Los aumentos a la casta militar y las miserias a los trabajadores

Los privilegios se obtienen por lealtad, obediencia y sumisión, así han logrados las prebendas las fuerza armada. Es una firme defensora del régimen y usa cualquier método para lograr su objetivo, desde la persuasión hasta la represión, su lema es "Con los civiles no se dialoga, se procede", el proceder es el uso de las armas, de esta forma la casta militar se ha ganado la confianza de los nuevos amos del valle, ellos también son dueños de una parte de la finca Venezuela que ellos llaman Patria. La clase obrera ha quedado desplazada y los trabajadores solo reciben las migajas es decir salarios miserables que no alcanzan para subsistir. La clase trabajadora se ha dejado engañar y manipular por una dirigencia sindical corrupta. Uno del más conspicuo representante de la clase obrera es Wills Rangel, que en vez de un dirigente sindical se parece a un magnate petrolero.

Ambas clases, están desprestigiada, las dos son cómplices del desastre del gobierno, es un gobierno que se cataloga de obrerista, pero resulta que es militarista, la clase obrera perdió su protagonismo y tomo una conducta pasiva y obediente de su dirigencia sindical, que se dejo envolver con planes y proyectos utópicos, donde se creían que la clase obrera había llegado al paraíso, con planes socialista, control obrero y así podían controlar la producción y administración de una empresa, pero lo real y lo verdadero es que la mayoría de las empresas del Estado y las expropiadas fueron entregadas al sector militar que las han llevado a la ruina y la catástrofe, pero todo esto ocurre bajo la mirada complaciente de la dirigencia sindical que se corrompió y se convirtió en cómplices de los militares en la debacle de las empresas, ahora no se discuten los contratos colectivos, el patrono estado impone las migajas económicas y sociales de la contratación colectiva, que son entregada por los sindicaleros al cambio de su participación en los negocios y comercialización de lo poco que producen estas fabricas. La mayoría no llegan a producir ni el 10 por ciento de su capacidad instalada. Una vez más se demuestra el fracaso de los hombres de armas al frente de la administración de las instituciones, mas en una empresa donde los conocimientos gerenciales y técnicos son primordiales.

Pero aun hay gremios y sindicatos que luchan por sus reivindicaciones económicas y sociales, el hambre y la miseria son el combustible para la lucha y pelean también por la dignidad y la vida, un ejemplo es la lucha de las enfermeras, médicos, profesores universitarios y la lucha reivindicativa de los trabajadores de CORPOELEC, con mas de 1 años del contrato colectivo vencido. El gobierno nacional ante esta realidad guarda silencio y algunos voceros de la elite gobernante que han señalado que no hay dinero para el aumento salarial de estos trabajadores y profesionales en conflicto. Esta es la postura de un gobierno violador de los derechos humanos, porque esta negando la alimentación y el bienestar a un sector de venezolanos que trabajan para brindar calidad de vida a los venezolanos. En estos últimos conflictos, las protestas han sido reprimidas por los esbirros de las fuerzas armadas.

Por ser los mantenedores de este oprobioso régimen que sume el país en el hambre, la miseria y la desolación, el gobierno de Maduro premia la lealtad y fidelidad con un aumento salarial a las FANB, aquí se observa las ingratitudes crueldad y maldad del régimen cuando niega el aumento salarial a un sector de profesionales que se merecen también un aumento salarial igual o mejor al otorgado al personal castrense. Asimismo mantiene a la mayoría de los trabajadores con un miserable salario mínimo nacional de 3 millones de bolivares que no alcanza para comprar medio kilo de queso.

El aumento de los militares, no se puede justificar solo por la lealtad a los jerarcas del gobierno y por ser represores de las protestas de los trabajadores exigiendo salarios que alcancen para cubrir la canasta alimentaria, ellos tienen derecho a percibir buenos salarios al igual como se lo merecen el resto de los trabajadores venezolanos y el gobierno de Maduro que se autonombra obrerista se los niega y prefiere mantener a los venezolanos con salarios miserables, todos merecemos salarios que dignifiquen nuestras vidas, que nos alcance para vestir, comprar zapatos, alimentarnos, para comprar las medicinas de nuestros tratamientos médicos y para la recreación. Según CENDAS en su informe mensual para junio 2018 la canasta básica alimentaria (contiene 60 productos de consumo básico) tuvo un costo de 164.157.722.00 bolivares. Por el alto costo de la vida, la hiperinflación que todos los trabajadores venezolanos deben devengar un salario igual o mejor que los militares.

De acuerdo a publicación de varios medios de una Tabla de Ajustes de Sueldos y Bonificaciones de las FANB a partir de mayo 2018, por ejemplo un Coronel de 28 años de antigüedad y 4 años en el grado de Coronel tiene un salario básico de 74.400.000,00 bolivares, un complemento salarial de productividad (60 por ciento de su salario básico) 44.640.000,00 Bs., prima de antigüedad de 22.320.000,00 Bs., prima de profesionalización de 10,416,000,00 Bs., un sueldo mensual de 160.452,000,00 Bs., con un salario integral de 220.621.500,00 Bs., con bonos millonarios, el bono vacacional integral de 330,932,250.00 y bonificación de un de año integral (120 días) de: 882,486,000.00 Bs. Un Primer Teniente de 8 años de servicio y 4 años como 1er Teniente tiene un salario básico de 34.800,000,00 bolivares, un complemento salarial de productividad (60 por ciento de su salario básico) 20,880,000.00 Bs., prima de antigüedad de 2,575,200.00 Bs., prima de profesionalización de 4,176,000.00 Bs., un sueldo mensual de 68,131,200.00 Bs., con un salario integral de 92,734,133.33 Bs., con bonos millonarios, el bono vacacional integral de 123,645,511.11 y bonificación de un de año integral (120 días) de: 370,936,533.33 Bs. Calculen ustedes amigo lector si un Coronel tiene como escalafón 24.80 salaros mínimos y un Primer teniente tiene 11.60 salarios mínimo. Saque cuenta de cuanto es el sueldo de un general que en el escalafón tiene 34.6 salarios mínimos, esto significa que cada vez que hay aumentos de salarios mínimos su sueldo aumentará o se homologará automáticamente, mientras el restos de los trabajadores quedaremos marginados por el gobierno que se hace llamar de los trabajadores.

Lo que llama mas la atención es el complemento salarial de productividad (60 por ciento de su salario básico). Este bono lo consiguieron seguramente por las buenas ventas de pollos, por la destrucción de las empresas básicas del Estado y las empresas expropiadas por el gobierno nacional y que ahora no producen ningún tipo de productos. Están en ruinas. Los medicos, las enfermeras, maestros, profesores, los trabajadores de Corpoelec e Ipostel, Los siderúrgicos, los trabajadores del aluminio y todos los trabajadores de Venezuela, incluyendo a los pensionados y jubilados que no pueden seguir devengando salarios que no alcanzan para comprar un kilo de queso, un cartón de huevos ni un kilo de carne y menos beberse un café.. Un gobierno miserables que otorga salarios miserables a los trabajadores, mientras ellos ostentan riquezas y están gordos por la buena alimentación. Los amos del valle cabalgan en los cuatro jinetes de la Apocalipsis, la muerte, el hambre, la miseria y el terror causan la desolación en el país, los jóvenes emigran del país, buscando la prosperidad y nuevos horizontes en otros países, y así poder ayudar a sus padres que se quedan en esta pesadilla y caricatura de patria que han convertido a Venezuela, las fuerzas armadas traicionaron la patria, cuando permiten la destrucción y saqueo de un rico país, traicionaron los ideales de nuestros libertadores Bolívar, Miranda, Sucre, Páez, Piar, Ribas, Pedro Camejo y otros que entregaron sus riquezas y vida en defensa del país, ante el vasallaje colonial español, si antes con los adecos y copeyanos dependíamos de USA, ahora dependemos de los imperios chinos y rusos con la asesoría y la obediencia debida que tienen los militares con los oficiales cubanos que los dirigen y les trazan líneas de conductas.

Los trabajadores venezolanos tienen que exigir al gobierno de Maduro un aumento salarial que permita vivir dignamente, Llego la hora de la lucha, todos deben ser solidario con las acciones que realizan las enfermeras, médicos, profesores universitario, etc. Asimismo deben desconocer la dirigencia sindical oficialista que solo cumple el papel de contención en las luchas reivindicativa. Todos los trabajadores unidos deben incorporarse a estas jornadas de lucha para lograr que sus aumentos se equiparen o se homologuen a los que devenga la casta militar

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2372 veces.



Juan Linares Ruiz

Ex-parlamentario regional. Especialista en Crisis. Temas Preferido: Ecología, Política Internacional y Laboral. Militante de Marea Socialista en el estado Bolívar.

 jlrlinares@gmail.com      @JuanLinaresRuiz

Visite el perfil de Juan Linares Ruiz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Juan Linares Ruiz

Juan Linares Ruiz

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a266374.htmlCd0NV CAC = Y co = US