuestro país, la cultura que hoy nos domina. La cultura colonizante gringa, desplazó a la española. El mercado pasó a ser el centro de la sociedad, y sus "mercaderes del templo", los nuevos "amos del valle". La oligarquía criolla venida del colonialismo, hoy burguesía, nace apátrida y cómplice del neocolonialismo gringo. Dictadura o democracia da lo mismo, si el capital gobierna.

Las ideas del mercado fueron poblando las ideas de la sociedad. Los medios de comunicación privados difundieron el interés del mercado, haciéndolo pasar como el interés de toda la sociedad. Crear ilusiones, falsear la realidad, e incoar falsas necesidades, fortalecieron la dominación.

Nuestras principales ciudades crecieron anarquizadas y la pobreza urbana pronto se visibilizó. Los intereses del capital trasnacional tomaban cuerpo. Los planes de gobierno se hicieron en función del interés del capital. La atención a la pobreza, requería de la demagogia y del asistencialismo; crearon partidos que llevados al poder, cumplieron el papel de contención y control social. Es la historia común de todos los pueblos colonizados. La ideología como "falsa consciencia" percola toda nuestra cultura. A la cultura colonizante hay que contraponerle una cultura revolucionaria; una contra cultura.

De la riquísima cultura aborigen nuestra, nuestro pueblo sabe poco. De este ocultamiento se ha encargado el capital, personificado en el Estado burgués. La historia como arma de la reacción se ha impuesto. Lo que se sabe de nuestro mundo prehispánico, es asombroso, pero es un cenáculo para especialistas, sabemos que fue extraordinariamente NATURAL. La naturaleza primero, y luego los seres vivos dentro de ella: La Pacha mama. Panteísmo.

La burguesía es representación del interés privado y el pueblo es expresión del interés común. Son intereses opuestos. Intuimos, a quien representa y defiende el Estado burgués. El interés del Estado es por tanto, el interés de una minoría. El interés privado no es abstracto, es concreto: es el de la propiedad privada. Legitimar y hacer valer el interés de ésta minoría, requiere de un cuerpo de poderosas leyes; el derecho del capitalismo es el derecho burgués. Toda la institucionalidad del Estado burgués, está direccionada en defensa de la propiedad privada. "El Estado se comporta como un poder superior…porque subordina…coarta y se opone a la independencia" (Marx). Hacer el socialismo desde el Estado burgués es tarea muy difícil. Casi imposible. ¿Qué es la transición? ¿Qué la modernidad? El socialismo no es continuidad del capitalismo, es ruptura desde lo opuesto.

El capitalismo es un sistema; funciona articuladamente como todo sistema. Es creación humana y por lo tanto temporal. Materias primas y fuerza de trabajo son limitados. Los dos son convertidos en mercancías. El capital, destruye a la naturaleza, con la misma intencionalidad que explota a los trabajadores asalariados. Si no lo hace perece. "El salario es la esclavitud moderna". Desde la modernidad no puede haber revolución social profunda, apenas inofensivas reformas. La subjetividad que tenemos de la modernidad, nos anula. Giramos en el entorno de lo que nos domina.

El capitalismo, se reproduce sin cesar; no descansa en su labor auto reproductivo. Su cultura es contrarrevolucionaria. Se disfraza de variadas formas. Cabeza colonizada, sujeto sumiso. La ideología oculta la esencia y muestra la apariencia. Donde hay ideología, hay clases, donde hay clases hay lucha de clases, donde hay lucha de clases, la revolución está latente. El capitalismo, produce para el mercado no para solventar necesidades. El capital, crea adición de sus postulados. Tiene una pléyade de consumidores que lo secundan, y de interesados y mercenarios que lo promueven.

La fuerza de trabajo produce más valor del que necesita. La mercancía oculta las contradicciones habidas en su producción. Del plus valor producido por la fuerza de trabajo y no pagado por el capitalista, sale la riqueza, pero también la pobreza. El desgaste biológico del obrero no cuenta, se contabiliza es el del capital. Domesticados los explotados, "la civilización" legitima y normaliza la explotación. ¿Cómo descubrirnos dentro de la dominación? El capitalismo engendra la pobreza. Solo denunciar el capitalismo, no produce su extinción.

El capital oculta en sus mercancías, todas sus contradicciones. El derecho burgués contiene la violencia del capital. "El pánico produce la anarquía, pero es también una comunicación social". La crítica profundiza la democracia, aún siendo ésta burguesa. Mejor es la crítica revolucionaria. En cualquier sistema, los burócratas odian a la crítica: los pone al descubierto. Donde hay desigualdades no hay democracia. La crítica no debe contentarse con denunciar las desigualdades, debe enfrentarlas con el pueblo en la calle. La descolonización del pueblo es condición vital para el éxito. El pueblo es el centro de su propia descolonización; es su auto liberación. Desde su emancipación, su fuerza es superior. La despolitización es contraria a la democracia. Politizarlo todo es tarea permanente. Hablo de participación colectiva. Donde hay ideología hay lucha de clases.

La ideología como "falsa consciencia", "integra" a los dominados. Lo hace sobre un inmenso tejido de control social, que en la medida de su avance, es dominación ideológica. Mostrar la apariencia del sistema y ocultar su esencia, es tarea de la ideología. "la producción y reproducción de la vida real" preocupó a Marx y Engels. "Libertad es conciencia de la necesidad" Engels. (CONTINUARÁ EL PRÓXIMO SÁBADO)

jesusm_vivas@hotmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 604 veces.



Jesús M. Vivas P.

Profesor Universitario con 45 años de servicio docente. PhD en Historia, egresado de la Universidad Complutense de Madrid. Más de 700 Artículos publicados a nivel nacional e internacional, mas de 60 años en la lucha revolucionaria, soy Jesus "Chucho" Vivas

 jesusm_vivas@hotmail.com

Visite el perfil de Jesús M. Vivas P. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: