Respuesta a un lector colombiano

"La discreción en las palabras

vale más que la elocuencia."

Francis Bacon

Dos o tres días, después de la elección presidencial en Colombia, el cual dio, como resultado: dos candidatos directo al balotaje, Iván Duque, quien salió favorecido con una votación considerable, el cual le daba grandes posibilidades de ser electo presidente–como ocurrió– y por el otro lado, Gustavo Petro Urrego, candidato inclinado hacia la izquierda, sin definiciones concretas, pero surgió, como una esperanza del pueblo colombiano frente a la oligarquía; me encontré en el Facebook, a una señora, a quien conocí a través de unos familiares, hablando peste de Gustavo Petro, alarmada por la votación, y a medida que se acercaba la segunda vuelta les pedía a los colombianos que no sufragaran por él, porque–según ella– iba acabar con su país, pero lo paradójico, y triste, es que, esa mujer tiene años en Venezuela, se vino espantada por la situación de su patria, manejada los últimos años, por verdaderos cipayos entregados a los gobiernos estadounidenses.

Apenas leí las descargas de esta señora contra Gustavo Petro, me vino a la memoria un correo, que me hizo llegar un lector colombiano, el cual parece que lo tiene guardado, para utilizarlo, como respuesta, cuando le tocan el tema de la situación de su país. Hace tres días, escribí un artículo sobre la disparidad cambiaria en la frontera, donde han establecido una feria permanente los comerciantes, aprovechando la familiaridad, y facilidad para contrabandear productos esenciales para el desenvolvimiento de esa parte de Colombia. Nuevamente el amigo colombiano, me repitió el mismo correo– con cierto respeto– sin cambiarle, ni siquiera una coma; transcribo textualmente parte del email, con los errores, como me llegó: " Respetado Narciso. Lo invito a venirse a Colombia unos días, o ( de por vida ) como lo hacen millones de compatriotas suyos a quienes recibimos con cariño ( podrá comprobarlo )

El verdadero problema es que ustedes los venezolanos no están en ninguna guerra. ( se la inventó el chavismo para gobernar la ignorancia del pueblo ). Por más que insistan en culpar a la oposición ( vapuleada, oprimida, reprimida, silenciada y destrúida por ustedes ) o al "imperio " YA NADIE LES CREE..... da es risa....

Están quebrados por un equivocado manejo macroeconómico que consiste en gastar más de lo que se produce. Regalar y regalar dinero inorgánico, como si jugaran al juego de monopolio de nuestra infancia.

Mientras los chavistas solucionan eso que montaron allá, le insisto, lo invito a venirse a Colombia. Ese " calamitoso" país según los intelectuales chavistas.

Acá los supermercados si están llenos, hay comida para ricos y pobres, medicinas, servicios públicos, educación y transporte ( en buses no en perreras ) para todos. La inflación el mes pasado fue de 0,15%. 3% anual... lo mismo que ustedes en unas horas.....

¿ tan raro no ?.....

No somos perfectos, tenemos muchos problemas pero no necesitamos ninguna ' revolución' de habladores.

TRABAJAMOS MUCHO, eso si !!!!

Saludos

Daniel Hernandez

Lo importante de este repetitivo mensaje, es que da para desenmascarar a un defensor de la oligarquía colombiana, cuando se va por las ramas para abordar el problema de su país, ampliamente conocido, y que, por muchas vueltas, no lo puede esconder. La primera mentira, es cuando afirma del trato con los venezolanos; nada más falso, porque todo el mundo sabe, como los recibían, agregándole a esto, la relación del patrón con el obrero, y las limitaciones en las posadas en cuanto al consumo de agua, y electricidad; todo totalmente limitado. Por la otra parte, se aprendió la lección de la oligarquía, comandada por Álvaro Uribe, cuando niega la guerra económica, defiende la oposición venezolana, y al imperialismo, a pesar de tener 7 bases militares en su país. No toca por ninguna parte el mensaje del Padre Ramiro Arango, religioso de la ciudad de Cali, cuando descargó a Uribe por asesino, y al recién electo Iván Duque, a quien tildó de títere; como dice la expresión popular: "para muestra un botón" la visita al secretario de la OEA, nos dice hacia donde apunta con la mirada.

El remitente del correo, el señor Daniel Hernández, no le gustó la explicación en mi reciente artículo, sobre el bombardeo aplicado a la economía venezolana (¡Todo a millón! El dólar paralelo la daga) porque precisamente la inflación en nuestro país, con ribetes alarmantes, es orquestada por medio del dólar, en complicidad con el peso, y para eso han montado en cada esquina una casa de cambio al pisar del otro lado. El señor Hernández, nos presenta (EL PARAISO COLOMBIANO) pregunto: ¿cuál es el motivo del contrabando de gasolina, y otros productos? Pero para que no se ponga bravo, le voy a creer el cuento por demás fantasioso.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1034 veces.



Narciso Torrealba


Visite el perfil de Narciso Torrealba para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Narciso Torrealba

Narciso Torrealba

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a266275.htmlCd0NV CAC = Y co = US