Hablo paja (“fanfarroneo”), luego existo

"Erdogan va a quedar como un 'niño de pecho' con lo que pasaría aquí"

Maduro

"El ejemplo de Vietnam se quedaría corto"

Arreaza

"Él era el muro de contención de muchas de esas ideas locas que se nos ocurren a nosotros. Él imponía su liderazgo, su prudencia y su conciencia y nos evitaba actuar en muchas ocasiones con estas ideas locas nuestras"

Diosdado Cabello

I. Jorge Arreaza (JA), ¿el próximo Nguyen Giap?

Muchos venezolanos recuerdan cuando JA anuncio que un cartón de huevos debería costar máximo Bs. 420 (bolívares fuertes), hoy día el precio del cartón oscila entre 160000000 y los 240000000.Ahora JA amenaza a los EEUU, con algo peor que el "desastre del Tet".Creo que JA al igual que muchos chavista de la cúpula (nomenclatura) ahora disfrazados de burgueses revolucionarios les gusta oír sus fanfarronadas.

II. Fábula.

"Corría plácido el río, del bosque a la campiña. Sobre las aguas se doblaban las ramas, cargadas de rosados frutos. Por la orilla, al margen del bosque, seis conejos paseaban charlando como buenos amigos. En cierto momento, uno de aquellos frutos rosados se desprendió de la rama y cayó de golpe, sobre el agua, siendo arrastrado por la corriente. Al oír el ruido, los conejos se asustaron y echaron a correr, mientras corrían locamente, un chacal se cruzó con ellos.

-¿Por qué huyen así?- les preguntó.

Sin aliento, los conejos le respondieron:

-Un animal horrible… estaba escondido… Nos amenazaba…

Y siguieron corriendo, más veloces aún y asustados. El chacal echó a correr también detrás de ellos, huyendo, y detrás del chacal, un antílope, y viendo a aquellos animales presa del terror y oyéndoles hablar de un animal horrible, corrieron también con ellos, asustados, enloquecidos, un ciervo, un búfalo, un leopardo, el elefante, el lobo, el tigre. En parejas, en grupos, en manadas, todos los animales huían

De una espesura saltó un león. Tranquilo, solemne, empezó a burlarse de los fugitivos.

-¡Bravo! ¡Es un magnífico espectáculo! Todos llegarán primeros. ¿Y se puede saber por qué huyen de ese modo?

Respondieron a un tiempo, confusamente:

-No sabemos… Una bestia horrible nos sigue… Está acechando en un agujero… cerca del agua.

El león se mostraba incrédulo.

-¿Dónde está, pues, esa terrible bestia?

De nuevo hablaron todos a la vez:

-No lo sabemos exactamente. Nos parece que… Nos han dicho…

-Señor -respondió el tigre-, a mí me lo ha dicho el lobo.

-¿Y a ti, lobo?

-Yo lo he sabido por el leopardo.

-¿Y tú, leopardo?

-Me lo dijo el elefante.

Y así sucesivamente se llegó hasta los conejos. Todavía estaban sin aliento.

-Sí, sí… Nos escapamos… Un gruñido salvaje… Un gran rumor en el bosque.

-¡Vamos! Vengan todos conmigo -ordenó el león-. Tengo curiosidad por ver el lugar misterioso y la terrible bestia.

Los conejos, el chacal, el antílope y todos los demás animales le siguieron con el corazón encogido. Y he aquí que al llegar junto al río, al margen del bosque, un hermoso fruto rosado se desprendió de una rama y cayó golpeando el agua. Los conejos se estremecieron y estuvieron a punto de huir de nuevo a todo correr. El león se echó a reír.

-¡He ahí la horrible bestia!

Después los amonestó:

-Otra vez, antes de tener miedo, traten de reconocer lo que les espanta y no echen a correr solamente porque otro corre, ni huyan porque otro huye, y dice que quizá… que le parece… que le dijeron… El miedo, amigos míos, la mayoría de las veces, se alimenta de nada. ""

☻EN UN VIAJE POR LAS LETRAS. SANTIAGO: ALFAGUARA INFANTIL, 2011.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1906 veces.



Luis Antonio Azócar Bates

Matemático y filósofo

 medida713@gmail.com

Visite el perfil de Luis Antonio Azócar Bates para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: